Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Candidatos del Edomex eligen 'zonas de confort' para cerrar sus campañas

Eruviel Ávila, Alejandro Encinas y Bravo Mena terminan sus campañas en municipios donde puedan mostrar fortaleza antes de la elección
sáb 25 junio 2011 07:59 AM
CandidatosEdomex
CandidatosEdomex CandidatosEdomex

Se acabó la temporada de promesas y compromisos en el Estado de México. A partir de este sábado, se inician los cierres de campaña de los tres candidatos a gobernar la entidad.

Los municipios de Toluca y Nezahualcóyotl serán plaza compartida el fin de semana. En la capital mexiquense se medirán el priista Eruviel Ávila y el panista Luis Felipe Bravo Mena ; el primero la visita el sábado y el segundo el domingo. Bravo Mena estará en Neza el sábado, y el perredista Alejandro Encinas el domingo.

Chalco, Ecatepec y Naucalpan se reparten: al primero va Encinas este sábado, mientras que el miércoles Eruviel cierra en el segundo y Bravo Mena en el tercero.

Sin embargo, los municipios clave para cada uno de los candidatos, por su significado político y su peso electoral son: Ecatepec para Eruviel Ávila, Nezahualcóyotl para Alejandro Encinas y Naucalpan para Luis Felipe Bravo Mena.

Son municipios con un peso demográfico muy importante, que pueden hacer la diferencia en una elección. Sin embargo, a esta altura de la campaña, el candidato ya no va allí por el voto que tiene seguro en esas zonas, sino a demostrar una presencia que convenza a los indecisos en el resto de la entidad, opina Fernando Díaz Ortega, investigador de la Universidad del Estado de México (UAEM), en el área de democracia.

Son bastiones que garantizan el apoyo masivo del voto duro para cada uno de los aspirantes, dice. “Pero más allá del peso electoral de estos municipios, acuden a una zona de confort para ellos, desde la cual proyectar una imagen de fuerza para el resto de los votantes que todavía no saben por quién votar”.

Publicidad

Desde estos municipios, que son bastión para cada uno de sus partidos, independientemente de quién gobierna, ellos tratan de demostrar que tienen un vínculo con los ciudadanos. “Allí pueden sentirse seguros de que tendrán un cierre exitoso, porque ya lo tienen garantizado”, explica el investigador.

Ecatepec

El municipio que Eruviel Ávila ha gobernado por dos periodos representa 11.61% de los votos en el Estado de México. Su lista nominal suma 227,410 electores, y desde 2000 ha sido escenario de alternancia política.

Ese año el PAN se levantó con el triunfo en la presidencia municipal, pero perdió en 2003 con Eruviel Ávila como candidato del PRI. En 2006, el PRD resultó ganador, y en 2009, el PRI volvió al gobierno local, de nuevo con Ávila como candidato.

En esa elección, el priista logró la votación más alta que su partido haya obtenido en un municipio en los últimos 10 años: 44.37% de los votos.

“Ecatepec es el municipio de mayor peso demográfico en la entidad y, por lo tanto, su importancia es incuestionable”, dice Díaz Ortega, del Centro de Investigaciones en Ciencias Sociales y Humanidades de la UAEM.

Nezahualcóyotl

En la lista nominal de Neza hay 900,000 electores, que representan 8.58% de la votación estatal. Luego de 12 años consecutivos de gobiernos perredistas, en 2009 el PRI recuperó la presidencia municipal con Édgar Navarro; no obstante, sigue siendo el bastión más importante para el PRD en la entidad.

Allí los perredistas cosecharon el mayor número de votos a su favor en los comicios estatales de 1999 y 2005, cuando el priista Enrique Peña Nieto se hizo gobernador de la entidad.

En elecciones municipales, desde 2000, su votación fue hacia arriba: ese año el partido del sol azteca ganó con 37.82% de la votación; tres años más tarde lo hizo con 50.60%, y en 2006 —que coincidió con la elección federal que postuló a Andrés Manuel López Obrador como su candidato en alianza— obtuvo el triunfo con 56.34% de los votos.

En la siguiente elección municipal, la de 2009, el perredismo local se precipitó a la derrota. En sólo tres años perdió 24.13% de sus votos, mientras el PRI recuperó terreno y alcanzó 44.88% de la votación.

Como el resto de los candidatos, Encinas ha elegido Nezahualcóyotl porque allí tiene la seguridad de que logrará el mejor de los papeles, a la vista de la presencia perredista en esa zona, explica Díaz Ortega.

Naucalpan

Junto con Tlalnepantla, Atizapán y Cuautitlán Izcalli, este municipio formó parte del llamado corredor azul, que dominó el PAN hasta 2009.

Es el tercero en importancia por su lista nominal, integrada por 685,725 electores que representan 6.49% de la votación estatal.

Los panistas gobernaron allí durante 12 años consecutivos , desde 1997 con el triunfo de José Luis Durán Reveles. Como Eruviel Ávila en Ecatepec, Durán Reveles también fue dos veces presidente municipal, la segunda en 2006.

De 2000 a 2009, Acción Nacional se consolidó en esta alcaldía con un promedio de votación de 45.36% de los votos (49.99% ese año; 46.76% en 2003; 39.33% en 2006). Pero vino 2009 y el corredor azul, con Naucalpan incluido, desapareció. El PRI desbancó a Acción Nacional de las acaldías de  Tlalnepantla, Atizapán, Cuautitlán Izcalli, Coacalco y Toluca, donde había ganado tres años atrás.

En Naucalpan el PRI obtuvo el triunfo con Azucena Olivares que derrotó al panismo con 43% de la votación.

Así, los candidatos acudirán a los lugares que son seguros para ellos y desde donde lanzarán sus últimos llamados al voto para la elección del 3 de julio. 

Publicidad
Publicidad