Publicidad
Publicidad

Estados Unidos pide a Corea del Norte indemnizar a Sony

El país norteamericano llama a la nación asiática a admitir que ordenó el ciberataque a la compañía; Corea del Norte califica como “calumnias sin base” las acusaciones que lo ligan al caso.
Sony canceló el estreno de la polémica cinta y actualmente busca plataformas para difundirla. (Foto: Reuters )
sony pictures

Estados Unidos urgió el lunes a Corea del Norte a admitir que ordenó el ciberataque contra el estudio de Hollywood Sony Pictures y pague por el daño causado.

"Si quieren ayudar en el caso, pueden admitir su culpabilidad y compensar a Sony", dijo a la prensa la portavoz asistente del departamento de Estado Marie Harf.

Corea del Norte calificó el fin de semana las acusaciones de Estados Unidos sobre su responsabilidad en el ataque informático a Sony como "calumnias sin base" y declaró su voluntad de llevar a cabo una investigación conjunta sobre el incidente con el Gobierno estadounidense.

Un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Corea del Norte, que no dio su nombre, dijo el domingo que habría "graves consecuencias" si Washington rechaza la propuesta y continúa con las acusaciones, según la misión norcoreana ante la ONU y la agencia oficial de noticias del régimen, KCNA.

El viernes, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, culpó a Pyongyang por el ataque a las redes de la productora de cine, que llevó a la cancelación del estreno de The Interview, una comedia que gira en torno al asesinato del líder del país asiático, Kim Jong-un.

Obama estimó durante una entrevista difundida el domingo por CNN que no se trató de "un acto de guerra" sino de "un acto de cibervandalismo que resultó muy costoso".

Publicidad

En su primera respuesta a estas acusaciones, el Gobierno norcoreano aseguró que podía probar que no estuvo involucrado en el ataque informático masivo.

"Proponemos realizar una investigación conjunta con Estados Unidos en respuesta a las calumnias sin base alguna vertidas desde allí para movilizar a la opinión pública", dijo el portavoz de Corea del Norte, citado por KCNA.

El ataque, revelado a fines de noviembre por Sony, paralizó al sistema informático de la compañía y fue acompañado de la difusión en la web de cinco películas del estudio, algunas de ellas aún no estrenadas, de datos personales sobre 47,000 empleados de la firma, de documentos confidenciales como el guión de la próxima entrega de la saga James Bond y de una serie de correos electrónicos embarazosos para los altos ejecutivos de Sony.

El FBI imputó este ataque, reivindicado por el grupo de piratas informáticos GOP (Guardianes de la Paz), a Corea del Norte, que ha negado en forma reiterada su participación en el hecho.

Con información de Reuters

Publicidad
¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad