Empresarios mexicanos relegan a startups

Aún son pocos los empresarios que se han animado a invertir en impulsar proyectos de tecnología; reforzar este sector ayudaría a mejorar el ecosistema emprendedor, dicen analistas.
lios financieros finanzas personales problemas  (Foto: Thinkstock)
Gabriela Chávez /
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Puede parecer ajeno y sin mucho retorno de inversión, pero desde hace algunos años las fortunas de los millonarios mexicanos han comenzado a tener un destino distinto a la tradicional responsabilidad social, apostando por invertir en startups tecnológicas.

Empresarios como Carlos Slim y Ángel Losada de Grupo Gigante son algunos de los que se han ido por esta veta de inversión.

Cada uno en su rama han puesto dinero para proyectos emprendedores con tecnología.

Carlos Slim, director general de América Móvil y Grupo Carso

- Mobli: app de fotografía israelí similar a Instagram

Inversión: 60 millones de dólares.

- Shazam: app para descubrir nombres y datos de canciones

Inversión: 40 millones de dólares.

Ángel Losada, presidente del consejo de administración de Grupo Gigante y Gastón Luken, expresidente de GE Capital y ex diputado panista.

- Quippi: servicio de envío de remesas a través de tarjetas de regalo digitales.

- Inversión: No conocida (parte de los 3 millones de la primera ronda de la empresa)

Pese a este creciente interés, es preocupante que aún sean pocos los empresarios en esta lista, pues una mayor participación sería un buen remedio para que el ecosistema emprendedor mexicano gane fuerza como negocio, dijo el director de cambio climático y tecnología del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), Rodrigo Gallegos.

“Son muy pocos los millonarios mexicanos que invierten en startups. Aún siguen invirtiendo más en negocios familiares o tradicionales, a menos que alguien cercano esté involucrado en un startup, porque no le ven un retorno de inversión seguro ni inmediato”, aseguró.

Datos del IMCO destacan que el estado del ecosistema emprendedor en el país continúa a la baja en la creación de este tipo de empresas, pues apenas se forman 0.87 startups anualmente por cada 1,000 habitantes en México, mientras que países como Chile el porcentaje es de 4.1 startups por cada 1,000 habitantes y en Brasil 3.8.

Además de esto, los bancos de inversión que hay en México y que impulsan este tipo de proyectos son extranjeros en su mayoría, como 500 Startups, Naranya Labs y Endeavor, mientras que las incubadoras nacionales están muy vinculadas a las universidades como la del Tecnológico de Monterrey, en donde Gallegos menciona que suele haber un “divorcio” a entre la empresa y la academia al salir al mercado.

“Después de que se incuban en la universidad muy pocas tienen seguimiento en el mundo de los negocios y se quedan archivadas como proyectos, por esto creo que es fundamental el papel de los empresarios en este contexto”, recalcó.

Ahora ve
El balotaje entre Piñera y Guillier en Chile es de pronóstico reservado
No te pierdas
×