Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El fracaso del euro es un "lujo que no podemos pagar", advierte Sarkozy

Alemania y Francia buscan consensos drásticos entre los miembros de la Unión Europea en medio de la crisis de deuda en la región
jue 08 diciembre 2011 06:28 AM
Angela Merkel y Nicolas Sarkozy dialogan
AFP. Merkel-Sarkozy-zona euro Angela Merkel y Nicolas Sarkozy dialogan

El fracaso de un acuerdo esta semana para salvar al euro durante el encuentro en Bruselas, Bélgica, es un "lujo que no podemos pagar", dijo el presidente Nicolas Sarkozy este jueves. 

"Este es nuestro deber. No tenemos otra opción", dijo el mandatario, y advirtió que la Unión Europea no tendrá una segunda oportunidad.

El ministro francés para Asuntos Europeos, Jean Leonetti, advirtió horas antes que la moneda de la región podría “explotar” y Europa podría “separarse”.

Eso sería “un desastre no sólo para Europa, sino para el mundo entero”, aseguró Leonetti a la televisora francesa Canal+, mientras  líderes europeos reunidos en Bruselas tratan de salvar la moneda de la comunidad .

El Banco Central Europeo recortó su tasa de interés clave a 1% a partir del 14 de diciembre, anunció el organismo antes del encuentro.

Las deudas nacionales de los países del euro, incluidos Grecia e Irlanda, han orillado a la moneda común al riesgo de colapso, forzando a los prestadores internacionales a intervenir.

Publicidad

Los recortes en presupuestos que han demandado han llevado a protestas masivas tras las cuales se destituyeron gobernantes de ambos países, y no son los únicos con niveles de duda preocupantes. 

Alemania y Francia están buscando una mayor influencia de la Unión Europea en los presupuestos nacionales de los países que usan el euro, luego de que las deudas nacionales de algunos miembros, incluyendo la de Irlanda y Grecia, impulsaron a la moneda al borde del colapso.

El presidente francés Nicolas Sarkozy y la canciller alemana Angela Merkel, quienes guían a las dos mayores economías de la Zona Euro —integrada por 17 países—  presentarán los detalles de sus planes en la cumbre en Bruselas.

Pero los planes podrían requerir que los 27 miembros de la Unión Europea acuerden  cambios fundamentales a tratados de la Unión Europea , y el primer ministro británico David Cameron ha prometido regatear duramente antes de participar.

El Reino Unido es uno de los 10 países de la Unión Europea que no usan el euro como moneda.

El secretario del Tesoro de Estados Unidos, Timothy Geithner, ha estado recorriendo Europa antes de la cumbre para destacar la importancia de que la Unión Europea ponga a su crisis bajo control.

“Quiero enfatizar de nuevo lo importante que es para Estados Unidos y los países en el mundo que Europa triunfe en su esfuerzo por construir una Europa más fuerte, y confío en que lo lograrán”, aseguró Geithner en Francia el miércoles.

Algunos detalles acerca de otro plan de la Unión Europea ya se han filtrado.

Las naciones europeas podrían ser penalizadas con el despojo de algunos poderes si fallan en administrar sus presupuestos, de acuerdo con un documento confidencial del presidente de la Comisión Europea, Herman Van Rompuy, que fue filtrado el martes.

Las propuestas de Van Rompuy podrían ser más estrictas que las de Merkel o Sarkozy.

El documento de cinco páginas propone que la Comisión Europea reciba la capacidad de retirar derechos de voto en la Unión Europea a algunos países que han sido rescatados, pero aún no logran cumplir con sus objetivos de déficit.

El brazo ejecutivo de  la Unión Europea podría forzar a los países rescatados, como Grecia , Irlanda y Portugal, a cumplir con las regulaciones del déficit.

La cumbre ocurre bajo la sombra de un reciente reporte de la agencia Standard & Poor’s, que amenaza una baja en la calificación de 15 miembros de la Eurozona. Incluso Francia y Alemania, calificadas con AAA, han sido puestas a revisión en un posible descenso mientras las crisis de deuda empeoren.

Dos miembros de la Eurozona no fueron puestos en el medidor crediticio. Grecia porque su rango de crédito ya registra un algo riesgo de falla y Chipre, que ya estaba bajo revisión.

Publicidad
Publicidad