Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Estas empresas ya mueven parte de sus productos sin gasolina

Bimbo y Femsa han apostado por los autos eléctricos en los últimos dos años, como parte de su estrategia de sustentabilidad.

El desabasto de gasolina en algunos estados del país ha provocado que varias centrales de abasto, restaurantes y comercios reporten caídas en sus ventas, según reportes de las Cámaras empresariales.

Las grandes empresas de consumo, hasta el momento, no han reportado anomalías en la entrega de sus mercancías. Y un par de ellas ya llevan tiempo pensando en cómo reducir su huella de carbono y transportar sus mercancías de una forma más amigable con el medio ambiente, dependiendo cada vez menos de la gasolina.

Grupo Bimbo, por ejemplo, cuenta con un plan para impulsar los autos eléctricos a través de su subsidiaría Moldex, y ya cuenta con 430 vehículos en circulación.

“Las unidades tienen capacidad para cargar 600 kilogramos con una autonomía de 70 kilómetros. En un vehículo a gasolina se tiene un gasto promedio de 2.6 pesos por kilómetro recorrido; en estos vehículos, el costo oscila entre los 40 y 50 centavos por kilómetro recorrido”, dice José María Aguilar, director general de Moldex.

Lee: Bimbo desarrolla vehículos eléctricos y los pone a la venta

Por su parte, la regiomontana Femsa —que tiene varios negocios, como la embotelladora de Coca-Cola, las tiendas Oxxo y las gasolineras Oxxo Gas— desarrolló el prototipo de un vehículo eléctrico que presentó en octubre del año pasado, a través de su firma Solistica y en alianza con Grupo Quimmco.

Publicidad

Alex Theissen, director de Relaciones Estratégicas e Innovación de Femsa Logística, explicó que estos vehículos contribuyen a impulsar la movilidad sustentable, ya que reducen las emisiones contaminantes de la flota automotriz de la empresa.

Esta tendencia de transportar mercancías en camiones híbridos o eléctricos va a ir creciendo, señala Miguel Elizalde, presidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Productores de Autobuses, Camiones y Tractocamiones (ANPACT). Sin embargo, dependerá del tipo de negocio y de la solución que sea más eficiente para cada uno, añade. “En unos casos quizá sea más competitivo usar diésel o gas natural. En otros, avanzarán hasta la electricidad autónoma, con estaciones de carga”.

Estos 'camiones sustentables' entrarán al país primero en versiones híbridas, para más tarde evolucionar a sistemas 100% eléctricos, opina este experto. Pero para ello, se deben dar ciertas condiciones, como la disminución de los costos de las baterías que alimentan este tipo de vehículos.

Con información de Juan Tolentino

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Hubo un error. Por favor intenta más tarde.

Publicidad
Publicidad