El robot 'Tláloc II-TC' cumple una exitosa misión en Teotihuacán

Los investigadores usaron el robot 'Tláloc II-TC' para acceder a un túnel del Templo de la Serpiente Emplumada de la ciudad de Teotihuacán
  • A+A-
| Otra fuente: CNNMéxico

Un avanzado robot ayudó a descubrir tres cámaras subterráneas construidas debajo del Templo de la Serpiente Emplumada, en la antigua ciudad azteca de Teotihuacán, en el centro de México.

Los arqueólogos mexicanos utilizaron al robot Tláloc II-TC para acceder a la última parte de un estrecho túnel debajo del templo, donde el equipo dirigido por Sergio Gómez Chávez encontró tres espacios interiores en lugar de uno, como se esperaba, informó este martes el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

LEE: Arqueólogos desvelan secretos de Teotihuacan guardados por 1,800 años

El doctor Ng Tze Chuen, creador del robot Djedi que hace tres años exploró la pirámide de Keops, en Egipto, asesoró en las modificaciones realizadas al sistema de tracción del robot Tláloc II-TC para esta misión llamada Tlalocan: Camino bajo tierra.

El túnel por el que pasó el robot tiene unos 120 metros de longitud, de los cuales hasta ahora se tiene un avance de 76 con la ayuda del Tláloc II-TC, que cuenta con un escáner que permite crear una imagen del interior de hasta cinco metros de radio.

“Las imágenes registradas con la cámara de video y el escáner fueron precisas. La parte superior del túnel es un semicírculo y se mantiene constante hasta la entrada de las cámaras, al parecer se encuentran divididas por un muro o una gran piedra”, dijo Gómez Chávez, de acuerdo con un comunicado del INAH.

Una de las principales dificultades que encontraron fue la cantidad de sedimentos, de entre 20 y 30 centímetros en algunos puntos, los cuales dificultaban el avance del robot que tiene 35 kilogramos de peso, informó el instituto.

Sin embargo, el ingeniero Hugo Armando Guerra, de la compañía HA Robotics, junto con sus colegas Francisco Castañón y Alberto Álvarez, dijeron que el recorrido de 20 metros que realizó el robot fue “exitoso” en esas condiciones lodosas que encontró.

El futuro de la exploración

En el hallazgo estuvo presente el doctor Ng Tze Chuen, originario de Hong Kong, quien dijo “en la Gran Pirámide (de Keops), el robot Djedi se introdujo por un estrecho y empinado túnel y únicamente se corroboró la presencia un muro; sin duda en Teotihuacán habrá hallazgos importantes”.

“Ambas edificaciones son absolutamente distintas, tanto en su construcción, como por su antigüedad, la primera tiene 4,000 años y la segunda 2,000. Sin embargo, aquí  (en el Templo de la Serpiente Emplumada) el espacio es mayor para explorar”, agregó el especialista, según el INAH.

El hallazgo en el templo construido hace unos 2,000 años, dedicado al dios Quetzalcóatl o Serpiente Emplumada, reveló que "probablemente" la cultura de la época construyó los espacios para enterrar a “gobernantes o personajes de alta jerarquía”, aunque aún falta encontrar sus restos, dijo el arqueólogo Gómez Chávez, de acuerdo con un comunicado del INAH.

“Ahora ya sabemos que se trata de tres cámaras, el paso siguiente será tomar las medidas pertinentes para la remoción de los sedimentos y el relleno que fue colocado por los teotihuacanos, para bloquear este último tramo del túnel”, agregó.

El proyecto arqueológico Tlalocan tendrá una quinta temporada en la que los investigadores esperan retirar un “relleno” que obstruye los últimos 30 metros del túnel, y acceder a una posible escalinata más allá de los 76 metros que se han avanzado.

Ahora ve