Mayor inflación, el gran problema de 2017

La depreciación del peso generada por la incertidumbre sobre Trump y la liberalización del precio de las gasolinas presionarán los precios al consumidor.
Banco Base estima que en algunos meses de 2017 la inflación suba hasta 5%, lejos del 2.13% del cierre de 2015.
Adiós baja inflación  Banco Base estima que en algunos meses de 2017 la inflación suba hasta 5%, lejos del 2.13% del cierre de 2015.  (Foto: Cuartoscuro, Archivo)
Carmen Luna
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

La inflación será uno de los mayores problemas de la economía mexicana durante 2017 ante la liberalización de los precios de la gasolina y el impacto de la depreciación del peso frente al dólar.

En los últimos dos años, el aumento promedio en los precios al consumidor se ha mantenido contenido en el 3% pese a la depreciación de 28.22% que acumula la moneda mexicana.

Para 2017, el tipo de cambio puede alcanzar niveles de hasta 22 pesos por dólar derivado de la incertidumbre generada por la retórica proteccionista y antimexicana del presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump.

Te recomendamos: Banxico encarecerá más el precio del dinero en 2017

En este escenario se estima que en 2017 la inflación alcance incluso niveles de hasta 5%, para cerrar el año en torno al 4%, de acuerdo con la directora de análisis económico de Banco Base, Gabriela Siller.

“La inflación es uno de los problemas más graves para una economía. Una vez que se ha disparado es muy difícil controlarla”, explica Siller.

La inflación subyacente, que elimina los precios de los bienes y servicios más volátiles como alimentos y energía, ha mostrado presiones desde inicios de 2016 y en noviembre aumentó en 3.29%. Mientras que el componente de mercancías no alimenticias, uno de los más sensibles a la depreciación del peso, avanzó 3.67%, luego de alcanzar un máximo desde junio de 2010.

Hasta ahora, algunos productores habían asumido los efectos de la fortaleza del dólar en los precios ante la expectativa de que el peso mexicano se recuperará, sin embargo, la caída de la moneda mexicana se aceleró.

Te puede interesar: Banxico, Hacienda y AMLO, inquietan a inversionistas

Tan solo en noviembre de 2016 la inflación al productor aumentó en 8.45% anual. Los precios de industrias altamente dependientes a componentes importados han visto altas presiones. Por ejemplo los precios de la fabricación de equipo de computación se aceleraron en 16% y la de maquinaria y equipo en 12%, de acuerdo con datos del INEGI.

El Banco de México (Banxico) prevé que para 2017 tanto la inflación general, como la subyacente, registren incrementos adicionales, aunque espera que cierren el año dentro del intervalo de variabilidad, esto es 3% +/- un punto porcentual.

El consenso de los economistas espera que el banco central siga aumentando su tasa de interés referencial para mantener contenidas las presiones inflacionarias.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

“La combinación de los riesgos particulares a la inflación de México, con el cambio en la dirección de los flujos de inversión de cartera hacia Estados Unidos desde mercados emergentes por la expectativa de una normalización de la política monetaria de la Rerserva Federal más acelerada y las presiones adicionales que pudieran generarse en el tipo de cambio por menores flujos de inversión extranjera directa ante las amenazas proteccionistas de Trump, están marcando un nuevo ciclo de alza de la tasa de interés de Banxico”, escribió en un reporte el director de estrategias de mercado de Finamex Casa de Bolsa, Guillermo Aboumrad.

El directivo espera que durante 2017 Banxico aumente en 100 puntos base su tasa de interés.

Ahora ve
EU pide a Latinoamérica romper contacto comercial y diplomático con Pyongyang
No te pierdas
×