Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nuestras Historias

Áreas verdes, un lujo en la gran ciudad

Grupo BosqueReal materializa un estilo de vida próspero y tranquilo en convivencia con la naturaleza.
verdes.jpg
Un conjunto residencial urbano rodeado de una isla de cuidados jardines.

El contacto con la naturaleza es una característica de las localidades reconocidas por brindar las mejores condiciones de vida en el mundo. Es claro que cuando se priorizan los espacios ecológicos se logra impactar positivamente en el estado de ánimo de las personas.

En la zona metropolitana de la capital de nuestro país es muy difícil encontrar entornos que ofrezcan áreas verdes adecuadas. Si acaso, se pueden localizar desarrollos que contemplaron pequeños jardines para la convivencia familiar.

Grupo BosqueReal es una afortunada excepción en esa tendencia de urbanización. De sus seis millones de metros cuadrados totales, 3.5 millones son áreas verdes protegidas que te da entorno inigualable, incluyendo un par de campos de golf.

Aire puro y naturaleza

Espejos acuáticos.

Espejos acuáticos.

Albercas que se fusionan con el exterior (también cuenta con piscinas bajo techo).
Especial
Al aire libre

Al aire libre

Diversos espacios de convivencia en un entorno campestre.
Especial.
Inspiración

Inspiración

Rincones inmersos en la naturaleza.
Especial.

Si se considera que están planeadas 13,000 viviendas totales —entre departamentos y residencias— cuando el desarrollo esté totalmente habitado, existirán poco más de 454 metros cuadrados de áreas naturales por cada inmueble.

Publicidad

En el área metropolitana, difícilmente se puede tener una vista en la cual destaquen las zonas boscosas. BosqueReal logra brindar a sus habitantes espectaculares panorámicas desde sus ventanas, en donde la naturaleza es la gran protagonista del paisaje.

Desde la planeación del desarrollo, se concibió una arquitectura con edificios de bases pequeñas, para priorizar las áreas verdes. Dentro de la zona residencial se planeó un entorno en donde cada familia tenga un amplio espacio entre ellos y su vecino más próximo.

Al anteponer las áreas verdes sobre las construcciones, el desarrollo ha conseguido convertirse en una de las escasas zonas permeables de la Ciudad de México y la zona metropolitana. Es decir, al limitar el uso de pavimento, las lluvias si logran alimentar los mantos acuíferos, resultando en un entorno urbano totalmente ecológico.

Esta visionaria propuesta se ha materializado como la única opción —de la zona conurbada— para quienes desean un estilo de vida tranquilo, seguro y en contacto con la naturaleza.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad