Publicidad
Publicidad

Incentivos a Kia equivalen a 11% de la deuda de Nuevo León

Los compromisos contraídos por la entidad con la automotriz surcoreana ascienden a 11,000 mdp; entre los incentivos destacan la donación del terreno y exenciones de impuestos a 20 años.
Kia realizó en agosto de 2014 una inversión de 2,300 mdd en Nuevo León. (Foto: Getty Images)
KIA La automotriz realizó en agosto de 2014 una inversión de 2,300 mdd en Nuevo León.

Los compromisos contraídos por la administración de Rodrigo Medina de la Cruz, anterior gobernador de Nuevo León, con la automotriz surcoreana Kia, para establecer una planta armadora en la entidad, ascienden a 11,000 millones de pesos (mdp), alrededor de 11% de la deuda estatal, que suma más de 100,000 mdp, dijo Gregorio Canales, secretario técnico de la Secretaría de Desarrollo Económico de la entidad, encargado de la renegociación con la armadora.

El funcionario dijo en entrevista con CNN Expansión que la lista de incentivos comprometidos por la administración de Medina de la Cruz con la surcoreana, van desde la donación del terreno, exenciones de impuestos a 20 años y  desarrollo de obras de infraestructura, hasta pagar la fiesta de inauguración de la planta, la condonación de la tenencia a todos los empleados de la compañía y la absorción del pago de multas o recargos.

La suma de estos incentivos, representan 28% de la inversión de 2,300 millones de dólares (mdd) anunciada por Kia en agosto de 2014, casi seis veces más de lo que permite la Ley de Fomento a la Inversión y el Empleo Estatal, que es de máximo 5% del monto total ejercido por la empresa, dijo Canales.

La ley estatal establece que el estado puede ofrecer incentivos a una empresa, en función del tipo inversión, la cantidad y calidad de los empleos que va a generar, el giro de la compañía y el potencial para atraer más inversiones, por ejemplo de sus proveedores.

Publicidad

Lee: Nuevo León no puede dejar ir 10,000 empleos de Kia: Economía

A partir de esto, el gobierno califica la inversión y las empresas pueden obtener hasta 100 puntos, que es la máxima calificación para otorgar el incentivo de 5%. La planta de Kia alcanza 100 puntos, así que según la Ley, Kia alcanza incentivos por hasta 115 mdd, unos 1,900 mdp.

Pero entre los incentivos, plasmados en las 67 páginas del acuerdo de inversión firmado entre la surcoreana y la administración pasada, “hay algunos absurdos como que el gobierno debe pagar la fiesta de inauguración de la planta, o que si en algún momento Kia no paga algún  impuesto, y se hace acreedora a una multa, el gobierno estatal absorbería el pago”, dijo Canales.

Muchos de estos compromisos incluso son ilegales, como el de exenciones de 20 años del Impuesto Sobre la Nómina (ISN), pues la Ley establece un máximo de cinco años.

Publicidad

Sí pagan incentivos … pero no la fiesta

El pasado miércoles la armadora difundió un comunicado donde externó su preocupación por el cumplimiento de los incentivos prometidos por el gobierno anterior.

Canales, quien es el encargado de las renegociaciones con Kia, dijo que el actual gobierno estatal cumplirá con los incentivos que por Ley corresponden a la armadora y que son necesarios para el arranque y operación de la planta, como la construcción de libramientos, conexión eléctrica o suministro de gas. Obras que según el funcionario, tienen retraso de hasta un año.

Para los libramientos, puentes y pavimento de calles aledañas, el gobierno ya ejerció 3,000 mdp, entre recursos federales y estatales, que consiguió bajo el argumento de que estas obras beneficiarán a otras empresas y residentes de la zona. “Pero nos faltan 800 mdp para terminar de cumplir con estos compromisos”, dijo el funcionario.

Publicidad

Para realizar las obras que van al interior de la planta “tendremos que ser inventivos”. Por ejemplo, como no hay dinero para construir la subestación eléctrica, el gobierno analiza la posibilidad de solucionarlo con una conexión de media tensión a la planta de generación que tiene Ternium a un lado del complejo de Kia.

La siderúrgica Ternium construyó esta planta eléctrica para suministrar las operaciones de su planta, sin embargo, podría vender parte de su excedente a la surcoreana, dijo Canales.

Para otras obras, como el drenaje pluvial perimetral para evitar que el complejo de Kia se inunde, la Secretaría de Desarrollo Económico de la entidad negocia que la armadora el financiamiento, bajo la promesa de reembolsar el gasto, una vez que el gobierno cuente con los recursos.

Canales también reconsidera los compromisos ‘opacos’, como la fiesta de inauguración de planta o la exención del ISN por 20 años. “No hay dinero para cumplirlos”.

Publicidad

 

NOTICIAS DEL DÍA
Dos envíos de lunes a viernes con las noticias más importantes.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad