Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

¿Hacia dónde van Grecia y su crisis? Cinco distintos escenarios

El primer ministro de Grecia está listo para formar un gobierno de unidad nacional y descarta por completo su renuncia
vie 04 noviembre 2011 12:51 PM
AFP
Papandreou-Grecia-AFP AFP

El gobierno griego vive una gran presión para resolver la crisis de deuda del país .

El miércoles, el ministro de finanzas de Grecia se pronunció en contra del plan de primer ministro Yorgos Papandréu para llevar a cabo un referéndum sobre el acuerdo que Europa le está ofreciendo a Grecia. Posteriormente, el jueves, dijo que retiraba dicho plan ya que no había necesidad de realizarlo tras constatar el apoyo de la oposición a las duras medidas de austeridad que lo acompañarían. No está claro si eso significó que cancelaría el referéndum , cuyo anuncio disparó el caos en los mercados.

Los líderes de Alemania y Francia advirtieron a Grecia que si no acepta el ofrecimiento, habría una moratoria casi simultánea y Grecia tendría que abandonar la zona euro.

La oficina de Papandréu dijo el jueves que está listo para incursionar en un gobierno de unidad nacional con la oposición, pero no está dispuesto a realizar elecciones prematuras, una condición que el líder de oposición, Antonis Samaras, incluyó en su ofrecimiento de un gobierno de unidad.

Asimismo, aumentando el nivel de ansiedad, Papandréu enfrentará un voto de confianza en el Parlamento griego este viernes. Por la mañana del jueves, hubo versiones de que Papandréu podría renunciar. Sin embargo, su oficina dijo explícitamente que no tenía planes de hacerlo.

CNN.com solicitó a cinco expertos que evaluaran la situación, incluyendo qué sigue para Grecia y qué se siente estar en medio de la incertidumbre. Esto es lo que dijeron:

Publicidad

Si el primer ministro renuncia, se procede a un estatus de gobierno provisional

Heather Conley es directora del Programa de Europa del Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales.

Si Papandréu renuncia, el gobierno griego "entrará en un estatus de gobierno provisional hasta que se puedan llevar a cabo las próximas elecciones", destacó.

"Pienso que sería un resultado previsible que Papandréu se hiciera a un lado y que un gobierno tecnócrata –un gobierno que recibiría todo el apoyo del parlamento- asumiera el poder de manera provisional hasta que se llevasen a cabo las elecciones".

Grecia es una "señal" para inversionistas

Kevin Dunning, editor de The Economist especializado en Europa Occidental, destaca que la deuda de Grecia es mucho mayor que su pequeña economía.

Asimismo, señaló que las aflicciones financieras de Grecia han sido una especie de "señal" para inversionistas y gente que tiene su dinero en bancos en economías más grandes de países como España, Portugal e Italia.

"Ven a Grecia, observan la manera en que la zona euro está manejando la crisis y dicen: Si algo malo sucede en Grecia que no puede resolverse en una economía tan pequeña, ¿qué significa eso para el país en donde está mi dinero?", comentó a CNN.

Puede que los inversionistas empiecen a sacar su dinero de esos bancos de países más grandes, causando más daño a la economía europea en general, destacó Dunning.

"El mito de la bancarrota"

Stergios Skaperdas, profesor de economía de la Universidad de California-Irvine, escribió recientemente un artículo delineando los siete mitos de la crisis griega. El primer mito es que la moratoria será catastrófica para Grecia.

"La timidez al defender los intereses griegos con los políticos de la troika y Europa del Norte, es un denominador común en la respuesta del gobierno griego ante la crisis. ¿Cómo podría la bancarrota ser catastrófica cuando la deuda existente es insostenible según todas las partes desinteresadas, e incluso según muchas interesadas, incluyendo al ministro de finanzas de Alemania?

"La pregunta ya no es si Grecia debería caer en moratoria sino sobre el tamaño de la misma y si debiera ser voluntaria, con el consentimiento de la gran mayoría de los portadores de bonos, o bien, unilateral, involucrando a una minoría".

Regresar al dracma sería una "pesadilla"

"En Grecia, todos están bajo severas tensiones", comentó a CNN Antonis Papayiannidis, editor de Greece's Economic Review. "Tanto nuestras finanzas como nuestra autoestima están bajo gran presión. Pero si después de todo, el referéndum se lleva a cabo o se realizan elecciones al margen de lo que haga el gobierno o el primer ministro, nosotros los griegos tenemos que pensar dos o tres veces antes de decir no a la situación", que implique la salida de Grecia de la zona euro.

Dijo que la alternativa al euro sería regresar al dracma, pero sería una "pesadilla".

Un grupo creciente de economistas argumenta que sería inteligente regresar a la moneda anterior, según un reporte del New York Times publicado el martes.

¿Por qué ofrecer más ayuda?

Graham Bishop es un analista independiente de asuntos financieros de la Unión Europea y brinda Desarrollo Profesional Continuo sobre la regulación financiera de la Unión Europea en www.GrahamBishop.com.

"Sería difícil entender por qué la zona euro debiera ofrecer más ayuda –a menos que el hacerlo fuera muy claramente por sus propios intereses", comentó en un artículo de opinión en CNN.com .

"El riesgo de las fallas bancarias de la zona euro (y los efectos negativos subsecuentes) ha sido un gran incentivo, pero para el momento en que se lleve a cabo el referéndum, todos los bancos estadounidenses debieran haber sido analizados aún más profundamente por sus reguladores y los planes de recapitalización también deberían estar listos. El análisis debería extenderse inmediatamente a la inclusión de los riesgos de la contraparte –el riesgo del efecto dominó- ya que es evidente que no habrá nadie que sacar bajo fianza de los propios bancos griegos, por lo que individuos externos prudentes deberían asumir que todos fracasarán y planificar para las consecuencias naturales.

Inmediatamente después del referéndum, Grecia seguirá siendo miembro de la Unión Europea; su decisión implícita de caer en moratoria de préstamos hechos por la UE debería implicar una sanción automática para no realizar más desembolsos de los fondos estructurales de la UE, subsidios agrícolas, préstamos del Bando de Inversión Europea y similares. Las inyecciones de capital planeadas de este tipo totalizan alrededor del 7% del PIB de Grecia".

Publicidad
Publicidad