Publicidad
Suscríbete

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Las amistades de los niños influyen en sus niveles de ejercicio

El círculo cercano de amigos puede interesarlos en la actividad física o hacerlos adoptar hábitos más sedentarios, según un estudio
dom 22 julio 2012 10:22 AM
Juegos, niños, estimulo
Juegos, niños, estimulo Juegos, niños, estimulo

Aunque los niños no crean ni terminan sus amistades basándose en la actividad física, un nuevo estudio concluyó que su red social de amigos puede influenciar en gran medida cuánto se mueven. La investigación fue publicada en la revista Pediatrics.

“Tendemos a pensar en los adolescentes como personas muy influyentes entre sus pares, pero ahora también estamos viendo esto en un grupo más joven”, dijo la autora del estudio, Sabina Gesell, profesora asistente de Pediatría en la Escuela de Medicina de la Universidad Vanderbilt en Estados Unidos.

“Así que, con esa influencia, los amigos pueden mejorar su nivel de actividad o reducirlo para volverse más sedentarios, dependiendo de lo que están haciendo ellos mismos”, añadió.

Gesell y sus colegas estudiaron a 81 niños de entre cinco a 12 años, durante un programa de 12 semanas, que se realizaba después de clases. Entrevistaron a los niños sobre con quién se juntaban más y se les dieron dispositivos llamados acelerómetros para medir sus niveles de actividad .

Cuando se les dio la opción de mantener sus niveles de actividad o cambiarlos para igualar los de sus compañeros, los niños eran seis veces más propensos a elegir la segunda opción. Se volvían más activos o sedentarios, dependiendo de los niveles de actividad de sus amigos más cercanos. Muchos mantuvieron sus niveles de actividad.

Gesell calificó la idea de usar redes sociales para formar intervenciones en la lucha contra la obesidad infantil , como “nueva” y “prometedora”.

Publicidad

Sugirió que reacomodar quién juega con quién durante los grupos de juego después de clases podrían generar un impacto.

“Si tenemos grupos que normalmente son sedentarios, si podemos de alguna manera separarlos e integrar a esos niños en grupos de niños activos, entonces esos niños sedentarios se volverán más activos”, dijo. “Deberíamos poder ver este cambio dentro de 12 semanas”.

El médico William Stratbucker, pediatra y director médico del Centro de Peso Saludable en el Hospital Infantil Helen DeVos en Grand Rapids, Michigan en Estados Unidos, coincidió en que este estudio resalta un escenario que podría impactar la prevención de la obesidad.

Señaló que, “algunos niños escogen sentarse y jugar juegos, y otros niños escogen correr y jugar en el patio”.

Stratbucker dijo, “un gran mensaje final es que los padres tienen que estar conscientes sobre dónde pasan tiempo los niños durante el día y si están pasando tiempo en un programa de cuidado después de clases, que es muy común, necesitan saber cómo es el ambiente ahí y qué oportunidades hay para que los niños sean activos”.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad