Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

La oposición sira acusa al gobierno de los atentados suicidas en Damasco

La oposición dice que su ejército rebelde y otras fuerzas no tienen la capacidad para este tipo de ataques
sáb 24 diciembre 2011 06:41 AM
siria coche bombas
siria coche bombas siria coche bombas

El gobierno del presidente Bashar al-Assad culpó a los terroristas dentro y fuera de Siria por los atentados que cimbraron a la capital del país este viernes. Pero la oposición calificó los ataques como una obra del régimen.

Las acusaciones por ambas partes llegan en medio de uno de los periodos más sangrientos durante el levantamiento de meses de duración, que plantea interrogantes sobre si los observadores de la Liga Árabe que llegarán a Siria pueden hacer algo para detener la creciente violencia.

Estados Unidos, que ha pedido a al-Assad hacerse a un lado y ha puesto en marcha sanciones contra el régimen, deploró los atentados y dijo que "no hay justificación para el terrorismo de ningún tipo".

"Es crucial que los ataques no impidan el trabajo crítico de monitoreo de la misión de la Liga Árabe para documentar y determinar las violaciones de los derechos humanos, con el objetivo de proteger a los civiles", dijo el vocero adjunto del Departamento de Estado, Mark Toner este viernes.

"Esperamos que esta misión proceda sin trabas en un clima de no violencia. La carga está en el régimen a que cooperen plenamente y rápidamente con la misión de vigilancia."

Más de 5,000 personas han muerto, según un reporte de las Naciones Unidas desde que al-Assad inició una brutal represión en marzo contra los manifestantes anti-gubernamentales que piden su destitución. El gobierno sirio dijo que 2,000 de sus soldados y fuerzas de seguridad han muerto en la sublevación, que lo atribuye a "bandas armadas".

Publicidad

La violenta represión ejercida por las fuerzas de seguridad de al-Assad en contra de la oposición ha ganado la condena mundial de Estados Unidos, la Unión Europea, la Liga Árabe y Turquía.

Los ataques suicidas con bombas en Damasco , en medio de un aumento de la violencia de esta semana, cobró la vida de casi 300 personas, de acuerdo con el Consejo Nacional de la oposición siria.

Los funerales comenzaron este sábado para las 44 personas que murieron en el atentado suicida de dos coche bomba el día anterior en las oficinas de las dos ramas de la seguridad en Damasco, dijo el Ministerio del Interior en un comunicado enviado a la agencia estatal de Siria, Arab News. Al menos 166 resultaron heridas en el ataque, dijo el ministerio.

Otras 21 personas, entre ellas dos niños, murieron en los ataques contra el gobierno, de acuerdo con los Comités de Coordinación Local de Siria.

CNN no puede verificar independientemente los informes. El gobierno sirio ha restringido el acceso a periodistas internacionales.

Los ataques de Damasco fueron los primeros informes conocidos de atentados con coches bomba desde el levantamiento que se inició en marzo, y se produjo en medio de crecientes temores de un conflicto civil en toda Siria.

El ministerio dijo que los atentados "tienen las huellas de Al-Qaeda por todos lados, marcando una escalada en los ataques terroristas que afligen a Siria a manos de grupos armados terroristas durante más de nueve meses", según el comunicado enviado a SANA.

El ministerio, según SANA, pidió a los sirios "hacer su parte" y reportar cualquier actividad sospechosa para que las autoridades pueden poner fin al "terrorismo y los delitos."

El Ejército Sirio Libre, la fuerza rebelde compuesta por militares desertores, ha lanzado ataques contra las fuerzas de al-Assad en las últimas semanas, aunque ella y otras fuerzas de oposición no tienen "la tecnología utilizada en un bombardeo masivo", dijo Al Rihawi.

Se calificó el ataque como "un trabajo del régimen de Assad", diciendo que envía un mensaje a los supervisores de la Liga Árabe de que el régimen está luchando contra los terroristas y no contra los manifestantes.

El equipo de la Liga Árabe en Damasco visitó los sitios de explosión, dijo a CNN un alto funcionario de la Liga Árabe.

La misión de observación es parte de una iniciativa de la Liga Árabe que pide la retirada del ejército sirio y las milicias de las ciudades, la liberación de los detenidos y poner fin a toda forma de violencia. 

Publicidad
Publicidad