Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Dos ciudades al norte de México marcadas por la violencia

Jornadas violentas, masacres y participación de más jóvenes en el crimen acompañan a una nueva fase de la disputa entre cárteles del narco
jue 14 julio 2011 04:33 PM
Tiroteo Monterrey
Tiroteo Monterrey Tiroteo Monterrey

Esta semana dos importantes ciudades del norte del país se tiñieron de rojo. Ciudad Juárez, en Chihuahua, y Monterrey, capital de Nuevo León, experimentaron jornadas de violencia sin precedentes por la disputa entre bandas del crimen organizado.

Este miércoles las autoridades de Nuevo León registraron un total de 16 homicidios en el estado , derivado de presuntos enfrentamientos entre bandas delictivas o con el ejército, la mayoría ocurridas en el área metropolitana de Monterrey, según datos proporcionados por la vocería de Seguridad estatal.

La zona metropolitana de Monterrey es escenario de una disputa entre Los Zetas y la llamada Nueva Federación , integrada por los cárteles del Golfo, Sinaloa y La Familia.

Publicidad

"Es un nuevo enfrentamiento por el control de la plaza. Monterrey es un lugar estratégico, tiene una frontera con Estados Unidos y un mercado interno muy atractivo para la droga. Es una plaza que está siendo peleada en este momento", explica el investigador en temas de seguridad, José Luis García Aguilar.

El académico de la Universidad de Monterrey sostiene que la disputa está entre Los Zetas y el cártel del Golfo, la cual entró en una nueva fase de violencia por recuperar el territorio. Está la posibilidad, adelanta García Aguilar, que una de las organizaciones quiera calentar la plaza, es decir, desestabilizar la aparente calma que existía cuando una de éstas controlaba el territorio para llamar la atención de las fuerzas de seguridad.

La violencia se recrudece en Monterrey. Este martes hubo una decena de homicidios en distintos puntos a lo largo de la zona metropolitana, además de una masacre en el bar Sabino Gordo , el pasado 8 de julio, que cobró la vida de 20 personas, y que con anterioridad había recibido amenzas de un grupo.

En Nuevo León, Chihuahua, San Luis Potosí, Zacatecas y Querétaro aparecieron este lunes mantas en las que un grupo del crimen organizado se deslindaba de los ataques en el bar y responsabilizó de los hechos a una organización rival.

Este semestre ha sido el más violento en la historia de Nuevo León. Han ocurrido 960 homicidios dolosos, de acuerdo con cifras de la procuraduría del estado. Esta cifra supera en 13.75% los asesinatos ocurridos en 2010.

Masacres como la del Sabino Gordo también han ocurrido en la froteriza Ciudad Juárez. 16 personas murieron en la colonia Villas de Salvarcar en enero de 2010, cuando un comando entró a una casa donde se celebraraba una fiesta.

Violencia sin precedente en Juárez

En Ciudad Juárez se registró este martes la jornada más violenta de la que se tiene constancia en la urbe en 2011: 21 personas fueron asesinadas, según la Fiscalía del Estado de Chihuahua.

"En varias plazas del norte la autoridad de facto es la delincuencia organizada. Están desplazando y dejando en serios aprietos a la autoridad formalmente constituida”, comenta el académico José Fernández Santillán.

“El peligro no es que solamente vaya a escalar más la violencia, sino que (el crimen organizado) se apodere del control de las plazas y de lo que eso signfica en términos de dominio social”, señala el doctor en Ciencia Política por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Desde hace casi cuatro años la violencia en la ciudad va en ascenso. Mientras que en 2008 se registraron 1,587 homicidios dolosos, el número ascendió a 2,643 en 2009 y a 3,103 en 2010, según estadísticas proporcionadas por la Fiscalía estatal.

Hasta este miércoles, se habían acumulado en 2011 más de 1,200 homicidios dolosos, según cifras preliminares. El vocero de la Fiscalía estatal para la zona norte del estado, Arturo Sandoval, dice que esta escalada de violencia no había tenido precedente este año.

“En 2011, en un día violento, se habían dado de 8 a 10 homicidios. Hubo una baja en los meses de abril, mayo y junio, que cerraron con menos de 150 homicidios al mes, cuando en años anteriores se tenían 300 homicidios, aproximadamente”, explica.

Hasta este martes, con la jornada violenta en la que murieron más de una veintena de personas en la ciudad, se habían registrado 112 homicidios para el mes de julio. “La mayoría de estos hechos tienen que ver con la delincuencia organizada”, asegura el portavoz.

Sandoval detalla que durante la última jornada más violenta en Ciudad Juárez, las autoridades detuvieron a un niño de 14 años de edad , presuntamente relacionado con un homicidio. El vocero dice que este fenómeno se ha vuelto común.

“Desgraciadamente los jóvenes son atraídos por grupos de la delincuencia, esto se ha visto en deteneciones por delitos de homicidio, secuestro, robo de vehículos, extorsiones”, enlista.

Tanto en Chihuahua como en Nuevo León, las sentencias a menores de edad se han multiplicado desde 2009 , de acuerdo con reportes oficiales de los juzgados especializados en adolescentes infractores.

Fernández Santillán dice que las muertes y masacres en el norte son síntomas de que no funciona la estrategia nacional de combate a la delincuencia, emprendida por el gobierno federal y Felipe Calderón en diciembre de 2006, porque el ejército no está capacitado para realizar tareas de seguridad pública.

“La Federación es la que está fallando, al contrario de lo que dice la gente de Calderón, de que lo que falta es que los estados y municipios se comprometan más. Yo creo que es al revés”, sostiene el doctorado por la Universidad de Turín, Italia.

Más de 34,000 muertes relacionadas con la delincuencia organizada ocurrieron entre 2006 y 2010 en todo México, según cifras del gobierno federal.

Publicidad
Publicidad