Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

¿Qué hay detrás de las protestas por los combustibles en Nigeria?

El gobierno argumenta que el subsidio es una carga para las finanzas mientras que el pueblo dice que los aumentos van contra sus bolsillos
lun 09 enero 2012 08:02 PM
nigeria_huelga
nigeria_huelga nigeria_huelga

(CNN)  Nigeria, el mayor productor de petróleo en África, puso fin el día de Año Nuevo a los subsidios del petróleo, que habían mantenido los precios de la gasolina bajos de manera artificial. 

El costo de un litro de gasolina se disparó de 65 nairas (40 centavos de dólar) a al menos 141 nairas (86 centavos de dólar) prácticamente de un día para otro.

Desde ese día, los nigerianos enfurecidos han salido a las calles, montando protestas bajo el lema Ocupa Nigeria y llevando a cabo manifestaciones masivas en todo el país.

La policía ha respondido contundentemente con muchos arrestos. Al menos una persona ha muerto en medio de los disturbios: al parecer, una bala de la policía de Ilorin alcanzó el 3 de enero a Muyideen Mustafa, un estudiante de 23 años, en el estado de Kwara. 

Un vocero de la policía en el estado de Kano confirmó a CNN que la semana pasada lanzaron gases lacrimógenos contra una multitud que llevaba a cabo una protesta a la medianoche, con el fin de dispersar una gran manifestación pacífica realizada por musulmanes y cristianos.

¿Cuál es el trasfondo de la decisión?

Publicidad

El gobierno intenta liberalizar el sector petrolero del país y cree que subsidiar el consumo de petróleo es una carga para las finanzas públicas que resultará ser insostenible en el largo plazo. Muchos sostienen que los únicos beneficiados por el subsidio fueron los importadores de combustibles. El gobierno dice que la medida le ahorrará al erario más de un billón de nairas (6,130 millones de dólares) en 2012.

Reuben Abati, vocero del presidente Goodluck Jonathan, dijo a CNN que el dinero ahorrado por la eliminación del subsidio ayudará a mejorar los servicios públicos y a construir la tan necesaria infraestructura en un país con malas carreteras, con falta de energía y sin refinerías en funcionamiento.

Nigeria produce cada día alrededor de 2.4 millones de barriles de crudo, aunque importa aproximadamente el 70% de su gasolina de países tan lejanos como el Reino Unido y Venezuela, ya que sus propias refinerías no están en servicio después de años abandono por corrupción.

¿Qué provocó tal protesta?

Los nigerianos están enfadados porque creen que el gobierno ha implementado el plan sin tener en cuenta cómo esto afectará en el costo de vida en el país. Dicen que ya pasan por demasiados apuros como resultado de la medida, la cual aseguran que ya ha repercutido en el costo del transporte, alimentos, medicinas, rentas y colegiaturas.

Feyi Fawehinmi, contador y analista, dijo a CNN que la abrupta medida del gobierno fue como haber “sacado una muela sin pinzas”.

“Cuando se tiene tanta pobreza, muchos negocios y vidas se han edificado sobre la gasolina a un precio de 65 nairas, lo cual no es precisamente barato, incluso a tasas subsidiadas. La gente no sale de la pobreza rápidamente en Nigeria. Existe un argumento económico, pero esto no es algo que pueda ser económicamente cuantificado”, comentó.

“El gobierno no puede decir cuántos negocios se arruinarán o incluso cuántas personas morirán”, prosiguió Fawehinmi. “El impacto será de tan amplio alcance. Debería haber existido un plan para eliminar esto de forma prudente, no en esta manera tosca”, dijo.

Muchos nigerianos ven el subsidio, el cual les brinda el precio de gasolina más barato de la región, como el único beneficio por ser un país productor de petróleo. La mayoría vive en la miseria y con menos de dos dólares al día. Hay poca infraestructura, alto desempleo y energía eléctrica sólo de forma intermitente.

Los nigerianos normalmente tienen que comprar generadores para suministrar energía y los partidarios de los subsidios dicen que algunas personas podrían quedarse sin luz, ya que simplemente no pueden pagar los precios del combustible.

¿Existe un argumento económico para la eliminación?

Los que apoyan la eliminación del subsidio dicen que la medida es desde hace mucho tiempo necesaria debido a la economía básica. Sostienen que los nigerianos han pagado 65 nairas  (40 centavos de dólar) por litro durante por lo menos cinco años, mientras que los precios de la gasolina han aumentado significativamente en otras latitudes, lo cual significa que el gobierno paga la factura cuando los precios mundiales del petróleo suben.

También dicen que las únicas personas que realmente reciben un beneficio por el subsidio son los que están relacionados con la importación del petróleo. Los comerciantes de petróleo nigerianos importan gasolina refinada, cobran el subsidio y luego la venden a una tarifa más alta a los países vecinos.

¿Cómo se beneficiarán los nigerianos por el dinero ahorrado?

Hay una generalizada falta de confianza hacia el gobierno de que éste brinde la infraestructura que dice que hará. Nigeria está comúnmente considerada entre los países más corruptos del mundo y los ciudadanos se quejan de que el dinero ahorrado se desviará para unos pocos y se guardará en cuentas en bancos extranjeros, tal y como ha ocurrido en el pasado.

También se lamentan por los altos salarios y las prestaciones que tienen los funcionarios gubernamentales. Según la página de internet de Transparencia para Nigeria, los senadores del país reciben un pago anual de 182 millones de nairas (1.2 millones de dólares). El salario mínimo mensual en el país es de 18,000 nairas (112 dólares), aunque actualmente no todos los nigerianos reciben este salario básico.

Mientras que en la lectura en diciembre del presupuesto nacional de 2012, tan sólo un total de 992,570 millones de nairas (6.2 millones de dólares) fueron destinados para el gasto anual de alimentos y los servicios de catering general del presidente y el vicepresidente. 

La suma incluye el costo de la compra de alimentos, suministros de catering y equipo de cocina para el presidente y sus oficinas adjuntas y residencias, según la propuesta de partida de asignación de 2012 presentada a la Asamblea Nacional Nigeriana.

Sin embargo, el vocero del gobierno, Reuben Abati, dijo a CNN que entiende las inquietudes de los nigerianos concernientes a la falta de confianza debido a que han sido decepcionados por los anteriores gobiernos.

Agregó que el presidente ha puesto en marcha un comité de alto nivel para asegurar que el dinero ahorrado por la eliminación de la subvención no será malversado.

¿Qué sigue?

Se espera un descontento de masas e inestabilidad en el país en los próximos días, con los ciudadanos pidiendo el regreso de los precios baratos. Hasta ahora, el gobierno lo ha rechazado, aunque ha dado a conocer la “inmediata distribución de 1,600 autobuses de transporte público en las ciudades principales”.

Dirigentes sindicales han llamado a huelgas nacionales y protestas, las cuales esperan lleven a un paro masivo en todo el país.

“Hacemos un llamado a todos los nigerianos a participar activamente en este movimiento para rescatar a nuestro país. El énfasis está en las protestas pacíficas, concentraciones y huelgas, mientras que se rechazan las intimidaciones”, estableció el comunicado de los sindicatos.

También hay el llamado de algunas partes para acusar al presidente Jonathan por delitos cometidos en el desempeño de sus funciones.

Carly Costello, Christina Zdanovicz, Mark Tutton y Teo Kermeliotis, de CNN, contribuyeron a este reporte.

Publicidad
Publicidad