OPINIÓN: 'Mujer Maravilla', ¿icono feminista o voluptuoso personaje fantástico?

La industria del cine prácticamente ha olvidado, o ignorado intencionalmente, grandes personajes (y cineastas) femeninos que pueden proporcionar referentes realistas para las chicas jóvenes.
Con fuerza  La nueva cinta de la 'Mujer Maravilla' ha alcanzado una puntuación positiva en rottentomatoes.com y parece que se consagrará como un éxito masivo.  (Foto: Facebook/MujerMaravilla)
Lewis Beale

Nota del editor: Lewis Beale escribe sobre cultura y cinematografía para Los Angeles Times, Newsday y otras publicaciones. Las opiniones en esta columna pertenecen exclusivamente al autor.

(CNN) – Ahora que la cinta 'Wonder Woman' ha alcanzado una puntuación positiva de 93% en rottentomatoes.com y parece que se convertirá en un éxito masivo, podemos esperar una avalancha de películas con tecnología CGI protagonizadas por aguerridas y guapas heroínas de historietas.

¿Así luce el feminismo en 2017?

Sí, Diana Prince, también conocida como 'Mujer Maravilla', ha sido considerada como una especie de icono feminista, pero en realidad es solo un voluptuoso personaje creado por un hombre llamado William Moulton Marston. Y ya sea en su encarnación de cómic o en su personaje de televisión de los años 70 (interpretado por la curvilínea Lynda Carter), la 'Mujer Maravilla' siempre ha sido capaz de cuidar de sí misma… pero también ha sido un objeto sexual.

¿Qué está mal con esta imagen? Lo siguiente: en el reciente Festival de Cine de Cannes, la jurado Jessica Chastain criticó el sexismo que vio en muchas de las películas nominadas. Y Nicole Kidman señaló que el año pasado las mujeres dirigieron apenas un puñado de las cintas más taquilleras.

Según un estudio reciente del Center for the Study of Women in Television & Film de la Universidad Estatal de San Diego, solo el 7% de las películas de mayor recaudación en 2016 fue dirigido por mujeres, un 2% menos que el año anterior.

Lee: La 'Mujer Maravilla' hizo lo que 'Superman' no pudo

Y aunque las protagonistas femeninas eran más visibles en la gran pantalla en 2015, constituyendo el 29% de los protagonistas en las 100 principales películas, el porcentaje de personajes femeninos en papeles con diálogo, papeles grandes o pequeños, descendió ligeramente.

Lo que Chastain y Kidman y otras mujeres (y muchos hombres, como su servidor) quisieran, son películas que muestren mujeres fuertes - reales o ficticias- pero no creaciones de cómics básicamente pensadas para una mentalidad de adolescente.

Chastain, por ejemplo, protagonizó hace poco "The Zookeeper's Wife", la verdadera historia de una mujer polaca que escondió a judíos de los nazis. Nicole Kidman ganó un Oscar por interpretar a la escritora Virginia Woolf en "The Hours". Julia Roberts ganó el Oscar por interpretar a la ambientalista Erin Brockovich. Angelina Jolie ganó su Oscar a Mejor Actriz de Reparto por su papel como una compleja paciente psiquiátrica en "Girl, Interrupted".

Es verano, y sin duda Hollywood está especialmente supeditado a adaptaciones de cómics, secuelas, franquicias y películas basadas en juguetes y videojuegos, pero tenemos un problema todo el año: la industria del cine prácticamente ha olvidado, o ignorado intencionalmente, grandes personajes (y cineastas) femeninos que pueden proporcionar referentes realistas para las chicas jóvenes.

Y con tanta gente joven acudiendo a los multicines, es más que trágico que la peor clase de objetivación femenina esté siendo sembrada en la mente de otra generación - chicos y chicas por igual - con pocos personajes alternativos para actuar como antídoto.

Esta youtuber te enseña a maquillarte como la 'Mujer Maravilla'

Claro, de vez en cuando los estudios crean algo como "Hidden Figures" (Talentos ocultos), un éxito crítico y comercial sobre las mujeres negras que trabajaron como matemáticas para la NASA en los años 60. Pero esa película también fue notable porque era una anomalía, demostró una vez más que una película con una gran historia sobre mujeres reales puede atraer espectadores de cualquier edad si un estudio rompe con la estrechez de miras de su modelo de negocio e invierte dinero en producirla.

