Publicidad
Publicidad

Hotel Ensenada, en días de Ley Seca

Uno de los lugares preferidos de Al Capone en Ensenada ahora es un centro social y cultural; después de la década de 1930, el inmueble fue clausurado debido a la prohibición de casinos.
El inmueble de la costa de Ensenada fue financiado por un grupo de empresarios estadounidenses durante la época de la Ley Seca en su país. (Foto: Fototeca de archivo histórico de Baja California)
hotel ensenada (Foto: Fototeca de archivo histórico de Baja California)

El antiguo hotel-casino Ensenada Beach Club fue el centro turístico preferido de leyendas como Lana Turner, Jack Dempsey y Al Capone, pero también tuvo un periodo de abandono que al fin dejó atrás.

El proyecto corrió a cargo del arquitecto Gordon F. Mayer, quien optó por una arquitectura de tipo colonial española, conformada por una estructura de madera traída de España y Cuba. Por dentro, la decoración fue hecha con talavera española y muebles franceses.

De 1930 a 1935, el inmueble experimentó una época dorada, en la que incluso llegaban artistas y millonarios a divertirse o a grabar películas, comenta a Obras el director actual del recinto, Jorge Ramírez García. Pero en 1941, debido a la prohibición de los casinos, fue clausurado y se convirtió en base militar.

Reabrió sus puertas al público en 1948, gracias a la empresaria estadounidense Marjorie King Plant, quien lo nombró hotel Riviera del Pacífico. Pero el negocio fracasó y quedó en desuso de 1963 a 1978, lo que implicó su deterioro.

Publicidad

Tras varias ventas y negocios fallidos pasó al gobierno de Baja California y fue transformado, por decreto presidencial, en el Centro Social Cívico y Cultural Riviera de Ensenada. En 1990, el municipio se convirtió en el propietario.

La restauración (8.5 millones de pesos) inició gracias a una recaudación de fondos y conservó gran parte de la decoración y de los materiales: la madera, los candelabros franceses, los salones, los bares y los frescos pintados por Alfredo Ramos Martínez, representante del arte moderno mexicano del siglo XX.

Las siguientes etapas del proyecto requerirán una inversión superior a 20 mdp e incluirán un café-galería, una escuela para artistas y una galería del vino.

Ver más noticias de Obras

Publicidad

NOTICIAS DEL DÍA
Dos envíos de lunes a viernes con las noticias más importantes.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad