Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Bosques de siete estados, amenazados por la sequía en México

El gobierno ha comenzado a recibir reportes de plagas y enfermedades en vegetación de estados del norte del país
mié 15 febrero 2012 12:24 PM

Los bosques de por lo menos siete estados del país han comenzado a sufrir los estragos de la sequía.

En  Sonora, Durango , Coahuila, Nuevo León, Tamaulipas, San Luis Potosí y Querétaro, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), ha recibido reportes de plagas y enfermedades que están acabando con la vida de los árboles, según el titular de la dependencia, Rafael Elvira.

"En los lugares donde el bosque y los ecosistemas tienen suelos muy delgados, donde las raíces no se pueden hincar hacia lo profundo para sacar más humedad, ha habido sequía de plantas y de árboles, no de bosques en general, pero sí de ciertas especies vegetales", dijo el funcionario.

Por este motivo, además de cortar los árboles enfermos, se suspendió temporalmente la reforestación en los estados más afectados.

Para este año, las autoridades buscaban plantear una meta similar a la del 2011, cuando 343,000 hectáreas fueron reforestadas. Según la Comisión Nacional Forestal (Conafor), la meta de reforestación para el 2012 no ha sido aún determinada.

"Si las precipitaciones pluviales nos son favorables y no se generan las condiciones adecuadas, en los estados con mayor afectación por la sequía no se realizarán labores de reforestación", informó la vocería de la Conafor.

Publicidad

Según el titular de la Semarnat, hasta ahora se han dejado de reforestar unas 23,000 hectáreas, un 7% del total de la superficie que se alcanzó a cubrir el año pasado.

"Mientras no haya agua suficiente, no haya llovido suficiente o el aire esté sumamente seco, la sobrevivencia de plantas se va a bajar y nosotros queremos mantener nuestro estándar que va alrededor de un promedio de 58%, que es una sobrevivencia alta y no queremos que bajen nuestros promedios”, dijo Elvira.

Aclaró que no se le ha dejado de dar apoyo a los productores que reciben recursos para reforestar, pues los árboles se han conservado dentro de los viveros sin sembrarlos en las superficies destinadas para dicho propósito.  

Las Áreas Naturales Protegidas también están afectadas

Además de los bosques, 94 de 174 áreas naturales protegidas, equivalentes a tres millones de hectáreas —la mayoría en el norte del país— padecen falta de agua, lo que significa que el 13% de todas las áreas naturales protegidas se encuentran con problemas en su flora y fauna por las pocas lluvias que han caído desde septiembre del año pasado.

El secretario de medio ambiente dijo que las afectaciones en las zonas protegidas han sido menores que en el resto de las superficies del país, por las condiciones en las que se encuentran.

Si bien este año la fauna ya no se encuentra tan afectada por la falta de agua, el titular de la Semarnat recordó que, el año pasado, personal de la dependencia tuvo que alimentar a algunos animales como osos, jabalíes, guajolotes y venados.

Elvira dijo que la fauna protegida ha sido beneficiada por el agua que ha llegado al norte del país a raíz de los frentes fríos, ya sea en forma de humedad o nieve, por las hierbas que han comenzado a crecer. 

Esta humedad también ha contribuido a que, en lo que va del 2012, se hayan presentado 71% menos de incendios forestales con respecto al año pasado y 65% menos de superficie afectada por el fuego, según registros de la dependencia.

En el 2011, México sufrió uno de los peores años en cuanto a incendios forestales. Coahuila, una entidad al norte del país, fue de las más afectadas, con alrededor de 425,000 hectáreas quemadas, una superficie siete veces mayor a la de su capital, Saltillo. 

"Hay mucha humedad, hay mucho crecimiento de hierba verde, hay renuevos, hay plantas que ya están empujando hacia la primavera y confiamos que este efecto nos dure hasta marzo y hasta parte de abril y eso nos va a reducir las fechas más peligrosas de incendios que tuvimos el año pasado", explicó Elvira.

Con el fin de atenuar los efectos de la sequía, sobre todo en la población, el gobierno federal anunció que destinará 33,000 millones de pesos. Con estos recursos, las autoridades esperan garantizar agua potable, alimentos y empleo temporal para las comunidades más afectadas.

La Comisión Nacional del Agua (Conagua) informó el pasado 9 de febrero que la sequía  ha afectado a por lo menos dos millones de habitantes y que se dispone de 290 millones de litros de agua para atender las necesidades de agua potable.

Las autoridades estiman que los bajos niveles de precipitación que han perjudicado a 19 de 32 entidades podrían durar hasta abril de este año.

Las pérdidas asociadas a la sequía han alcanzado cifras que rebasan los 15,000 millones de pesos, tan sólo en el sector agrícola, según cifras oficiales.

Publicidad
Publicidad