Páginas de fans del tirador de Colorado no violan nuestro código: Facebook

La red social informó que las decenas de páginas de apoyo a James Holmes no infringen sus términos, por lo que no las puede dar de baja
La solidaridad de la comunidad de Aurora, Colorado
Autor: John D. Sutter
(Reuters) -

Una foto de archivo, publicada en una página de seguidores del agresor de Colorado en Facebook, muestra a dos jóvenes en una sala de cine volteándose para pedir a la gente detrás de ellos que guarden silencio.

“Si no te callas, James Holmes…” afirma.

No es nuevo que emerjan páginas en Facebook para apoyar a un acusado de asesinatos o a otras figuras controvertidas, pero algunas decenas de páginas de Holmes están despertando nuevas interrogantes sobre lo que constituye un discurso libre y apropiado durante la era digital, especialmente en esa red social.

Una de las páginas tiene más de 800 seguidores y apareció el día que Holmes fue acusado de abrir fuego en un cine en Aurora, Arizona, matando a 12 personas e hiriendo a docenas más.

Facebook, que tiene más de 900 millones de usuarios activos, ha sido considerada una especie de pequeña plaza pública en internet que tiene algunas esquinas oscuras. La gente debe suscribirse en Facebook con una identidad real, para evitar los hábitos que alienta el anonimato en otros sitios como 4chan o incluso YouTube.

Sin embargo, Facebook puede ser bastante indulgente sobre lo que la gente dice en su propia red. La compañía ha decidido no dar de baja las páginas de seguidores de James Holmes, a pesar de que sus empleados las vigilan de cerca en busca de términos o discursos que puedan violar los lineamientos de la red social, aseguró su vocero Fred Wolens.

La página más popular, “aunque increíblemente carente de tacto, no viola nuestros términos”, señaló.

Para que ese sitio de seguidores sea dado de baja, deberían haber publicadas “amenazas creíbles” contra gente específica o algo que intentara incitar a la violencia, dijo Wolens.

Facebook declinó informar si mensajes particulares o comentarios en esa página fueron removidos porque incurrieran en esos dos criterios, pues la red social a veces remueve comentarios, mensajes o fotos sin dar de baja la página entera.

Wolens agregó que las páginas de seguidores de Holmes no son representativas de cómo responden los usuarios de Facebook. Señaló varias páginas donde usuarios de Facebook están apoyando a las víctimas del tiroteo publicando mensajes de luto, de apoyo y tratando de reunir dinero para una víctima que se encuentra en una unidad de cuidados intensivos.

“Estamos conmovidos porque la inmensa mayoría de actividad en Facebook alrededor de esta tragedia ha sido enfocada en ayudar a la comunidad a salir adelante y en el proceso de recuperación en el despertar de estos eventos”, informó la compañía en un comunicado emitido por correo electrónico.

En el pasado, Facebook ha sido criticado tanto por dejar en línea ciertas páginas e imágenes, como por dar de baja otras.

El año pasado, el sitio causó indignación cuando retiró una página de apoyo a madres nodrizas porque exhibía imágenes de mujeres amamantando, pero la reinstaló dos días después. Ahora es parte de los lineamientos del sitio permitir que imágenes parecidas sean publicadas.

La red social dio de baja en marzo de 2011 una página que llamaba a una intifada (guerra santa) palestina después de recibir una queja del gobierno de Israel.

En 2009 el sitio permitió una página que negaba el Holocausto, argumentando que “ser ofensiva o cuestionable” no significaba que el sitio pudiera ser removido. En esa ocasión, el fiscal de Dallas, Texas, Brian Cuban, urgió a la red social a endurecer sus controles. “Este no es un asunto de libertad de expresión. Facebook es libre para instalar el estándar que desee”.