El potencial abunda. ¿Dónde está, por ejemplo, el biopic sobre Harriet Tubman, que no solo fue instrumental para ayudar a los esclavos a escapar a través del llamado Ferrocarril Subterráneo, sino que durante la Guerra Civil dirigió una expedición militar que liberó a más de 700 esclavos? ¿Crees que eso no sería buen cine? Claro que sí. Y es hora.

¿O qué tal una película sobre Julie Krone, la primera amazona en ganar una carrera de la Triple Corona? Habría mucha acción allí. ¿O la astronauta Sally Ride? ¿O la espía de la Segunda Guerra Mundial Vera Atkins? ¿O la jugadora de baloncesto Nancy Lieberman, conocida como "Lady Magic", en su mejor momento, tan buena como la mitad de los chicos en la NBA?

Lee: La 'Mujer Maravilla' vence a Cincuenta sombras de Grey

Podría seguir y seguir. Un problema que debo anotar (y otra colina que las mujeres deben subir), es que, en lo que atañe a Hollywood, no puedes hacer con estas personas una franquicia, una precuela o una secuela. Son proyectos autónomos, y a los estudios no les gustan esa clase de producciones.

¿Por qué conformarse con eso cuando puedes recurrir directamente a atractivas mujeres que pueden repartir karatazos, proyectos que pueden recargarse sin fin, para una fácil familiaridad con un público que no discrimina (¿Lara Croft? ¿Resident Evil?)?

Son solo fantasías. En cambio, esas posibles películas sobre personas como Krone y Ride están basadas en mujeres reales que han logrado cosas a las que otras mujeres pueden aspirar, algo que Hollywood se resiste a promover. Lo que significa que aun cuando cintas previas de mujeres con disfraz como "Elektra", "Catwoman" y "Supergirl" no rompieran récords en taquilla, Hollywood seguirá tratando de encontrar la fórmula de la superhéroe femenina que recaudará muchos dólares.

En su “maravilloso” estreno, la ‘Mujer Maravilla’ rompió récords

La nueva "Wonder Woman" fue dirigida por una mujer (Patty Jenkins) pero, habida cuenta del tema, tal vez esa no sea la señal de progreso que estábamos esperando.

La solución a todo esto es obvia, pero representa un gran desafío: Más mujeres ejecutivas. Más mujeres directoras, por supuesto (basta con mirar, por ejemplo, lo que Shonda Rhimes - creadora y productora ejecutiva de "Grey's Anatomy" - ha hecho en la televisión para los papeles femeninos).

Pero más allá de eso, ejecutivos dispuestos a apostar por películas que no involucren heroínas de cómic. Diablos, al principio nadie pensó que "Hidden Figures" fuera algo especial, pero recaudó 169 millones de dólares, casi siete veces más que su presupuesto de producción.

Y luego está la responsabilidad de los padres. Cuando vayas al cine con tus hijos, o vayan con los amigos a ver películas como ésta, debes explicarles lo que realmente son.

Los niños necesitan entender que estas súper-chicas de pechos grandes no son de ninguna manera lo que es (o quiere ser) una mujer real, que no deben usarlas para medir a otras mujeres y niñas, y que esa representación caricaturesca en la pantalla existe para atizar sus jóvenes libidos.

Y las niñas necesitan entender que estos no son los referentes a los que deben prestar atención, que la fuerza física está bien, pero un estándar arbitrario para la belleza convencional es lo menos importante en este mundo y que Hollywood raramente se preocupa por contar las historias de las cerebritos, las chicas valientes, estudiosas, triunfadoras, las personas como, por ejemplo, las mujeres de “Talentos ocultos" que han hecho una verdadera diferencia en el mundo real.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Pero no permitas que crean que la 'Mujer Maravilla' es una feminista empoderada.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Ahora ve
Robert Mugabe reaparece en fotos tras aparente golpe militar en Zimbabue
No te pierdas
×