Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Las inundaciones causan 175 muertos en el sur de China

Al menos 175 personas murieron en las últimas tres semanas por las inundaciones en China, según el gobierno; se esperan más lluvias
lun 20 junio 2011 10:21 AM
AFP
Lanxi-inundaciones-AFP AFP

Inundaciones provocadas por intensas lluvias en el sur de China causaron en las últimas tres semanas 175 muertes, informó este lunes el Ministerio de Asuntos Civiles, según reportes de la agencia estatal Xinhua.  

Las lluvias torrenciales que comenzaron en el sur y suroeste el 3 de junio pasado, provocaron el desbordamiento del río Yangtze, el más largo de China, lo que afectó a 36.5 millones de personas y provocó la evacuación de 1.6 millones de personas en 510 condados.

Las inundaciones, que destruyeron al menos 8,400 casas sólo en la provincia de Zhejiang, han causado pérdidas por el equivalente a 5,400 millones de dólares, según el ministerio.

En dicha provincia, la ciudad de Lanxi se encuentra apenas protegida por unos 70 kilómetros de diques, los cuales están en peligro de ceder ante la crecida del río Lanjiang, que registra 34 metros de altura, el más alto en 45 años, según Xinhua.

Autoridades locales reubicaron a residentes de dicha ciudad, pero 20,000 aún se encuentran en riesgo. Además, trabajan para reforzar los diques.

La emergencia está aún lejos de terminar.

Publicidad

Este lunes, el gobierno chino pidió a varias provincias que se preparen para nuevas inundaciones, debido a que se pronostica más lluvia para la próxima semana.

En tanto, el buró hidrológico del río Yangtze informó este lunes que varias estaciones registran un incremento en el nivel del agua de medio metro por día.

El ministerio también informó que intensas lluvias han afectado a la provincia de Gansu, en el noroeste del país, y hay reportes de 19,000 personas afectadas y 474 casas destruidas. Al momento no se reportan personas fallecidas.

China sufren inundaciones, tifones y otras catástrofes naturales en sus meses estivales (junio, julio y agosto), que el año pasado causaron más de 4,300 muertos, en la temporada más catastrófica de los últimos 12 años.

Publicidad
Publicidad