Publicidad
Publicidad

¿Y si Banxico compra Twitter y lo cierra en lugar de vender dólares?

Operadores bromean con que al Banco de México le convendría más comprar a la red social y cerrarla, al menos así cortaría una vía usada por Trump para amenazar al país, reporta Bloomberg.
Twitter y Trump
Twitter y Trump Twitter ha sido la vía de comunicación usada por Donald Trump para arremeter contra México y las empresas que invierten en él.

Es broma, pero tiene lógica: operadores cambiarios sugieren que el Banco de México (Banxico) deje de gastar sus reservas internacionales en vender dólares para apuntalar al peso y mejor compre Twitter -por 2,000 mdd- para cerrarlo inmediatamente.

Esta recomendación surgió entre algunos operadores del mercado cambiario, reporta Bloomberg, luego que Banxico vendió 2,000 millones de dólares (mdd) ante la fuerte depreciación de la moneda local, tras la cancelación de una inversión millonaria de Ford en México.

Lee: Las intervenciones para apuntalar al peso son inefectivas

"Yo sugeriría que lo hagan rápido", bromeó Juan Carlos Alderete, estratega cambiario de Banorte-Ixe en la Ciudad de México. "Porque ahora apenas podemos permitirnos el lujo", indicó a Bloomberg.

La idea refleja los sentimientos de los mexicanos y que sus ahorros reciben un golpe cada vez que se publica un tuit de Trump.

Lee: México falla en su plan de contigencia para salvar al peso

Publicidad

La intervención del Banco Central en el mercado cambiario podría ser un error, de acuerdo con un reporte de Bloomberg Intelligence.

"Las acciones del Banco de México demuestran que no ha sido capaz de mantener control de la moneda a largo plazo", se detalla en el reporte.

Cada que el país ha inyectado dólares en su historia el peso se recupera para luego profundizar sus caídas, se argumenta en el documento firmado por George Lei, estratega de divisas de Bloomberg Intelligence.

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad