Publicidad
Publicidad

Esta frase de Trump explica el porqué EU mantiene su política de armas

Para muchos estadounidenses, incluido el presidente, los tiroteos no se tratan de un control en las armas, sino de la salud mental de las personas.
¿Problema de regulación o de salud mental?
Regulación Para la mayoría de los conservadores y propietarios de armas, los tiroteos no mueven el puntero al control de las armas. (Foto: Kiattipong/Shutterstock / Kiattipong)

Hay una tendencia después de los sucesos con una gran cantidad de víctimas como el tiroteo en Las Vegas el mes pasado o el tiroteo en la iglesia de Texas este domingo para preguntar si ahora, finalmente, las cosas cambiarán en la estancada política de control de armas.

La respuesta a esa pregunta es no. Y hay una razón muy simple por la cual, como lo explicó el presidente Donald Trump cuando se le preguntó en una conferencia de prensa en Japón sobre el tiroteo en Texas que dejó al menos 26 personas muertas:

"Esta no es una cuestión de armas. Es un problema de salud mental al más alto nivel. Es un evento muy, muy triste. Un evento muy, muy triste, pero así lo veo".

Lee: El tirador de Texas fue motivado por problemas familiares

Eso es.

Dicho de otra manera: las armas no matan personas. La gente mata gente

Publicidad

Del mismo modo, después del tiroteo en Las Vegas que mató a 58 en octubre, Trump se refirió al tirador como "un demente enfermo" cuyos "cables están estropeados".

La realidad es que para la mayoría de los conservadores y los propietarios de armas, estos tiroteos masivos no mueven el puntero al control de las armas porque, para ellos, no se trata de armas de fuego, se trata de personas mentalmente enfermas. Culpar a las armas, a sus mentes, está fuera de lugar.

Esta visión ha resaltado en encuestas a lo largo de los años. Un sondeo del Pew Research Center respecto a la opinión de los estadounidenses sobre las armas mostró que solo tres de cada 10 usuarios creen que restringir la venta legal de armas provocaría menos tiroteos en masa, mientras que la mayoría, un 56% no son usuarios, considera que una restricción reduciría dichos sucesos.

Recomendamos: Un tiroteo en una iglesia de Texas deja múltiples muertos

Otro número fascinante de esa encuesta es que el 54% de los propietarios de armas creen que habría menos delitos en el país si más personas tuvieran armas de fuego.

Las diferencias entre los partidarios de los derechos de armas y quienes están a favor de la regulación, son muy vastas.
Para los que apoyan su control, existe un vínculo directo entre el número de armas en el país y los esfuerzos de cabildeo de la Asociación Nacional del Rifle para evitar que nuevas restricciones de armas se conviertan en ley y el número de tiroteos en el país.

Publicidad

Para los partidarios de los derechos de armas, simplemente no hay relación entre la violencia cometida con armas de fuego y la disponibilidad de las armas en sí. Ven el derecho a poseer un arma como una libertad central. Casi tres de cada cuatro propietarios de armas describen el derecho a poseer armas de fuego como "esencial para su propio sentido de libertad", según la encuesta de Pew. La mitad de los propietarios de armas dicen que poseer un arma es una parte importante de su "identidad general".

Para los propietarios de armas, la mayor amenaza después de estos tiroteos masivos no es que pueda volver a ocurrir en su comunidad, sino que los políticos utilizarán los tiroteos como una forma de comenzar a quitarles sus armas.

Lee: Así fue planeado el ataque de Las Vegas

Como evidencia, notarán que al tirador en el caso de Texas se le negó una licencia para portar armas. "¿Entonces cómo fue capaz de conseguir una?" Preguntó el gobernador republicano de Texas, Greg Abbott. "Por todo lo que sabemos hasta ahora, se suponía que no tenía acceso a un arma".

Donald Trump Jr. fue más directo en Twitter: “Un psicópata con un arma ilegal mata mi derecho como ciudadano a portar un arma ¿Cuántos de ellos estarán fuera de la ecuación al pedir un mayor control de armas?”

Publicidad

En cuanto a las armas de fuego, como tantas otras cuestiones en el país estos días, las dos partes no solo están hablando una tras otra, parece que están hablando idiomas completamente diferentes.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad