Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Desaparición de una niña revela el drama del rapto infantil en Argentina

Más de 2,000 policías buscaron a una niña de 11 años en un caso que llegó hasta la Casa Rosada: la pequeña fue hallada muerta este miércoles
mié 31 agosto 2011 08:00 PM
La madre de Candela Rodríguez acude a reconocer el cuerpo de su hija
AFP. Candela Rodríguez-Argentina La madre de Candela Rodríguez acude a reconocer el cuerpo de su hija

El cuerpo sin vida de la niña Candela Rodríguez fue hallado este miércoles en una autopista aledaña a Buenos Aires, lo que puso fin a una inusual búsqueda de nueve días en Argentina en la que participaron 2,000 policías, más de 100 patrullas, varios perros rastreadores y dos helicópteros.

La desaparición de la niña de 11 años conmocionó a la sociedad argentina y alcanzó la atención personal de la presidenta Cristina Fernández, quien recibió el jueves pasado a la madre de la menor, Carola Labrador.

Candela desapareció a pocas calles de su casa, en las afueras de Buenos Aires, el 22 de agosto pasado, cuando salió para encontrarse en una esquina cercana con compañeras de un grupo de niños exploradores.

“A mí me robaron a mi hija. Le tocó a mi hija pero mañana puede ser la hija de otro. Yo la voy a recuperar”, aseguró la madre de Candela el martes pasado.

La desaparición y muerte de su hija estarían relacionadas con llamadas en las que se le exigía un pago a cambio de la liberación de su hija. “Devolvé la plata o la mato”, asegura un hombre en un audio difundido por el canal C5N.

El padre de Candela, quien cumple una condena por robo de vehículos, declaró el jueves pasado ante la justicia y aportó algunos datos que no condujeron a ninguna pista firme.

Publicidad

Cientos de personas marcharon en los últimos días por las calles de Hurlingham, un barrio de la zona metropolitana de Buenos Aires, para reclamar la aparición de Candela, mientras que al operativo policial se sumó el gobernador de la provincia capitalina, Daniel Scioli.

Las autoridades bonaerenses ofrecieron una recompensa de hasta 100,000 pesos argentinos (más de 23,500 dólares) por datos que llevaran al paradero de la niña.

El caso Candela también fue seguido la Interpol, luego de que relacionarse con el caso llamadas telefónicas provenientes de Uruguay, explicó el fiscal Marcelo Tavolaro. La Interpol “dispuso realizar operativos en ese país”, afirmó el fiscal.

“Por Dios, me mataron a mi hija”, lamentó la madre de Candela este jueves, al reconocer el cuerpo de la niña cerca de la localidad de Villa Tesei.

La organización Missing Children, que activó una línea telefónica durante la búsqueda de Candela, informó que el caso elevó a 210 la cifra de niños desaparecidos en el país sudamericano.

La desaparición de Candela se sumó a la de otra una niña y una joven, en una serie de casos ocurridos recientemente que alimentan las sospechas sobre la responsabilidad de las mafias de trata de personas y de redes de pedofilia.

“Hay miles de chicas que han sido rescatadas por los equipos del gobierno federal y la justicia federal, pero el fenómeno sigue estando muy presente, las redes mafiosas siguen estando intactas porque es un fenómeno muy lucrativo, aseguró la diputada de Buenos Aires, María Elena Naddeo.

Publicidad
Publicidad