5 pasos para protegerte de la influenza

La higiene y una distancia prudente con posibles enfermos son algunas medidas; la mejor prevención es la vacuna.
Vacuna contra la influenza  (Foto: Cuartoscuro/archivo)
(CNNExpansión) -

Ante ciertos mitos, como que puedes enfermarte de gripe por las condiciones climáticas, consultamos a la Secretaría de Salud de México, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC) y la Clínica Mayo, te presentamos cinco pasos para evitar el contagio.

1. ¿Cómo evito contagiarme de influenza?

La respuesta es: vacúnate. La vacuna contra la influenza es la mejor forma de prevenir contagiarte con la enfermedad. 

Aunque existen muchos virus diferentes, una vacuna contra la influenza protege contra los más comunes en la temporada. Debes vacunarte una vez al año, de preferencia antes de la temporada de influenza, que inicia aproximadamente en octubre.

Algunos efectos secundarios de la vacuna pueden ser: dolor, enrojecimiento o hinchazón en el lugar donde se aplicó la vacuna, dolor de cabeza y cuerpo, dolor, enrojecimiento o comezón en los ojos, tos, fiebre, ronquera, comezón y fatiga. Estos efectos desaparecen en aproximadamente 24 horas y es mejor presentarlos que enfermarte de influenza.

2. ¿Cuándo y dónde me vacuno?

Lo mejor es vacunarse antes del inicio de la temporada de la influenza porque la vacuna puede demorar alrededor de dos semanas hasta alcanzar su efecto completo, pero nunca es demasiado tarde para vacunarse contra la influenza, según el especialista en vacunas, Gregory Poland, de Clínica Mayo.

Hasta en el caso de una persona no vacunada que tuvo la gripe fuerte, lavacuna todavía le ofrece protección contra otras cepas circulantes, explicó el médico.

Si estás enfermo en este momento, espera hasta que te recuperes y después, vacúnate, recomiendan los CDC. Evita la vacuna si alguna vez has tenido una reacción alérgica grave al huevo.

Según el área de Comunicación Social de la Secretaría de Salud, la vacuna está disponible en los centros de salud y hospitales de la Secretaría de Salud para cualquier persona que pertenezca a una población en riesgo: menores de 36 meses, mayores de 60, diabéticos, embaradas y personas con obesidad. 

El resto de las personas pueden acudir al Hospital General en la Ciudad de México. En las demás entidades, la Secretaría de Salud recomendó acudir al centro de salud, pero no confirmó que ahí se les aplicaría la vacuna.

2. Otras medidas para evitar el contagio

Lavarse las manos

Cuándo: frecuentemente, sobre todo después de usar el baño y antes de comer o tocar.

Cómo: frota tus manos con jabón y agua durante 20 segundos. Si usas un baño público, utiliza una toalla de papel para cerrar las llaves del agua y para abrir la puerta. También puedes utilizar un desinfectante de manos a base de alcohol. 

No fumar

El tabaquismo puede hacerte más susceptible a las enfermedades en general.

Mantener la distancia

Si estás cerca de una persona enferma, apártate o pide un cambio de lugar. Si algún camarero o mesero toca tu comida o el borde de tu vaso, pide un cambio, o ve a comer en otro lugar. 

Evitar tocar tu boca y nariz

Si toses o estornudas, cubre tu boca y nariz, pero no utilices las manos desnudas para hacerlo, porque podrías estar llevando a estos orificios los virus que hayas recogido en alguna otra parte.

Cómo lo hago: usa un pañuelo desechable para cubrir tu boca y nariz al toser o estornudar y tíralo a la basura luego de usarlo, o hazlo en la parte interna de tu codo. Es menos probable que haya virus en la parte interna de tu codo que en tus manos.

Higiene

Limpia y desinfecta las superficies y los objetos que puedan estar contaminados con gérmenes como los de la influenza.

4. ¿Cómo sé si debo ir al médico?

Los síntomas comunes de la influenza son: dolor de garganta, tos, congestión nasal, fatiga, dolor de cabeza, escalofríos, cuerpo cortado, fiebre y en ocasiones diarrea y náuseas.

La mayoría de los casos de influenza solamente requieren descanso y constante hidratación para aliviarse. 

Sin embargo, algunos casos son graves y requieren atención médica urgente. Ve al médico si presentas estos síntomas: falta de aire o dificultad para respirar, dolor o presión en el pecho o abdomen, confusión, mareos repentinos, vómito graves o persistente y síntomas similares a los de la influenza que mejoran, pero luego reaparecen con fiebre y agravamiento de la tos.

5. Medidas para no contagiar a los demás

Cubre tu boca y nariz cuando tosas o estornudes, pero no lo hagas con las manos porque podrías contaminarlas y esparcir los virus. Usa un pañuelo desechable y tíralo después de toser o estornudar o usar la parte interna de tu codo.

Lávate las manos (ve arriba cómo hacerlo).

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

No acudas al trabajo. Trabaja desde casa o descansa. Puedes volver a salir de casa cuando se hayan cumplido 24 horas después de haber tenido la última fiebre. La condición es que la fiebre haya desaparecido sin haber utilizado medicamentos antifebriles, según los CDC. 

Evita los lugares públicos hasta donde sea posible, como las escuelas, oficinas, teatros o auditorios y transporte público.

Ahora ve
Las calles de Los Ángeles se pintan de blanco y te decimos la razón
No te pierdas
×