Expertos piden proteger a los estudiantes en riesgo de ser expulsados de EU

Las autoridades mexicanas necesitan diseñar un plan ante la eventual deportación de miles de niños y jóvenes cuando Donald Trump tome la Casa Blanca, dicen especialistas.
Dreamers mexicanos  Actualmente, más de 500,000 jóvenes mexicanos están amparados por las acciones ejecutivas decretadas por el presidente Barack Obama.  (Foto: Getty)
ARIADNA ORTEGA
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

La llegada de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos obliga a las autoridades mexicanas a contar con una estrategia para recibir a las personas en riesgo de ser deportadas y, en particular, a los niños y jóvenes que estudian en aquel país, advirtieron especialistas en migración.

En el conversatorio Puertas abiertas en educación: la respuesta mexicana ante Trump, expertos señalaron que es necesario diseñar políticas de integración para los retornados, flexibilizar los procesos para obtener documentos y realizar trámites, así como hacer ajustes que faciliten el regreso de estos estudiantes, un sector que se estima está conformado por 550,000 personas.

Integrantes del Programa Interdisciplinario sobre Política y Prácticas Educativas (PIPE), del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), pidieron prestar especial atención en los problemas que los niños y jóvenes que retornen puedan enfrentar, entre ellos, la revalidación de materias y cómo integrarlos a un contexto social que desconocen.

Para esto, se requieren estrategias de incorporación para todos ellos, que incluso pueden llegar a ser "indocumentados" en su propio país, dijo el investigador Jorge Durand.

Trump asumirá el gobierno de EU el 20 de enero, tras haber ganado las elecciones del 8 de noviembre con un discurso contrario a la migración y a los tratados de libre comercio que su país ha firmado con otras naciones, entre ellas México.

De cara a la llegada del político y empresario republicano, la senadora Gabriela Cuevas, presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara alta, planteó hacer una revisión al marco legal sobre cómo tener mejores esquemas de protección, un diálogo migratorio de alto nivel que ponga a las personas en el centro, protección a las remesas, cambiar las políticas de inclusión y dar especial atención a las políticas públicas locales.

Ve: ¿Cómo protegerá México a sus migrantes tras la victoria de Trump?

Por su parte, el senador Juan Carlos Romero Hicks, presidente de la Comisión de Educación, aseguró que hay que cuidar la reinserción en tres niveles: primero, el individual, familiar, comunitario y social; segundo, el educativo, y tercero, el laboral. Incluso, dijo el legislador a Expansión, las experiencias de este sector pueden ayudar a acercar más a México y EU.

Los académicos también sugirieron homologar programas o procesos que ya se hayan hecho y que hayan dado resultados positivos, como los apoyos que se han realizado desde universidades y organizaciones para que los jóvenes inscritos en DACA puedan venir a México y reingresar con papeles a territorio estadounidense.

Mónica Jacobo, investigadora del CIDE, detalló que las políticas públicas que requieren más recursos son las encaminadas a facilitar el acceso al sistema educativo. Además, explicó en entrevista, se debe capacitar a los docentes en educación intercultural, contenidos curriculares, movilidad y lengua, así como impulsar la coordinación entre los tres órdenes de gobierno.

"Se ha enfatizado mucho no sólo la parte del gobierno federal, sino que tiene que involucrarse el gobierno local, y para eso puede haber distintas vías", dijo.

A decir de la experta, la Secretaría de Gobernación (Segob) es la dependencia federal que debe llevar la batuta en la política migratoria y, dentro de ella, de la recepción de estudiantes eventualmente deportados.

Ahora ve
Robert Mugabe reaparece en fotos tras aparente golpe militar en Zimbabue
No te pierdas
×