Yunes dice que el gobierno de Duarte trató con agua destilada a niños con cáncer

El gobernador de Veracruz dijo que esta es una de las conclusiones de las indagatorias que se hacen a la gestión de su antecesor, quien es investigado por posibles actos de corrupción.
La Procuraduría General de la República ofrece 15 millones de pesos a quien aporte datos para la localización de Javier Duarte.
Exgobernador prófugo  La Procuraduría General de la República ofrece 15 millones de pesos a quien aporte datos para la localización de Javier Duarte.
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

El exgobernador veracruzano Javier Duarte, prófugo de la justicia desde octubre pasado, enfrenta una nueva acusación.

Su sucesor, el panista Miguel Ángel Yunes Linares, aseguró este lunes que, durante la gestión de Duarte (2010-2016), autoridades estatales suministraron agua destilada a niños con cáncer que debían recibir quimioterapia.

“Tenemos ya el resultado de un laboratorio que señaló que un medicamento que se administraba a niños, una quimioterapia que se administraba a niños, no era realmente un medicamento, sino que era un compuesto inerte, era prácticamente agua destilada”, señaló el mandatario en una conferencia de prensa.

Recomendamos: Yunes presume la recuperación de bienes robados por 1,200 mdp



Según Yunes, esta no es la única irregularidad que se investiga en los servicios de salud prestados por la anterior administración. Otras son el posible desvío de miles de millones de pesos del Seguro Popular, un programa destinado a personas de escasos recursos, y el hallazgo de medicamentos embodegados y caducos.

“Un caso que realmente es igual de lamentable es el de medicamentos que se encontraron en bodegas que ya habían superado la etapa de caducidad, millones de pesos en medicamentos embodegados que no sabemos si se compraron con la caducidad vencida o dejaron que se venciera”, dijo Yunes, quien fue director del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) en la presidencia de Felipe Calderón (2006-2012).

Los señalamientos de Yunes son los más recientes en contra de Duarte, quien desde el año pasado es acusado de estar detrás de una red de empresas fantasma que supuestamente usó para enriquecerse a través del desvío de miles de millones de pesos de las arcas de Veracruz, la tercera entidad más poblada del país.

Días antes de que terminara su mandato, Duarte solicitó licencia para separarse del cargo, bajo el argumento de que esto facilitaría las investigaciones en su contra. Sin embargo, desde entonces se desconoce su paradero e, incluso, la Procuraduría General de la República (PGR) ofrece una recompensa de 15 millones de pesos por información que ayude a detener al exgobernador, quien ya fue expulsado del PRI.

La tarde de este martes, la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim) señaló en un comunicado que, si se confirman los hechos señalados por Yunes, este acto "deberá ser considerado como un crimen de Estado".

"La información dada a conocer sobre niños con cáncer que recibieron quimioterapia con agua destilada en el estado de Veracruz debe ser investigada a la brevedad por autoridades independientes, quienes consideren a todas las personas implicadas de los diferentes niveles de gobierno, deslinden responsabilidades y sancionen a quienes resulten culpables de este fraude", indicó la agrupación, que solicitó a la PGR intervenir.

Lee: Dos cercanos a Duarte destaparon las irregularidades del exgobernador

Pruebas de VIH falsas: exsecretario de Salud

El exsecretario de Salud de Veracruz, Antonio Nemi, señaló que, además del caso denunciado por Yunes sobre el tratamiento con medicamentos clonados a niños con cáncer, en las pasadas administraciones estatales también se detectó la compra de pruebas falsas de VIH, así como otras irregularidades que derivaron en al menos 400 denuncias ante diversas instancias de gobierno.

“Encontramos que en la dirección de administración previa a mi llegada (en 2013) se habían comprado 70,000 pruebas falsas para la detección VIH/sida, que por fortuna no fueron utilizadas, pero que hubiesen puesto en peligro de contagio a cientos de miles de personas”, dijo en entrevista con Milenio Televisión.

¿Quieres más noticias como esta?
Mantente informado el acontecer político en México y el mundo

Como el presunto responsable de estos hechos, el médico señaló directamente al exdirector de administración de la secretaría, Ricardo Sandoval Aguilar, a quien él habría cesado a su llegada, pero que fue reinstalado después de su salida por su sucesor, Fernando Benítez Obeso.

"Me queda muy claro que si a mí me acabaron cesando fue porque era yo incómodo, porque era yo el que había estado poniendo en público, en claro, en conocimiento de la gente lo que ocurría", dijo el exfuncionario.

Ahora ve
La PGR cita a Emilio Lozoya para declarar sobre el caso de sobornos de Odebrecht
No te pierdas
×