Masaryk vuelve a ponerse a la ‘moda’

Luego de su remodelación, la principal avenida comercial del país recupera clientes y ahora explora nuevos giros comerciales.
A caminar.  La remodelación ha hecho a la calle más caminable, y esto ha fomentado la llegada de más restaurantes y bares.  (Foto: Cortesía BGP Arquitectura)
Ana Valle
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

Masaryk es para la Ciudad de México lo que la 5a Avenida es para Nueva York o los Campos Eliseos es para Paris: la mayor calle comercial del país.

A lo largo de la llamada ‘golden mile´(entre las calles de Moliere y Arquímedes en Polanco) los aparadores muestran las últimas colecciones de Cartier, Gucci, Dolce & Gabanna y Ferragamo, entre otros. En el último par de años la avenida sufrió cambios que han implicado desocupación y menores precios de renta en los establecimientos, pero ahora busca renovarse y llegar a un nuevo grupo de consumidores.

“La situación actual de Masaryk es buena relativamente. Va a seguir siendo el mejor high street de México y la calle donde las marcas de lujo van a querer llegar si deciden estar en calle”, comentó Jorge Lizán, director general de la firma de asesoría comercial LRA.

Masaryk.
Masaryk.  La calle es la más cara en materia de rentas comerciales en el país.  (Foto: Infografía: David Ortíz)

La avenida se vio afectada por la remodelación de avenidas y calles, obra que duró dos años, y por la renovación del Palacio de Hierro de Polanco, que impactó la rentas y ocupación de la zona.

A finales de 2013, los precios promedio de las rentas en Masaryk rondaban los 95 dólares por metro cuadrado (m2) y tenía una desocupación del 9.5%; pero hacia finales de 2016 las rentas se ubicaban en promedio en 70 dólares m2 y la tasa de desocupación superaba el 10%.

Las tres firmas de corretaje consultadas coincidieron en que las rentas ya están volviendo a niveles promedio de 100 dólares por m2, mientras que la tasa de desocupación está por debajo del 10% nuevamente.

“Las rentas en el golden mile van desde los 80 hasta lo 147 dólares por metro cuadrado al mes, y en promedio tienen guantes (derechos de arrendamiento o traspaso) que van desde los 1,700 a los 3,000 dólares” dijo Anuar Duayhe, managing director de Newmark Grubb México.

La calle seguirá siendo el principal destino para la llegada de nuevas marcas. Por lo pronto, firmas como Tesla y AT&T ya se ubicaron en la calle como tiendas ancla y se esperan algunas más.

Nuevo concepto

El Palacio de Hierro de Polanco llegó a revolucionar la dinámica comercial de la zona, pues atrajo a muchas marcas de lujo gracias a las ventajas que ofrece, que van desde poder hacer compras con su tarjeta de crédito, hasta el estacionamiento y la seguridad.

“Es mucho más cómodo ir a un lugar donde están todas las marcas a estar caminando en la calle, además cambiaron su formato a lo que ellos le dicen shopping shop, donde cada tienda tiene su fachada e imagen, tienes estacionamiento seguro. El Palacio atrajo a marcas de fashion (moda), pero ahora ya no caben más”, dijo Luis Llaca, vicepresidente Retail Latam en CBRE México. Un ejemplo de ello es la boutique de Hermès, con más de 300 metros cuadrados y una entrada independiente. Otras usan el formato de tienda boutique, tal es el caso de Montblanc, Prada y Chanel, entre otras.

Alto lujo.
Alto lujo.  Marcas como Prada, Gucci, Montblanc y otras tienen boutiques en el Palacio.  (Foto: Cortesía Palacio de Hierro Polanco)

Una calle de lifestyle

Masaryk sufrió una remodelación que inició en 2013 y concluyó en 2015. Lo que se buscó fue hacer la calle más caminable, y con eso, incrementar el flujo de visitantes, pues antes solo se iba en auto y los estacionamientos no eran suficientes.

El proyecto consistió en hacer banquetas más anchas, instalar mobiliario urbano, a la vez que se propiciaba el uso de bicicleta y se trató de poner bajo tierra la mayor parte del cableado de la avenida.

“Masaryk ahora está dirigido a un público más de happening que de compras, es justo tener a marcas del hogar como Casa Italia y Kitchen Aid, se está volviendo un destino de lifestyle y diversión, de caminar en la calle, de ir de un restaurante a un bar. Ahora ves más gente a pie que en el Masaryk de antes”, dijo Llaca.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Algunos de los restaurantes que se ubican en la calle son Mr. Chow, un lujoso restaurante de comida china; además de otros como Astrid & Gastón, restaurante peruano situado entre los 50 mejores del mundo.

Para Llaca, esto ha provocado también que el público al que estaba dirigido inicialmente la calle ya no sea de altos ingresos, sino de nivel medio, que no necesariamente busquen lujo, sino caminar una de las zonas de mayor desarrollo inmobiliario en la Ciudad de México.

Ahora ve
Donald Trump otorga su primer perdón presidencial… a un pavo
No te pierdas
×