Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

PAN pide a Congreso avalar antes del 20 de septiembre reformas pendientes

Las iniciativas en materia política, de seguridad y de empleo pendientes en el Congreso son necesarias para el país, afirma el líder panista
mar 30 agosto 2011 05:37 PM
Gustavo Madero
Gustavo Madero Gustavo Madero

El gobernante Partido Acción Nacional (PAN) urgió a los partidos de oposición a aprobar las reformas pendientes en el Congreso antes del próximo 20 de septiembre.

A dos días de que inicie el nuevo periodo ordinario de sesiones, el 1 de septiembre, el dirigente nacional panista, Gustavo Madero, afirmó en conferencia de prensa que la aprobación de las iniciativas en materia política, de seguridad y empleo es indispensable para atender problemas nacionales como la delincuencia.

"Mi propuesta es empezar por las más concretas, sencillas, para ir honrando nuestros compromisos", dijo Madero.

La reforma política, la reforma laboral y la Ley de Seguridad Nacional, que ya fueron avaladas por el Senado, están pendientes en la Cámara de Diputados desde el final del anterior periodo ordinario, el 30 de abril pasado.

Desde entonces, el presidente de México, Felipe Calderón, ha exhortado al Poder Legislativo a avanzar en la discusión y aprobación de esas iniciativas, e incluso pidió que los legisladores convocaran a un periodo extraordinario de sesiones . Al final, los partidos no llegaron a un acuerdo para llamar a ese periodo extra.

Las reformas pendientes generan divisiones entre algunas fuerzas políticas.

Publicidad

La reforma laboral, por ejemplo, es respaldada por el PAN y el opositor Partido Revolucionario Institucional (PRI), pero el también opositor Partido de la Revolución Democrática (PRD) se opone porque considera que afecta los derechos de los trabajadores .

El proyecto de reforma política —que plantea crear candidaturas ciudadanas y la reelección para algunos cargos públicos, entre otros puntos— genera reservas en el PRI , primera fuerza en la Cámara de Diputados con 240 de 500 asientos.

Mientras, la Ley de Seguridad Nacional es impulsada por Calderón y el PAN, que afirman que regulará la actuación de las Fuerzas Armadas en la lucha contra la delincuencia, pero el PRD y organizaciones civiles creen que dará pie a violaciones a los derechos humanos porque otorgará al gobierno la facultad de crear estados de sitio a discreción.

A pesar de esas diferencias, la Secretaría de Gobernación (Segob), encargada de la relación del gobierno con el Legislativo, señaló en ese contexto que existe “voluntad absoluta y compromiso común” de parte de todos los partidos para aprobar las reformas pendientes.

“Para el gobierno federal, es claro que solo mediante el trabajo coordinado y unificado entre los Poderes de la Unión, los distintos órdenes de gobierno y la sociedad civil podremos avanzar en la consolidación de un Estado democrático de derecho, en donde el cumplimiento de la ley sea el único motor de desarrollo y crecimiento del país”, indicó la Segob en un comunicado.

Publicidad
Publicidad