Interacciones amarra inversión vía Afores

El grupo financiero observa oportunidad en 72 proyectos de obra y lo hará con un CKD de 3,500 mdp hasta por 13 años.
Observa oportunidad en 72 proyectos de obra, sobre todo en el norte del país.
Afores  Observa oportunidad en 72 proyectos de obra, sobre todo en el norte del país.  (Foto: Cortesía)
Adrián Estañol
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

El Grupo Financiero Interacciones eliminó el riesgo de inversión sobre los proyectos de infraestructura estatal y municipal en los que invertirá con dinero de las Administradoras de Fondos para el Retiro (Afores), por medio de un fideicomiso de segunda garantía en caso de un escenario adverso.

El grupo financiero, que dirige Carlos Rojo junto con el Fondo de Capital Infraestructura, colocó el viernes pasado un certificado de capital de desarrollo (CKD) por 3,500 millones de pesos (mdp), con el que se espera generar una derrama económica por 154,000 mdp al inyectar capital en obras de infraestructura, energía, hidráulicos, petróleo y transporte, proyectos ubicados en su mayoría en el norte del país a través de Asociaciones Público Privadas (APP).

Hasta ahora, 95% de los recursos que integran los CKD, provienen del dinero de los ahorradores administrados por las Afores.

Los recursos que captará en rondas subsecuentes ayudará a desarrollar alrededor de 72 proyectos de entre 700 y 1,200 mdp en los próximos 13 años, con un valor de los proyectos hasta 14,000 mdp.

“Muchos de los inversionistas que vimos nos decían que no querían tomar riesgo en municipios, salvo que lo hicieramos con una garantía”, dijo Eduardo Santoyo, director general de Fondo Capital Infraestructura. “No todo mundo esta dispuesto a tomar riesgo municipio”, agregó.

La segundas garantías son fideicomisos que se crearán para captar participaciones federales u otros ingresos que tenga el estado o municipio, para que los inversionistas puedan cobrar en caso de no generar flujo para pagar la deuda o capital, según ejemplificaron los directivos de la entidad financiera.

Pese a tener este recurso que da mayor certidumbre a los siete inversionistas del CKD, los directivos del grupo financieros explicaron que al hacer la inversión no se tiene como objetivo cobrar esta segunda garantía. “Nunca damos un crédito o invertimos esperando las fuentes secundarias, nos aseguramos que el proyecto tenga la viabilidad”, agrega Eduardo Santoyo.

Negocio de riesgo

Moody's rebajó su recomendación sobre las notas del negocio bancario de Interacciones destacando su alta exposición a los gobiernos locales y regionales. El precio por acción del grupo financiero ha perdido 10% en la Bolsa Mexicana de Valores en lo que va del año.

Alrededor de 80% de los ingresos estatales son transferidos año con año por el gobierno federal, sólo 8.6% corresponde a ingresos propios, de acuerdo con datos del Instituto Mexicano de Competencia (Imco). Además cuatro entidades —Veracruz, Chihuahua, Quintana Roo y Nuevo León— contrataron casi la mitad de la deuda de todos los estados del país entre 2010 y 2015. En ese periodo, el total de deuda de los estados se disparó 70% a 536,269 mdp (28,470 millones de dólares), según publicó Reuters a principios de este mes.

Sin embargo, los ejecutivos del grupo confían en su conocimiento y análisis de riesgo para financiar proyectos en estados y municipios, en los que aseguran no tener alguno con problemas y el pago se logra sin tener que recurrir a garantías adicionales.

“Aquí vas al riesgo del proyecto no del municipio (…) El know how permite evitar esos riesgos de proyectos inconclusos, de problemas. Sabemos dónde meternos, cómo meternos y eso da confianza a los inversionistas”, comentó Eduardo Santoyo.

La inversión inicial de 700 mdp estará lista en tres meses para inyectarse el los primeros proyectos. Se estima que esta primera inversión se de en un lapso de tres años y en otros cinco la salida del fondeo.

“La visión de estos inversionistas tiene que ver más con la capacidad de este equipo para estructurar los proyectos, la rentabilidad y la capacidad de tener trabajando el dinero muy rápido”, dijo Carlos Rojo, director general de Grupo Financiero Interacciones.

El retorno para los inversionistas como Penionissste, Afore Principal, el fondo de pensiones de Nafinsa – 95% de ellos son Afores- ronda entre 14 y 16% para nuevos proyectos y 12% y 14% para las obras en las que el fondo decida entrar y ya estén en operación.

Un

‘hermano gemelo’ para invertir

El Grupo Financiero Interacciones trabaja para conformar un fondo internacional que invierta de manera paralela al certificado bursátil lanzado el viernes pasado en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

“Ya empezamos a trabajar en un fondo internacional (que) tiene que coinvertir en los mismos términos y mismos proyectos de este CKD, es literalmente si lo quieres ver un hermano gemelo fondeado a través de un vehículo en el extranjero”, comentó Eduardo Santoyo.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El directivo explicó que la estrategia es tener presencia en el mercado global para facilitar la colocación de un Certificado de Proyecto de Inversión (Cerpi), que permite la entrada de inversionistas extranjeros. “El segundo fondo seguramente será un Cerpi”, puntualizó Santoyo

El CKD de Interacciones es el segundo certificado que se coloca en la BMV en 2016, tras el de Balam Fund por 775 mdp, cuatro veces menor al del grupo financiero.

Ahora ve
La investigación a Rafa Márquez podría afectar a cientos de niños mexicanos
No te pierdas
×