Publicidad
Publicidad

Souto de Moura, Pritzker lleno de color

El premio Pritzker de arquitectura se caracteriza por su versatilidad y uso de materiales.
Estadio de Braga, Braga, Portugal.  (Foto: Cortesía Eduardo Souto)
Eduardo Souto (Foto: Cortesía Eduardo Souto)

El ganador del Premio Pritzker 2011, Eduardo Souto de Moura tiene una trayectoria que suma más de 60 proyectos construidos. Su trabajo es una mezcla de lo contemporáneo y lo tradicional. El creador portugués nació en 1952 y estudió en la Escuela de Bellas Artes de Porto. En un inicio ingresó a la licenciatura en artes plásticas, pero finalmente se recibió como arquitecto.

Su carrera como arquitecto independiente comenzó en 1980. A lo largo de más de 35 años de experiencia ha demostrado un exquisito uso de materiales como granito, madera, mármol, ladrillos, acero y concreto, al igual que un inesperado uso del color.

"La arquitectura de Eduardo Souto de Moura no es obvia, frívola o pintoresca. Está inundada con inteligencia y seriedad. Su trabajo requiere de un intenso encuentro, no una mirada rápida. Al igual que la poesía, su trabajo es capaz de comunicar emociones a aquellos que se toman el tiempo para escuchar", dijo el jurado del Premio Pritzker.

Publicidad

Algunos de sus proyectos más admirados son: Casa número 2 en Serra da Arrábida, el Estadio de Braga, el Museo Paula Rêgo, en Cascais, casa en Bom Jesus , la Torre Burgo y la conversión en hotel del Convento de Santa María do Bouro, todos en Portugal.

Es reconocido por su mesurado uso de recursos naturales para los materiales que aplica en sus diseños:

"Para mí, la arquitectura es un asunto global. No existe la arquitectura ecológica, ni la arquitectura inteligente o la arquitectura sustentable- solamente hay buena arquitectura. Siempre se presentan problemas que no podemos negar y que siempre tenemos que tomar en cuenta, como por ejemplo energía, recursos, costos y aspectos sociales", explica el arquitecto.

Publicidad

Souto de Moura trabaja como profesor en la Universidad de Oporto, en Portugal y frecuentemente es invitado a las universidades de Lausanne (Zurich) y Ginebra, ambas en Suiza; Harvard, Estados Unidos; Paris-Belleville, Francia y Dublín, Irlanda.

En sus años de estudiante trabajó para el arquitecto Noé Dinis y después para Álvaro Siza (ganador del Pritzker en 1992). También laboró y estudió con el arquitecto Fernandes de Sá, época en la que recibió su primer proyecto comisionado: el Mercado de Braga.

Ver más noticias de Obras

Publicidad

NOTICIAS DEL DÍA
Dos envíos de lunes a viernes con las noticias más importantes.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad