Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Zimmerman se disculpa y un juez le impone una fianza de 150,000 dólares

El hombre acusado del homicidio del joven negro de 17 años, Trayvon Martin, pidió perdón a la familia
vie 20 abril 2012 12:30 PM
zimmerman en una audiencia
george-zimmerman zimmerman en una audiencia

Un juez de Florida impuso una fianza de 150,000 dólares a George Zimmerman, durante una audiencia este viernes.

Minutos antes, Zimmerman se disculpó con la familia de Trayvon Martin, el joven negro desarmado a quien le disparó el pasado 26 de febrero.

"Quería decir que lo siento por la pérdida de su hijo", dijo Zimmerman, de 28 años, dirigiéndose a los parientes de Martin. "No sabía si él estaba armado".

Antes de su testimonio, su madre declaró que es un hombre cariñoso y no violento, que organizó una campaña a favor de un hombre sin hogar que fue golpeado y que fue mentor de un joven negro durante dos años. 

"Sé que es muy protector de la gente, muy protector de las personas sin hogar y de los niños", dijo Gladys Zimmerman vía telefónica.

Zimmerman, acusado de homicidio en segundo grado por la muerte de Martin, se escondió inmediatamente después del incidente. Sus críticos lo han acusado de asesinar injustamente a Martin por motivos raciales.

Publicidad

Su familia testificó este viernes que esta imagen es equivocada; dijeron que incidentes violentos citados por los fiscales eran malentendidos o que habían sido esfuerzos de Zimmerman por defenderse o a sus amigos. Además, negaron que sea peligroso para la sociedad.

"Nunca he sabido que sea violento, a menos que sea provocado, y entonces pone la otra mejilla", dijo su padre, Robert Zimmerman.

El nuevo juez del caso, Kenneth Lester Jr. presidió la audiencia de la fianza.

Su esposa y parientes declararon este viernes que la familia tenía pocos bienes. No fueron capaces de decir cuánto dinero había recolectado Zimmerman vía internet para pagar su asistencia legal.

Antes de su arresto, el hombre se escondió fuera del estado, pero permaneció en contacto con las autoridades, de acuerdo con la Policía de Sanford, Florida, donde ocurrió el tiroteo.

Natalie Jackson, abogada de la familia Martin, dijo este jueves al analista legal de CNN, Sunny Hostin, que O´Mara llamó para programar una reunión privada entre Zimmerman y la familia de Martin. Los parientes rechazaron la reunión, e indicaron que en cambio querían que declarara qué pasó la noche de la muerte de Martin. 

Pese a que los detalles del tiroteo son poco claros, se sabe que Martin salió de casa de la prometida de su padre, en Sanford, y fue una tienda donde compró una bolsa de dulces y un té helado.

A su regreso a casa, tuvo una confrontación con Zimmerman, quien le disparó. Zimmerman llamó al 911 para alertar sobre una persona sospechosa en el vecindario, según las autoridades.

En la llamada, dijo que había seguido a Martin luego de que éste comenzó a correr, pero el operador le dijo: "No necesitamos que hagas eso". Zimmerman persiguió a Martin de todas maneras, pero dijo que lo había perdido de vista.

La Policía de Sanford confirmó que Zimmerman había dicho a las autoridades que tras perder brevemente a Martin, el joven se acercó a él. Tras intercambiar algunas palabras, tomó su teléfono celular y Martin lo golpeó en la nariz.

Zimmerman dijo que Martin lo inmovilizó y comenzó a golpear su cabeza contra la banqueta, por lo que él respondió con el disparo.

Las autoridades señalaron que no acusaron al hombre de inmediato porque no había evidencia que contradijera su declaración de que actuó en defensa propia. Según un reporte policial, Zimmerman estaba sangrando por la nariz y la parte trasera de su cabeza.

Este jueves por la noche se realizó en Sanford una reunión de la comunidad.

Para algunos residentes, el caso Martin se ha convertido en un grito de guerra, una oportunidad de ventilar lo que creen son años de injusticia y agravios en las relaciones entre la policía, las cortes y la comunidad negra. Para otros implica la defensa de la localidad como un lugar no racista y donde los hombres negros no son asesinados sin consecuencias.

Durante la reunión, la ciudad ofreció un plan para mejorar las relaciones entre todas las partes. La propuesta incluye una comisión de relaciones comunitarias, un panel de alto nivel que represente sus preocupaciones, una alianza entre los diversos grupos religiosos y una campaña contra la violencia.

Mientras tanto, las autoridades de Florida eligieron un panel de 17 personas para responder a una pregunta que la muerte de Martin trajo a colación: Si la legislación sobre la "defensa propia" debe cambiar

El equipo, cuyos miembros fueron anunciados este jueves, revisará las leyes que permiten usar la violencia cuando una persona siente una amenaza razonable de muerte o de daños serios.

John Couwels contribuyó con este reporte

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad