Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Por una lesión, Rafael Nadal pensó en dejar el tenis para jugar golf

Aunque el problema que tuvo en el pie izquierdo está controlado, no se puede "bajar la guardia", dice el tenista en su autobiografía, 'Rafa'
mar 23 agosto 2011 02:50 PM
Rafael Nadal
Rafael Nadal Rafael Nadal

Rafael Nadal estuvo a punto de cambiar la raqueta y la red por los palos y el green.

El tenista español —quien actualmente ocupa el número dos en la lista de la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP)— confiesa en su reciente autobiografía, Rafa, que en 2005 pensó en dejar el tenis para jugar golf, luego de que los médicos le diagnosticaran una extraña lesión en el pie izquierdo.

“El diagnóstico fue inicialmente como un tiro en la cabeza”, escribe Nadal en el libro, publicado este martes en Estados Unidos. Agrega que la noticia sobre el problema en el pequeño hueso escafoides lo dejó “sin apetito por la vida”.

“El hueso aún me duele. Permanece bajo control, pero nunca podemos bajar la guardia”, relata Nadal, de 25 años.

Otro de los episodios cruciales en su vida fue la separación de sus padres, que se dio a conocer en 2009, al término del Abierto de Australia.

“Mis padres eran el pilar de mi vida y ese pilar se había desmoronado”, dice el tenista. “La continuidad que tanto había valorado en mi vida se había roto por la mitad, y el orden emocional del que dependía había recibido un golpe terrible”.

Publicidad

Aunque asegura que el hecho no afectó su nivel de juego, confiesa que su actitud sufrió grandes cambios.

“Estaba deprimido, me faltaba entusiasmo. En la superficie permanecía como una tenista autómata, pero el hombre dentro de él había perdido todo el amor por la vida”, señala.

Sus rivales

Nadal afirma que el triunfo más grande de su carrera ocurrió en 2008 en la final Wimbledon, Gran Bretaña, cuando derrotó al suizo Roger Federer . Tras un juego de casi cinco horas, el español sintió “una invasión de alegría pura”.

“Me derrumbé en el suelo sobre mi espalda, con los brazos extendidos, los puños cerrados, disfrutando del triunfo”, relata.

El español sostiene tener una “capacidad superior” que otros competidores para sobreponerse a las dificultades y agradece el apoyo que durante su carrera ha recibido de Toni Nadal, su tío y entrenador.

Acerca del serbio Novak Djokovic , quien lo ha derrotado en cinco ocasiones este año, dice que se trata de un “oponente formidable”.

“Es un tenista impresionante, temperamental pero enormemente talentoso”, señala.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad