Fotografiando la opulencia en el Hotel Emirates Palace de Abu Dabi

El oro está en todas partes: en los arcos interiores, en los tratamientos de spa de inspiración marroquí y en la comida.
Anthony Horth fotografía el Palacio de los Emiratos Árabes
Danae Mercer

Nota del editor: La serie CNN Travel a menudo cuenta con patrocinio proveniente de los países y las regiones que reseñamos como destinos turísticos. Sin embargo, CNN mantiene total control editorial sobre todos sus reportajes.

(CNN) – ¿Qué ocurre cuando el hotel más lujoso y decadente de Abu Dabi se cruza con una sesión fotográfica de ocho días salpicada con raros diamantes rosados, caballos árabes, halcones entrenados, vestidos de alta costura y modelos internacionales?

La respuesta es "magia", dice el fotógrafo australiano Anthony Horth. "Magia, magia, magia".

Lee: Los 11 mejores hoteles del mundo en medio de la nada

La opinión de Horth, que ya había fotografiado a las supermodelos Christy Turlington, Jean Shrimpton y Eva Herzigová, podría ser parcial. Después de todo, la sesión de fotos en el Emirates Palace era la suya.

Dominando un extremo de la costa de Corniche de Abu Dabi, el Emirates Palace es un hotel de siete estrellas. Es una gran creación, con pasillos bordeados de palmeras y amplias escaleras, además de numerosos restaurantes de primera categoría.

Al parecer, ese lujo extremo no es suficiente, de manera que el hotel reclutó a un fotógrafo que pudiera sacar a la luz su personalidad detrás de la fachada glamorosa.

Lee: El mejor hotel de Abu Dabi, en medio del desierto

Las imágenes resultantes crearon un tema de cuentos de noches árabes, si bien extra opulento.

"No quería una sesión de moda, una sesión de joyas", dice Horth. "No era un editorial de Vogue".

Las modelos llevaban ropa de Valentino, Carolina Herrera, Bulgari y Endemage. Los diamantes rosados de la mina Argyle, operada por Rio Tinto, ocuparon un lugar destacado.

Lee: ¿Trabajo y diversión? Hoteles de negocios inteligentes

En un solo día, una modelo vistió más de 20 millones de dólares en joyas. Un solo collar de diamantes con un delicado diamante rosa de Argyle valía 6.5 mdd.

Cada rincón

"Lo que yo quería era algo tipo Cenicienta", añade Horth, quien previamente pasó tiempo en la mina de diamantes Argyle de Australia capturando fotos del paisaje.

"Siempre he vivido en un mundo de sueños, sé lo que es la magia y sé cómo manipularla".

Para prepararse para la sesión en Emirates Palace, Horth tardó 10 días en recorrer cada "rincón" del enorme hotel de 3,000 millones de dólares.

No fue una labor menor: el Emirates Palace se extiende un kilómetro de ala a ala con un tramo de 1.3 kilómetros de playa privada.

Lee: 20 destinos de viaje que no debes perderte

Ocho escaleras mecánicas y 102 ascensores transportan a los acaudalados huéspedes a 14 restaurantes y salones. El techo está lleno de 1,002 candelabros salpicados entre 114 cúpulas, mientras que el mármol - importado de 13 países diferentes - brilla entre los tapices y las fuentes interiores.

Al entrar te invade una abrumadora impresión de espacio.

El oro está en todas partes: en los arcos interiores, en los tratamientos de spa de inspiración marroquí y en la comida. Cinco kilogramos de oro comestible puro se usan por año, figurando en platos como la hamburguesa de camello con polvo de oro.

Lee: ¡Vendido! Dubái subasta una hamburguesa por 10,000 dólares

Sesión de fotos "invaluable"

"Tienes a una hermosa modelo en un entorno de majestuosidad clásica y 2 millones de dólares en joyería alrededor de su cuello, brazos y oídos," añade Horth. "¿Qué más necesitas? ¡Sólo toma la foto!"

¿Cuánto costó ese proyecto de varios días? El director general de Emirates Palace, Holger Schroth, responde simplemente: "La sesión de fotos fue invaluable".

El hotel había estado buscando un fotógrafo especial que pudiera ver más allá de los elementos físicos de la propiedad y transmitir su verdadero carácter, apunta.

"Las fotos de Tony construyen una narrativa. Su obra delimita la clara separación entre una foto y el arte".

Lee: Los 10 mejores viajes por carretera del mundo

A pesar de que Abu Dabi recibió a 4.4 millones de turistas extranjeros en 2016 (un aumento del 8% en relación con 2015), más habitaciones disponibles, una creciente cantidad de tráfico de cruceros y un entorno económico difícil han diseminado la riqueza.

Estimular el turismo

Las estadísticas de fin de año de la Autoridad de Turismo y Cultura de Abu Dabi indicaron una disminución del 9% en los ingresos de los establecimientos hoteleros. Los ingresos por alimentos y bebidas disminuyeron un 10%. El número de pernoctaciones por viajero disminuyó un 2% y la duración media de la estancia en un 9%.

¿Significa eso que hay una necesidad de fomentar más turismo en Abu Dabi y sus hoteles?

“Sí” dice Schroth. "Cada hotel quisiera acentuar su singularidad y atraer más turistas a Abu Dabi y a sus propias habitaciones, por supuesto".

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

En abril, Horth regresará a la capital de los Emiratos Árabes Unidos y al lujoso Emirates Palace con "Mother Earth Kimberley", una exhibición de su obra en la mina de diamantes. La exposición tendrá lugar del 22 de abril al 6 de mayo. (Más información en Anthonyhorth.com).

"Abu Dhabi está cerca de la perfección", dice Horth. "La cultura es muy cálida. El estilo de vida beduino tiene una verdadera practicidad cotidiana, como sal de la tierra. Ellos realmente quieren abrazar todo, y me encanta la mística. He visto ese lado y es hermoso".

Ahora ve
La intención de AT&T de comprar Time Warner se discute en una Corte de EU
No te pierdas
×