3 factores que explican por qué sube el dólar

Las respuestas hay que encontrarlas en el petróleo, China y la especulación, según expertos; el dólar tanto al menudeo como al mayoreo alcanzó nuevos máximos históricos este miércoles.
dolar peso  (Foto: Getty)
Cristóbal M. Riojas
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Un trío de factores externos encabezados por la caída de los precios del petróleo ha puesto a “bailar” al peso mexicano a ritmo de una depreciación, que ubica al dólar cada vez más cerca de la barrera psicológica de las 19 unidades.

Este miércoles el dólar tanto al menudeo como al mayoreo alcanzó nuevos máximos históricos tras una nueva caída de los precios internacionales del energético, un desplome que también afectó a los mercados accionarios.

Estos son los tres elementos que golpean a la moneda mexicana, según analistas consultados por CNNExpansión.

1. El hundimiento del petróleo

El retroceso de los precios internacionales a mínimos no vistos desde 2013 es el principal factor que arrastró este miércoles al peso mexicano, y crea la posibilidad de que se requieran ajustes a las finanzas públicas de México, consideran los expertos.

“Ahorita lo que está generando la subida en el tipo de cambio es el precio del petróleo, que se cayó, señala la directora de Análisis Económico-Financiero de Banco Base, Gabriela Siller.

El crudo estadounidense tocó este miércoles su menor nivel desde 2003, debido al creciente exceso de suministros globales que se sumaba a eventos desalentadores sobre el sector financiero.

“El  tipo de cambio en México está ligado al petróleo, entonces caídas en los precios del petróleo elevan el tipo de cambio, apunta Siller.

La mezcla mexicana de exportación se ubica ya en el nivel de los 20 dólares por barril.

“En el caso particular de México parece que está pesando mucho la caída petrolera porque eso, al final del día, ya es un anuncio de que las finanzas  públicas mexicanas tendrán que hacer ajustes importantes”, advierte el director general del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico, José Luis de la Cruz.

2. El temor al dragón asiático

En los mercados accionarios, el ánimo de los inversionistas sigue siendo afectado por los temores sobre el impacto de la desaceleración en China, la segunda economía mundial y uno de los principales consumidores de petróleo.

El país reportó una expansión de 6.9% para todo 2015, en línea con lo esperado por analistas, pero lejos de los espectaculares avances en los últimos años.

Beijing trata de cambiar la máquina de crecimiento lejos de las exportaciones e inversiones fuertes en infraestructura, a los servicios del sector y demanda de consumidores, de acuerdo con CNNMoney.

Pero la incertidumbre sobre el panorama de esta economía —clave en el crecimiento global de años recientes— ha impactado a los mercados internacionales.

Tras publicar el lunes el Producto Interno Bruto de 2015, las autoridades chinas anunciaron que tomarían más medidas para estimular el crecimiento.

“El efecto especulativo de lo que se dio a conocer, de que China tuvo mal desempeño económico y que eso implicaría el apoyo de autoridades chinas a su sistema financiero se diluyó rápidamente”, dice De la Cruz.

La incertidumbre generada provoca una mayor salida de capitales de los países emergentes, que están recibiendo menos recursos, “menos inversión productiva y financiera lo que se conjunta para generar esta volatilidad en los tipos de cambios”, opina.

El Instituto Internacional de Finanzas publicó que durante 2015 las economías emergentes mostraron una salida de capitales de 735,000 millones de dólares, en donde el 8% de esa salida de capitales tuvo su origen en China, reportó más temprano este miércoles Banco Base.

3. La ola especuladora

La volatilidad que enfrenta el peso se ha incrementado luego que en los últimos días una “ola especulativa” ha hecho frente a la moneda local, agrega el analista de la firma de evaluación financiera MetAnálisis, Gerardo Copca.

“En últimos días lo que hemos visto es una ola de especulación ya frente a nuestra moneda, posiblemente por gente que se está tratando de cubrir con dólares”, apunta.

“Por las noches los volúmenes son más bajos y hay especuladores que presionan más al tipo de cambio, y ya cuando llega aquí la mañana todo mundo ve que se presionó el tipo de cambio, eso genera temores (...) y presiona más al tipo de cambio”, agrega.

¿Y qué hacer?

Para reducir los efectos de un dólar por encima de los 18 pesos los especialistas recomiendan planeación en los gastos y sobriedad en las deudas.

“(Se recomienda) tratar de no endeudarse y si se endeudan contemplar que el tipo de cambio puede llegar hasta 20 por dólar”, advierte Siller.

Los consumidores deben revisar su lista de gastos y tachar aquellos que sean innecesarios y mantener bajo control las deudas, añade De la Cruz.

“El ciudadano va a tener (que hacer) un gasto sobrio y una planeación muy ordenada de los mismos”, señala el experto.

Ahora ve
Esta empresa quiere hacer realidad el auto volador en el año 2019
No te pierdas
×