Diputados del PRD plantean 'meter tijera' a las pensiones de los expresidentes

La iniciativa propone reducir el monto que se otorga a quienes ocuparon el máximo cargo Ejecutivo en México, así como suspender su entrega si un exmandatario tiene un empleo que le dé ingresos.
¿Guillotina a los recursos?  El expresidente Felipe Calderón (izquierda) anunció recientemente que donará su pensión. El expresidente Vicente Fox asegura que sí requiere de ese dinero.  (Foto: Cuartoscuro)
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

En medio de la controversia que se ha registrado este año por la cantidad de recursos públicos que se gastan en los sueldos y otros beneficios para los funcionarios públicos, el PRD en la Cámara de Diputados dio a conocer este jueves una iniciativa que plantea reducir las pensiones de las que gozan los expresidentes mexicanos.

Se trata de una prestación vitalicia que los exmandatarios reciben desde hace 30 años y que equivale al sueldo de un exsecretario de Estado: alrededor de 200,000 pesos al mes.

A la fecha son tres los expresidentes que tienen pensión: el priista Luis Echeverría (1970-1976) y los panistas Vicente Fox (2000-2006) y Felipe Calderón (2006-2012), lo que se traduce en un gasto para el erario de 7 millones 200,000 pesos, sin contar otros beneficios.

Calderón anunció recientemente que donará este dinero a la asociación Aquí Nadie Se Rinde, que atiende a niños con cáncer, mientras que los priistas Carlos Salinas (1988-1994) y Ernesto Zedillo (1994-2000) en su momento renunciaron a la prestación.

Sin embargo, los expresidentes mexicanos no sólo tienen derecho a una pensión. También tienen la facultad de que, si mueren, parte de los fondos se transfiera a sus viudas —empezando con 80% del total hasta reducirse a 50%—, y además cuentan con elementos de seguridad y empleados a su servicio, según lo establece el Acuerdo Presidencial 2763-BIS de 1987, que data del sexenio de Miguel de la Madrid (1982-1988).

Para los diputados perredistas Francisco Martínez Neri —líder de la bancada del partido en San Lázaro y presidente en turno de la Junta de Coordinación Política (Jucopo)—, Omar Ortega y Felipe Reyes, esto representa un gasto excesivo que debe reducirse.

Lee: Fox: Gasto mi pensión en 'frijolitos' y mi fundación

¿Qué dice la iniciativa del PRD?

Los diputados proponen que, ante el escenario económico actual, se hagan estos ajustes para disminuir la carga para el erario:

1. Que la pensión para un expresidente sea de 25 veces el salario mínimo general vigente en la Ciudad de México, es decir, 2,000 pesos al día o 60,000 mensuales aproximadamente —una tercera parte de lo que los exmandatarios reciben hoy—, así como una gratificación de fin de año por el mismo monto.

Recomendamos: Fox, Calderón y Peña: sus cifras a cuatro años de gobierno

2. Proporcionar sólo el personal estrictamente necesario para la seguridad del beneficiario y sus familiares, siempre que se justifique la prestación del servicio.

3. Que la pensión y los beneficios sean suspendidos en caso de que el expresidente reciba ingresos derivados del desempeño de algún empleo, cargo o comisión de la Federación, estados, municipios, empresas productivas del Estado, empresas u organismos desconcentrados, o que obtenga pagos de cualquier persona física o moral, ya sea nacional o extranjera, incluidos los pagos en especie.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

4. También se plantea que las causas para perder la pensión sean cometer algún delito grave que merezca privación de la libertad, realizar algún acto que atente contra la seguridad, las autoridades o instituciones, por renuncia expresa o por fallecimiento.

5. Y en caso de fallecimiento del beneficiario, se propone que los familiares tengan derecho, según el caso, a pensiones por viudez o por orfandad equivalentes a 50% del total, lo que equivaldía a unos 30,000 pesos al mes.

Ahora ve
EU se dice decepcionado por la resistencia al cambio de Canadá y México
No te pierdas
×