El abuelo de Trump inició con un restaurante, bar y burdel en British Columbia

Un reporte de Bloomberg detalla que de los negocios de la familia Trump iniciaron en Canadá.
Inicios  Los primeros dólares de la familia Trump llegaron con la administración de un restaurante bar.  (Foto: Reuters/Archivo)
(Expansión) -

Los inicios de la familia del candidato republicano Donald Trump fueron en un pueblo fantasma en Canadá, de acuerdo con un reporte de Bloomberg.

Actualmente, solo quedan fragmentos de botellas de vidrio en la orilla del lago en Bennett, en British Columbia, que tal vez sean los restos del establecimiento operado por el abuelo de Trump que era conocido por su buena comida, bebida y mujeres.

A principios del siglo XX, Bennett era un punto de tránsito para los buscadores de la fiebre del oro en Klondike, y Friedrich Trump hizo su fortuna administrando un restaurante bar.

La fortuna que generó en dos años se convirtió con el paso de los años en el dinero que sustentó la candidatura de su nieto a la presidencia de Estados Unidos.

Lee: El nombre Trump causa discordia entre los habitantes de departamentos de Nueva York.

Fred, abuelo de Trump, dejó Alemania a los 16 años y se dirigió a Nieva York para trabajar como peluquero.

Después de pasar una temporada en Seattle, la fiebre del oro lo llevó a Bennett, donde él y su socio Ernest Levin construyeron el restaurante Arctic, que se promocionaba como el mejor equipado de la ciudad.

Estaba abierto todo el día con "cuartos privados para damas y fiestas", según un anuncio publicado en la edición del 9 de diciembre de 1899 del periódico Bennett Sun.

Los cuartos incluían una cama y una báscula para pesar el polvo de oro utilizado para pagar los "servicios", de acuerdo con una biografía de tres generaciones de la familia Trump escrita por Gwenda Blair, quien rastreó los orígenes de la riqueza de la familia Trump.

Lee: Un hombre destruye la estrella de Trump en el paseo de la fama de Hollywood

Trump se percató rápidamente que las ganancias reales estaban en la fiebre del oro. Unos 100,000 buscadores partieron rumbo a Klondike, de los cuales solo una tercera parte llegaron y sólo 4% encontraron oro.

Dados esos porcentajes, la decisión de Trump fue una apuesta astuta, según Blair.

Bennett fue un centro clave para los buscadores de oro, que caminaron desde Alaska a través de montañas congeladas y navegaron en embarcaciones improvisadas por los rápidos traicioneros del río Yukón a Dawson City.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La ciudad perdió su atractivo con la construcción de un enlace ferroviario de Skagway, Alaska, a Whitehorse que permitió a los mineros eludir Bennett.

En respuesta, Trump desmanteló el restaurante y lo reconstruyó en Whitehorse.

Ahora ve
Tras el sismo, el olvido. Estos damnificados siguen en albergues desde 1985
No te pierdas
×