El documento “Estándares de la comunidad” de Facebook, que se encuentra disponible en línea, define discursos violentos y amenazantes de esta manera:

“La seguridad en Facebook es la máxima prioridad. No puedes amenazar creíblemente o lastimar a otros u organizar actos de violencia en el mundo real. Removemos contenido y puede escalar a algo judicial cuando percibimos un riesgo genuino de daño físico o una amenaza directa a la seguridad pública. También prohibimos promover, planear o celebrar cualquiera de tus acciones si tienen, pueden o resultan en daño financiero para otros, incluyendo robos y vandalismo”.

El sitio tampoco tolera discursos que promuevan el daño propio, discursos de odio, bullying o “contenido gráfico”, desnudez o pornografía, según esa política en línea.

Otras compañías tecnológicas han incursionado en debates similares sobre lo que es y no es apropiado en plataformas de comunicación en línea.

Apple maneja una de las más plataformas más rígidas, entre otras cosas porque preaprueba aplicación vendidas en su tienda en línea. También ha sido criticada, sin embargo, por rechazar aplicaciones que podrían competir ofertas propias de la compañía o que encuentra impropias por cualquier razón. En 2010, por ejemplo, la compañía rechazó inicialmente una aplicación que mostraba el trabajo de un caricaturista político ganador del Premio Pulitzer. La aplicación luego fue aprobada.

Google+, otro gigante de las redes sociales, recibió críticas al pedir inicialmente a sus usuarios registrarse con sus nombre reales. Algunos grupos protestaron por la política, diciendo que los disidentes políticos en regímenes autoritarios, por ejemplo, no podrían usar el servicio sin temer represalias. La compañía matizó su política en enero, permitiendo sobrenombres.

Twitter prohíbe a los usuarios hacerse pasar por otros, infringir derechos de autor, usar el servicio ilegalmente y amenazar con violencia, según su documento de estándares llamado “The Twitter Rules”.

Facebook permite que la saga de Holmes continúe.

Muchos usuarios han comentado que encuentran las páginas de apoyo al sospechoso “desagradables” y “enfermas de la cabeza”. “¿Se burlan de la muerte de estas pobres personas? ¿En serio?”, escribió uno de ellos.

Otros piden a los usuarios de Facebook que ignoren la página con el fin de evitar darle más poder. “Solo es un troll (burlón) con nada mejor que hacer que ganar atención negativa en internet”. De hecho siento pena por él”, escribió alguien más.

El administrador de la página, que no ha revelado su identidad en la página, no parece molestarse.

“Lo que me digan, no me importa. Cuando me reporten, esta página no será reportada. (He sido reportado como mil millones de veces y nada ha ocurrido)”, escribió el administrador. “Además, no creo en el karma, no creo en el infierno. Por favor tengan esto en mente cuando posteen. A menos que sea algo listo o divertido, por favor sepan, me voy a reír de ustedes y todo lo que están haciendo es perder su tiempo”.

Mientras que la página está despertando la furia de varias personas, Robert Thompson, profesor de cultura pop en la Universidad de Siracusa, advirtió sobre leer demasiado de un pequeño fragmento de internet que tiene poco valor en un discurso público más amplio.

“Probablemente la cantidad de atención que damos a este asunto es totalmente desproporcionado a lo que la mayoría de la gente siente”, dijo por teléfono. “Pero debido a que cualquiera en internet tiene un sistema de distribución internacional en sus dedos, empiezas a sentir que es una página de aficionados proasesinatos, y eso va a recibir la atención de la gente”, dijo.

Es comprensible que la gente pueda estar furiosa por la página de Facebook, especialmente porque se burla de las víctimas de un asesinato masivo que no tiene ni una semana, añadió el analista. Pero la página podría estar escrita en un tono irónico y ciertamente no es representativa de las principales tendencias en Estados Unidos o la perspectiva de quien sea más que la de su creador, añadió.

“¿El error ocurre cuando la gente dice lo que esta página significa sobre Estados Unidos?”, cuestionó. “Esta página no dice nada acerca de Estados Unidos además de que tal vez hay muchas páginas en Facebook”.

Ahora ve
Escultores del hielo alistan sus piezas en mercado de Edimburgo
No te pierdas
×