Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

El jefe policial de Acapulco niega vínculos con la muerte de michoacanos

El director de la policía municipal de Acapulco negó ante la PGJE estar involucrado con el asesinado de 20 michoacanos en Guerrero
dom 21 noviembre 2010 12:21 PM
misa de michoacanos asesinados en acapulco
misa michoacanos misa de michoacanos asesinados en acapulco

El director de la policía municipal de Acapulco, Guerrero, Manuel Paz Espinoza, declaró ante la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), sobre el caso de los 20 turistas michoacanos privados de su libertad y asesinados en el puerto.

El funcionario fue señalado por un policía que formaba parte de la corporación a su cargo (a través de un video) como el presunto responsable de la desaparición de los hombres el pasado 30 de septiembre.

"He negado los hechos rotundamente, no tuve ninguna participación en ese caso ni en ninguno en los que se dañe la integridad de nadie, soy uno de los principales interesados en que se esclarezca esto", dijo Espinoza, y agregó que está abierto a colaborar con "toda clase de investigación".

Publicidad

La Procuraduría General de la República atrajo el caso .

En el video que circuló en internet se asegura que el supuesto narcotraficante Carlos Montemayor El Compadre, ordenó la masacre en represalia porque el grupo delictivo de La Familia Michoacana había ingresado a su zona de influencia.

Guerrero es uno de los estados más violentos del país. Ahí opera el cártel de los hermanos Beltrán Leyva, de acuerdo con informes del gobierno federal.

La masacre de los michoacanos

Los 20 hombres llegaron el 30 de septiembre al puerto de Acapulco y, mientras buscaban dónde hospedarse, fueron privados de su libertad por un grupo armado, declararon dos personas que iban con ellos, quienes en ese momento se habían separado del grupo.

El 6 de noviembre , las autoridades encontraron una fosa en la localidad de Tuncingo, en Acapulco, en la que había 18 cuerpos; las autoridades dijeron que se trataba de los turistas desaparecidos.

A 50 metros del lugar se encontraron otros dos cadáveres , aunque no se ha confirmado que sean los cuerpos de los dos michoacanos que faltaban.

Los familiares de las primeras 18 víctimas organizaron una misa de cuerpo presente en la catedral de Morelia , capital de Michoacán, el domingo 7 de noviembre. Y cerca de 1,500 personas asistieron.

Antes de que los cadáveres fueran encontrados, organizaron una marcha en Morelia para exigir que fueran devueltos con vida. Tanto familiares y autoridades insisten en que los turistas no tenían vínculos con el narcotráfico.

Publicidad
Publicidad