OPINIÓN: ¿Réquiem para el llamado 'Trump Trade'?

La relevancia inmediata de sus recientes polémicas, es que a Trump le resultará difícil recuperar su fuerza política, lo cual podría evitar que se aprueben sus reformas pro crecimiento.
La relevancia inmediata de estos hechos, es que a Trump le resultará difícil recuperar su fuerza política.
Trump  La relevancia inmediata de estos hechos, es que a Trump le resultará difícil recuperar su fuerza política.  (Foto: Reuters)
Eduardo Garza Castillón Segovia

Nota del editor: Eduardo Garza Castillón Segovia es presidente del Comité Técnico de Tesorería del IMEF. Las opiniones expresadas en esta columna son exclusivas de su autor.

(Expansión) — El “Trump Trade”, que dio nombre al auge del dólar y las Bolsas de Nueva York tras el triunfo electoral de Donald Trump, está moribundo (por no decir muerto) a raíz de los escándalos más recientes del controvertido presidente estadounidense, provocando una caída de más de 2% en el dólar y en las Bolsas de Nueva York, lo que podría interpretarse como el inicio de una corrección aún mayor para los mercados.

La norma en la aún naciente administración Trump puede ser vista como una presidencia atropellada, llena de desencuentros y controversias que lo han llevado de escándalo en escándalo. Si bien esto le ha restado popularidad y parte de su capital político, lo más adverso que ha tenido que enfrentar son las consecuencias de haber despedido recientemente a James Comey como director del FBI.

Lee: Donald Trump y su 'affair' con Rusia golpean al dólar

Días después de esta destitución, el diario The Washington Post informaba que Trump había revelado información clasificada a la diplomacia rusa, provocando argumentos de que no es apto para gobernar al país.

A esto se sumó la revelación de que Trump había solicitado al ahora exdirector del FBI que cerrara la investigación sobre su exasesor de Seguridad Nacional, Michael Flynn, vinculado a supuestos nexos entre la campaña del actual presidente y la inteligencia rusa para manipular en contra de Hillary Clinton, los resultados de la última elección presidencial.

El tema ha tomado fuerza. Ya se nombró a Robert Muller (quien dirigió al FBI entre 2001-2013), como fiscal especial para que investigue el caso, y si resultara cierto que Trump quiso obstruir a la justicia al solicitarle a Comey que dejara de lado la investigación hacía Flynn, esto podría ser motivo de su destitución como presidente de Estados Unidos.

Lee: La presidencia de Trump, amenazada por escándalo del FBI

La relevancia inmediata de estos hechos, es que a Trump le resultará difícil recuperar su fuerza política, lo cual podría evitar que se aprueben sus reformas pro crecimiento. En materia tributaria, de infraestructura y desregulación bancaria, mismas que originaron el llamado “Trump Trade”, que tanto sorprendió a los mercados al llevar a las Bolsas de Nueva York a varios máximos históricos entre diciembre del año pasado y marzo de este 2017. Lo mismo sucedió con el dólar, que llegó a sus máximos niveles en más de una década; visto desde la óptica de los dos principales índices del dólar –conocidos por las siglas DXY y BBDXY– que miden la fortaleza del dólar a través del tiempo respecto a una canasta de 6 y 10 divisas internacionales.

OPINIÓN: ¡Es la política, estúpido!… la que mueve los mercados

Aún es muy temprano para saber si se concreta su destitución, pero vale la pena destacar lo difícil que será para su presidencia deslindarse de este nuevo entorno negativo para él.

¿Cuánto tiempo llevará este proceso? Lo desconocemos. Recordemos que la destitución de Richard Nixon (1969 - 1974) por el escándalo Watergate, nunca se dio porque renunció antes de su remoción. Hoy, con el poder que tienen las redes sociales y la rapidez de las telecomunicaciones, es improbable que un proceso así se prolongue demasiado, así que podría predecirse que seremos testigos de una pronta conclusión, sea la que sea.

Como puede observarse, no todo está dicho y por ello es importante destacar que no sorprendería que la debilidad del dólar se profundice, pues la deteriorada imagen de Donald Trump evitará que se aprueben sus reformas pro crecimiento.

Además, la incertidumbre que se cierne sobre lo que pasará con el presidente de Estados Unidos, podría debilitar a los mercados financieros estadounidenses (a sus Bolsas de Valores) y provocar una fuerte volatilidad en los mercados financieros internacionales, que si bien no propiciarían una crisis financiera de grandes proporciones, sí una corrección significativa.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Lo antes descrito exhorta a la acción y estimamos que para México puede ser un buen momento; consideremos volver a cubrir las posiciones cambiarias de las tesorerías. Sin duda alguna, los momentos políticos y económicos que hoy vive el país nos invitan a ello.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Ahora ve
Miles marcharon en la CDMX en contra de la renegociación del TLCAN
No te pierdas
×