El caso Padrés abre un nuevo round entre PRI, PAN y PRD

Mientras el PAN aplaudió que el exgobernador se entregara a la justicia, el PRI exigió “castigo ejemplar” y el PRD descalificó la entrega y la tachó de espectáculo.
Padrés (centro) llegó al juzgado a ponerse a disposición del juez, acompañado de su defensa y escoltado por fuerzas federales.
Entrega  Padrés (centro) llegó al juzgado a ponerse a disposición del juez, acompañado de su defensa y escoltado por fuerzas federales.  (Foto: Cuartoscuro)
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

La decisión del exgobernador Guillermo Padrés de entregarse a la justicia, con el fin de enfrentar las acusaciones de corrupción que pesan en su contra, abrió un nuevo espacio de confrontación entre los principales partidos: PRI, PAN y PRD.

Momentos después de que Padrés llegara al Reclusorio Oriente, donde quedó detenido, el PAN calificó de “correcta” la determinación del exmandatario de Sonora.

“(El PAN) reconoce y califica como correcta la disposición del exgobernador de Sonora (...) de comparecer ante la justicia para enfrentar los diversos cargos que se le imputan, toda vez que deben ser las instituciones las que definan la situación jurídica de cualquier persona”, señaló la dirigencia panista.

En un comunicado, el partido subrayó que al igual que cualquier ciudadano, Padrés tiene derecho a un juicio justo y reiteró su postura en el sentido de que cualquier militante acusado de delitos de corrupción debe enfrentar las acusaciones, siempre con el derecho de que sean las instancias de justicia las que resuelvan en definitiva.

Luego de las acusaciones, la Comisión Anticorrupción del PAN decidió suspender sus derechos partidistas, pero el exgobernador sigue militando en el partido.

Lee: Padrés dañaba la imagen del partido: Bravo Mena

Castigo ejemplar

Horas más tarde, la dirigencia del PRI se refirió al caso y exigió un “castigo ejemplar” contra Padrés, quien gobernó Sonora de 2009 a 2015, y es investigado a nivel federal y local por posible desvío de recursos.

“Reprobamos que Padrés acuda ante las autoridades un año después de que concluyó su mandato en Sonora, solicitar decenas de amparos y luego de permanecer 40 días escondido por la orden de aprehensión en su contra”, indicó en un comunicado.

“Hoy la sociedad mexicana debe confiar en que habrá justicia”, agregó el partido, el cual también enfrenta las acusaciones contra exgobernadores originarios del PRI por presunto desvío de recursos.

Uno de ellos es el gobernador con licencia de Veracruz, Javier Duarte, investigado por posibles desvíos millonarios en la entidad. Fue hasta que se giraron órdenes de aprehensión contra Duarte que el PRI decidió expulsarlo de sus filas.

Lee: Javier Duarte dejó daños por 16,175 mdp en Veracruz tan sólo en 2015

Show mediático

En tanto, la secretaria general del PRD, Beatriz Mojica, consideró que la decisión de Padrés de dar una entrevista para anunciar que se entregaría y luego ir al juzgado es sólo un espectáculo mediático.

“Es absurdo que vaya a una estación de radio a anunciar que se va a entregar a las autoridades y que los sistemas de inteligencia del país no lo hayan detectado antes”, dijo la perredista a medios.

¿Quieres más noticias como esta?
Mantente informado el acontecer político en México y el mundo

Por la tarde de este jueves, Padrés quedó detenido en el Reclusorio Oriente, donde esperará a que se defina su situación jurídica durante los próximos días.

Lee: 'Competencia' por qué gobernador va primero en corrupción

Ahora ve
Samsung Frame TV es toda una obra de arte
No te pierdas
×