Amazon libra ciberguerra por WikiLeaks

El servidor del portal de comercio electrónico, EC2, es capaz de soportar altos niveles de tráfico; el grupo “Anonymus”, que apoya a WikiLeaks, falló en su intento por atacar a Amazon.
wikileakss  (Foto: CNN)
Julianne Pepitone
NUEVA YORK -

El grupo "Anonymous", autor de ataques informáticos a portales de Internet, intentó sin éxito golpear a Amazon.com el jueves. Los atacantes informáticos descubrieron lo que algunos expertos han sabido desde años: Amazon ha construido uno de los sitios web más invencibles del mundo, es casi imposible franquearlo.  Amazon tiene una titánica capacidad de servidor para poder soportar todo el trajín de comercio electrónico en diciembre. Esa breve temporada navideña es tan crítica e intensa, que incluso unos pocos minutos de inactividad le costaría millones a la compañía. De allí que Amazon haya dedicado años a crear y refinar una infraestructura "elástica" llamada EC2, diseñada para ajustarse automáticamente a grandes picos de tráfico. 

De hecho, la compañía tiene tanta capacidad de servidor de sobra, que opera un negocio secundario hospedando a otros portales de Internet. Entres sus clientes están el New York Times, Second Life, Etsy, Playfish, Indianapolis 500 y  el diario Washington Post. 

Hasta la semana pasada,WikiLeaks era uno de esos clientes, pero Amazon suprimió el servicio tras la ola de polémicas filtraciones de documentos secretos del Departamento de Estado estadounidense. 

Esa medida colocó a Amazon en la mira de Anonymous, un grupo originado en el sitio 4chan.com que organiza concentraciones de tráfico para intentar colapsar los sitios web de aquellos que considera sus enemigos. En el pasado, Anonymous ha conseguido bloquear varios sitios de alto perfil, como Motion Picture Association of America y Recording Industry Association of America. 

Esta semana, Anonymous lanzó campañas para colapsar los portales de organizaciones que han retirado sus servicios a WikiLeaks.Bajo el estandarte "Operation Payback", el grupo bloqueó con éxito el portal Mastercard.com y ejerció presión sobre los sitios web de Visa y PayPal.

Anonymous no ataca utilizando el ‘hacking', solamente dirige cantidades tremendas de tráfico a los sitios web. Ese ataque se denomina DDoS, abreviación de ataque distribuido de denegación de servicio, una táctica contra la cual la mayoría de los sitios web no se pueden defender. El ataque no es muy sofisticado, es el equivalente a pulsar el botón ‘actualizar' miles de veces sobre un sitio web, algo que se consigue usando programas automáticos. 

Pero todo el modelo de negocio de Amazon está construido justamente alrededor de eso, para gestionar intensos picos de tráfico. La temporada navideña es para ellos básicamente un mes de ataque DDoS contra sus servidores, por lo que la empresa no ha escatimado gastos para fortificar su portal.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

Anonymous pronto lo descubrió. Menos de una hora después de que se fijara Amazon como objetivo, los organizadores del grupo suspendieron el intento: "No tenemos la fuerza suficiente", tuitearon. 

Dirigieron entonces su ataque contra la API de PayPal, que parece resistir bien a la embestida. "Estos ataques han ralentizado a veces el sitio web, pero no han afectado los pagos", dijo un representante de PayPal.

Ahora ve
Familiares exigen información sobre los atrapados en Álvaro Obregón 286
No te pierdas
×