Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La policía de Londres desaloja violentamente a un grupo de gitanos

Una de las residentes dijo que la policía golpeó a algunas personas al expulsarlos de un terreno que ocupaban de forma ilegal
mié 19 octubre 2011 03:54 PM
desalojo de dale farm
dale-farm desalojo de dale farm

La policía británica desalojó este miércoles por la mañana a un grupo de gitanos que habitaba casas ilegalmente establecidas, luego de una larga batalla y a pesar de que las Naciones Unidas había pedido que se llegaran a una resolución diferente.

El humo salía del complejo Dale Farm, en Essex, cerca de Londres, mientras la policía sacaba a la gente del lugar. Una mujer mayor en silla de ruedas estaba entre los desalojados.

Al menos una casa rodante fue incendiada.

Publicidad

El desalojo “pone en riesgo a 83 familias de personas sin hogar”, dijeron residentes de Dale Farm en un comunicado emitido el miércoles.

“La única violencia premeditada fue de parte de la policía. Sabían exactamente lo que estaban haciendo al golpear a la gente”, dijo Mary Sheridan, una residente de Dale Farm, quien dejó el lugar para mudarse con un familiar.

“No es la manera en que una comunidad debería ser tratada por sus propias autoridades. Es ilegal que viajemos pero también es ilegal que nos establezcamos aquí. Estamos siendo atacados por la policía pero no tenemos a dónde más ir”, añadió.

Había un aire de resignación entre los residentes quienes abandonaron el lugar pocas horas después de que la operación de la policía comenzó.

La mayoría se retiró a algunas zonas del complejo donde hay algunas viviendas legales, solo se quedaron unos pocos activistas que no residen ahí que se enfrentaron a la policía.

“Ahora tenemos el lugar bajo control, la tensión se redujo y los oficiales han comenzado limpiar la zona”, informó el superintendente de la policía, Trevor Roe.

Siete personas fueron arrestadas por desórdenes violentos y quebrantamiento de la paz, según la policía de Essex. Las autoridades reconocieron que utilizaron una pistola paralizante con una persona y no contra dos, como había dicho antes.

Dale Farm ha estado en medio de la controversia durante años. Las autoridades locales insisten en que los residentes, conocidos como gitanos, se van porque no tienen permiso de residencia permanente.

Un comité antidiscriminación de las Naciones Unidas urgió el mes pasado a las autoridades británicas a detener sus planes de desalojo luego de que los residentes perdieron el caso en la corte.

El Comité de la ONU sobre la Eliminación de la Discriminación Racial expresó su "profundo pesar" porque las autoridades planeaban obligar a los residentes irse "antes proporcionar alojamiento apropiado".

"Los viajeros y los gitanos ya enfrentan una considerable discriminación y hostilidad en la sociedad en general y el Comité está profundamente preocupado de que esto podría empeorar a causa de las medidas tomadas por las autoridades de la situación actual y por algunos medios de comunicación que informan sobre el tema", dijo el comité en un comunicado septiembre pasado.

Publicidad
Publicidad