Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El Congreso autorizó a la DEA realizar operaciones encubiertas, afirma EU

El Departamento de Justicia señala en una carta que las operaciones se llevan a cabo desde 1984, aunque negó detallar cómo se efectúan
vie 09 diciembre 2011 10:36 PM
Soldados panameños revisan cocaína decomisada
EFE. Panamá-cocaína-narcotráfico Soldados panameños revisan cocaína decomisada

Las operaciones encubiertas contra el lavado de dinero llevadas a cabo por la agencia antidrogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) fueron autorizadas por el propio Congreso y sus detalles no pueden ser discutidos públicamente, afirmó este viernes el gobierno estadounidense.

Ronald Weich, subsecretario del Departamento de Justicia, envió una carta al representante republicano Darrell Issa en la que sostiene que esas operaciones fueron aprobadas por el Capitolio desde 1984, según un reporte de la agencia Notimex.

"En términos de la autoridad de la DEA para estas operaciones, desde 1984 el Congreso autorizó a la DEA a usar recursos para realizar ciertas operaciones encubiertas y permitió a la DEA depositar los fondos de esas operaciones en bancos", dice la misiva.

Issa, presidente del Comité de Supervisión y Reforma Gubernamental de la Cámara de Representantes, informó esta semana que inició de una investigación sobre las operaciones de la DEA .

El anuncio se produjo después de que el diario estadounidense The New York Times publicara que la agencia lava dinero de cárteles de la droga mexicanos como una medida para identificar a sus líderes y conocer la estructura de sus organizaciones.

"Dada la amplitud de la petición (de Issa), y la sensibilidad de las operaciones involucradas, lamentamos que no estamos en posición de dar un informe en el plazo requerido", dice la carta citada por Notimex. "Por su naturaleza, (los detalles) no son apropiados para su discusión pública".

Publicidad

"No hablaremos de estos operativos hasta que tengamos tiempo para prepararnos apropiadamente, y entonces lo haremos en el contexto adecuado", añade el texto.

Los cuestionamientos del Congreso se producen en momentos en que el Legislativo investiga la polémica operación Rápido y Furioso, bajo la cual agentes de la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF) permitieron que unas 2,000 armas ingresaran a México y terminaran en manos del crimen organizado.

El Departamento de Estado estadounidense indicó el martes que las operaciones de Washington están "completamente coordinadas"  con las autoridades mexicanas, pero evadió comentar los reportes sobre lavado de dinero por parte de la DEA. Aseguró que corresponde a la agencia y al Departamento de Justicia, del cual depende, responder por ellos.

La DEA hizo eco al mensaje del Departamento de Estado y aseguró que su personal trabaja con oficiales mexicanos que tienen la responsabilidad exclusiva de las operaciones en México.

La Procuraduría General de la República mexicana (PGR), en tanto, respaldó al gobierno estadounidense horas más tarde, al anunciar que mantiene "un intenso intercambio de información" con las dependencias sobre las operaciones contra el lavado.

Las controversias sobre los métodos de dependencias estadounidenses han sido usadas por la oposición republicana para atacar al gobierno del presidente Barack Obama de cara a la elección presidencial de 2012, en la que busca la reelección.

El gobierno de México exige que Washington tome las medidas necesarias para frenar el tráfico de efectivo y armas a su territorio, porque argumenta que estos elementos fortalecen a los delincuentes y dificultan combatirlos.

Publicidad
Publicidad