Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Nyad, obligada a abandonar el cruce de Cuba hasta Florida por mal tiempo

La nadadora detuvo el martes su intento de cruzar a nado el estrecho de Florida debido a las fuertes corrientes
mar 09 agosto 2011 03:40 PM
Diana Nyad
Diana Nyad Diana Nyad

La nadadora de resistencia Diana Nyad, quien intentó convertirse en la primera persona en nadar entre Cuba y Florida sin una jaula de tiburones, se vio obligada a abandonar su objetivo el martes por la mañana, casi a la mitad de su recorrido.

Nyad estaba vomitando cuando la subieron a bordo de un barco a las 12:45 am del martes; 29 horas después de que saltó al agua, el domingo.

“No estoy triste. Era absolutamente la decisión correcta”, dijo.

Nyad, de 61 años, luchó contra las olas del océano, el dolor en el hombro y el asma el lunes, antes de que se viera obligada a renunciar a su intento de cruzar 103 millas naúticas (aproximadamente 165 kilómetros) a nado. Los fuertes vientos y las corrientes poco ideales provocaron su decisión, dijo su equipo.

“Al principio de la noche, ella estaba rodeada de delfines y de una hermosa puesta de sol en el Caribe. Sin embargo, las fuertes corrientes la llevaron a 15 millas por hora fuera de su curso”, publicó su equipo en su cuenta de Twitter.

El intento de nadar desde Cuba hasta Florida fue el segundo para la nadadora, quien dijo en una conferencia de prensa el domingo que está más en forma hoy en día de lo que estaba en 1978, cuando intentó por primera vez el cruce, pero no pudo terminar.

Publicidad

Requirió varios meses obtener el permiso para el nado por parte de las autoridades cubanas y estadounidenses. Inconvenientes burocráticos amenazaron reiteradamente con suspender el esfuerzo, que ya había sido cancelado en 2010 debido al clima.

“Nadar entre estos dos vecinos, Cuba y Estados Unidos, que han sido extraños todos estos años, es algo conmovedor para mí”, había dicho Nyad.

Ella se había preparado para este esfuerzo durante dos años, nadando hasta 12 horas al día.

Un equipo de más de 30 personas apoyó a Nyad al intentar el cruce. Ella tenía 10 controladores que la asesoraban mientras nadaba, navegantes de kayak remolcando, dispositivos para repeler a la mayoría de los tiburones, así como buzos y oficiales de seguridad entrenados para distraer a los tiburones que no fueran repelidos.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad