Hacienda niega daño a finanzas públicas por frenar 'gasolinazo'

Los precios de los combustibles no tendrán cambios hasta el 17 de febrero pese, aunque Enrique Peña Nieto, dijo que significaría un gasto adicional para el país.
Patean el bote.  En 2018 el precio de los combustibles quedará completamente liberalizado.  (Foto: iStock by Getty Images)
Carmen Luna
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

Mantener el pecio de las gasolinas y el diesel sin cambios por lo menos hasta el 17 de febrero significará recibir menos ingresos para el país, aunque a inicios de año el Presidente de la República criticó a administraciones pasadas por subsidiar los precios de los combustibles.

No obstante la Secretaría de Hacienda descarta una afectación para las finanzas públicas.

¿Al final son recursos que se dejan de recaudar? “Sí, pero está compensado por mayores ingresos excedentes entonces eso hace que en el balance no se tenga una afectación en las finanzas públicas. Eso compensa el efecto de reducir las cuotas del IEPS y por lo tanto no es necesaria ninguna otra medida de ajuste”, dijo a Expansión el jefe de la Unidad de Política de Ingresos no Tributarios de Hacienda, Eduardo Camero.

Te puede interesar: Ingresos extras libran de segundo 'gasolinazo'

Agregó que los ingresos extras son resultado de un mayor tipo de cambio y un precio del petróleo más elevado que los que se tenían considerados en la Ley de Ingresos de la Federación.

“Mantener un precio artificial de la gasolina en 2017 como el que teníamos en diciembre habría significado un gasto adicional de 200,000 millones de pesos (…) En el pasado otros gobiernos decidieron mantener artificialmente bajo el precio de la gasolina para evitar costos políticos, lo pudieron hacer porque el país producía más petróleo que se vendía más caro que nunca en la historia y el gobierno tenía ingresos excedentes”, dijo Enrique Peña Nieto, presidente de México el 5 de enero.

Hacienda aplazó el aumento a los precios previsto para el sábado 4 de febrero, con lo que los precios promedio nacionales vigentes se mantienen hasta el 17 de febrero: 15.99 pesos por litro para la gasolina magna, 17.79 pesos para la premium y 17.05 para el diesel.

Lo anterior como resultado de un estímulo fiscal de 75 centavos para la magna, 11 y 45 centavos para la premiun y el diesel, respectivamente. En diciembre los estimulos anunciados fueron de 1.12 pesos, 50 centavos y 1.15 pesos, pero de acuerdo con Camero el rezago en los precios era tan alto que no les permitía compensar todo el aumento acumulado en el precio referencial.

Te recomendamos: El 'gasolinazo', la resaca petrolera de México

“Lo que estamos queriendo hacer es una transición un poco más suave, no tiene impacto en las finanzas públicas y también es bien relevante reconocer que, aún con los estímulos no se está dando ningún subsidio, se está reduciendo la tasa del impuesto pero seguimos sin dar subsidios explícitamente en los combustibles”, comentó Camero.

A partir de 2017 los precios de los combustibles de las 90 regiones en las que se dividió el país se irán liberalizando según el calendario de la Comisión Reguladora de Energía. En el caso de Sonora y Baja California los precios se determinarán por condiciones de mercado a partir de abril y las restantes serán liberalizadas paulatinamente y en 2018 todas las regiones estarán liberadas y los precios se determinarán por el mercado.

"El presidente, el único que tiene la facultad de dar estimulos fiscales. no es exclusiva para el IEPS. Ya será cuestión de determinar cómo convive esa facultad con la determinación libre de los precios", dijo Camero.

Ahora ve
La película ‘Cartas a Vincent’ llega a México
No te pierdas
×