Enemigos íntimos, los 6 momentos en que Televisa y Azteca se unieron

La alianza para transmitir la nueva producción de TV Azteca en Blim, de Televisa, es positiva porque beneficia a los usuarios, coinciden especialistas.
Pese a ser competencia, las empresas de televisión unen esfuerzos en temas comunes.
Televisoras, amigas y rivales  Pese a ser competencia, las empresas de televisión unen esfuerzos en temas comunes.  (Foto: Cuartoscuro)
Liliana Corona
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

Televisa y TV Azteca son rivales en el mercado de la televisión abierta en México desde hace 23 años, aunque eso no impide que en varias ocasiones el hasta ahora duopolio televisivo se haya unido para impulsar temas de mutua conveniencia, desde políticos, de negocios y espectáculos. Estos son los cincos momentos más representativos de su colaboración.

1.- Concierto Unidos por la paz
El 3 de marzo de 2001, Televisa y TV Azteca presentaron una estrategia mediática que impulsaba una colecta en beneficio de Chiapas, a través de la venta de boletos del concierto de los grupos Maná y Jaguares en el estadio Azteca, propiedad de Televisa, evento que ambas televisoras transmitieron simultáneamente en 20 países.

Ricardo Salinas Pliego, dueño de TV Azteca, dijo en la conferencia de prensa del concierto que la rivalidad existe, "pero siempre que se trate de una buena obra podemos trabajar juntos y demostrar esa civilidad”, refiere una nota del 14 de febrero de 2001.

2.- Cobertura de la violencia
En 2011, el entonces presidente Felipe Calderón se reunió con directivos de los medios de comunicación. De aquel encuentro privado se derivó un pacto que más de 30 medios, incluidos Televisa y TV Azteca, firmaron para dar una cobertura mesurada a los hechos de violencia en el país.

El objetivo fue que los medios tuvieran criterios editoriales para la cobertura informativa de acontecimientos derivados de la delincuencia y evitar que se diera propaganda a estos hechos, así como proteger la identidad de las víctimas y la seguridad de los periodistas.

“Calderón unificó a los medios contra la violencia, no solo fueron Televisa y TV Azteca, estuvieron otros como El Universal y muchos más, pero estaban coordinados”, dijo Jorge Bravo, director editorial de la agencia Mediatelecom, Policy & Law.

3.- Partidos de la Selección
Las televisoras comparten la transmisión de los partidos de la Selección mexicana por un acuerdo con la Federación Mexicana de Futbol desde 2002. Solo Televisa y TV Azteca tienen los derechos de transmisión, mientras que FoxSports, ESPN o Clarovideo no tienen acceso a estos partidos.

“(Emilio) Azcárraga accedió a compartir los partidos de la Selección luego de algunas pláticas con (Ricardo) Salinas. Siempre han sido competencia en noticiarios, telenovelas y en el futbol pero hicieron frente común y Salinas aprovechó esa situación para negociar”, dijo a Expansión Francisco San José, especialista en marketing deportivo.

“Principalmente en los partidos de la Selección mexicana llama la atención que en lugar de competir pasan el mismo partido, creo que es único en el mundo, que se lleven el mercado de publicidad (juntos)”, comentó Abel Hibert, ex comisionado de la extinta Cofetel, órgano predecesor del Instituto Federal de Telecomunicaciones.

4.- ¿Un nuevo competidor?
En 2006, la estadounidense Telemundo, subsidiaria de la NBC, buscó participar en una posible licitación para un nuevo canal de televisión, en pleno año electoral.

Pero tanto en Televisa como en TV Azteca se publicaron notas negativas de Grupo Casa Saba, uno de los mayores distribuidores de medicamentos en México y el entonces socio mexicano de Telemundo.

“Cuando Grupo Casa Saba, asociado con General Electric pretendió entrar en la televisión abierta, Televisa y TV Azteca montaron una campaña de desprestigio contra Casa Saba, al afirmar que ejercían un monopolio en la venta y distribución de medicinas”, dijo Gabriel Sosa Plata, analista de medios y académico de la UAM.

“Fue una estrategia para evitar que a alguien más se le ocurriera entrar al mercado”, agregó Hibert.

5.- Iusacell, el divorcio
Televisa le compró a Grupo Salinas una participación de 50% en Iusacel, su negocio de telefonía móvil, en 2011, pero este porcentaje resultaba conflictivo porque ambas empresas debían ponerse de acuerdo por igual para cualquier decisión.

"Estuvieron asociados en una relación inédita y negativa, el regulador multó en dos ocasiones a Televisa por tener funcionarios en el consejo de administración en Iusacell y viceversa, lo que se castiga por ser una práctica anticompetitiva", dijo Bravo.

El objetivo de Televisa al adquirir el porcentaje en 1,600 millones de dólares, era brindar los servicios empaquetados de telefonía fija, móvil, televisión de paga e internet.

El romance duró tres años, pues en 2014 Televisa le regresó en venta su participación en Iusacell a Grupo Salinas en 717 millones de dólares, 55% menos del valor en que la adquirió en 2011, de acuerdo con la revista Expansión.

6.- Serie en Blim, de nuevo
Recientemente, TV Azteca presentó el inicio de grabaciones de su nueva serie Entre correr y vivir, coproducción con Eureka que se transmitirá por el canal Azteca 7 a partir del próximo 17 de octubre, de lunes a jueves. Los viernes, Blim, plataforma de video por internet bajo suscripción de Televisa, tendrá los cuatro capítulos disponibles para sus suscriptores.

“Que los contenidos de TV Azteca estén en Blim es parte de una apertura positiva para el público”, dijo Jorge Bravo, pero se han opuesto a otras plataformas OTT (video en internet por suscripción) de otros, como Netflix, agregó.

“En términos comerciales no podemos verlo como algo anticompetitivo, lo que busca TV Azteca es una forma de distribuir sus contenidos aprovechando esta plataforma de Televisa, y esta televisora busca contenidos para ofrecerlos a sus clientes (…) esta alianza puede ser benéfica, los consumidores tienen una nueva opción”, dijo Abel Hibert.

Ahora ve
¿Sabes cuántos gérmenes hay en los lugares que tocas comúnmente?
No te pierdas
×