Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Las especies invasoras: los migrantes 'incómodos' de los ecosistemas

Un grupo de ecologistas pide poner fin a la eliminación de especies invasoras al mostrar sus beneficios y criticar el rechazo a lo diferente
vie 10 junio 2011 09:40 AM
ardilla especies animales
ardilla especies animales ardilla especies animales

Llegan de lugares lejanos, su apariencia es distinta a los demás y buscan poder obtener una mejor oportunidad para sobrevivir. Son las especies invasoras.

Son inmigrantes no humanos, y un grupo de científicos llama a declarar una “amnistía” contra su persecución, “desmilitarizar” las fronteras del medio ambiente y aceptar la inevitable llegada de la invasión de los no-nativos , de acuerdo con el sitio de internet de la revista Wired.

A la gente le gusta tener enemigos y satanizar las especies no nativas crea una visión simplista del mundo”, aseguró el ecologista Mark Davis de la Universidad de Macalester.

“El público ha comprado este paradigma: las especies nativas son buenas y las no nativas son malas. Es un concepto del siglo XX, como el de la naturaleza, que no hace sentido en el siglo XXI”, añade el ecologista a la revista.

Este argumento es parte del ensayo titulado No juzguen a las especies por sus orígenes, aunque el grupo de expertos que lo firma dice estar consciente de que hay algunas especies no nativas que sí son dañinas, pero son la excepción.

La revista Wired también menciona casos de persecución de especies en Estados Unidos y Australia, que los investigadores critican, pues aseguran que estas especies causan poca perturbación al ecosistema y que incluso pueden aportar algunas ventajas.

Publicidad

Es el caso del tamarisco, que en el sur de Estados Unidos ha sido objeto de una campaña de exterminio, pero que le ha dado a cientos de aves un nuevo hogar y un impulso a la diversidad local.

Nativos ¿hipócritas?

Los autores del ensayo dijeron que clasificar la bondad de las especies por su origen, ciudadanía o moralidad no aporta nada al entendimiento de la ecología, señala Wired.

“En un mundo globalizado y dominado por los humanos , las plantas y los animales eventualmente también lo serán” señala el texto, e incluso añaden que el “nativismo ecológico” es una hipocresía.

Pero otros investigadores se mostraron consternados por el ensayo. David Pimentel, de la Universidad Cornell asegura que sí se han reconocido las ventajas de las especies invasoras, como el maíz y otras plantas de cultivo.

“Este artículo está sesgado y no es una representación justa de los riesgos y beneficios”, dijo Pimentel, ya que él ha estimado que el daño ocasionado por especies invasoras en los Estados Unidos es de entre 100,000 y 200,000 millones de dólares, explica la revista Wired. Su punto también fue apoyado por Jessica Gurevitch, una ecologista de la Universidad Estatal de Nueva York, Stony Brook. “Creo que minimizan algunos de los problemas e incertidumbres”, dijo.

Pero David Lodge, un ecologista de Notre Dame que estudia a la invasión de la carpa asiática en la región de los Grandes Lagos, en Estados Unidos, tiene una opinión diferente. Él argumenta que las especies invasoras reducen la singularidad ecológica. “Estos investigadores se centran en el valor del incremento de la biodiversidad, ¿pero qué tal si esa no es la meta?”, cita Wired.

Pero todas estas posturas tienen un acuerdo en común: los humanos son la fuerza que controla la Tierra en el siglo XXI.

“Los humanos son administradores, los humanos son jardineros. Nosotros somos los que decidimos qué especies queremos y dónde”, concluye el científico Erle Ellis, de la Universidad de Maryland, del condado de Baltimore.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad