Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Gruma busca mantener los precios de la tortilla pese a volatilidad en los granos

La empresa reportó un incremento de 21% en el costo de ventas, a 872.1 millones de dólares, como resultado del impacto inflacionario en las materias primas y un aumento en los costos de mano de obra.
jue 21 julio 2022 04:24 PM
Tortillas (Marco Antonio Gonzalez Lopez/Getty Images/iStockphoto)
Entre enero de 2021 y junio de 2022, el precio de las tortillas se ha disparado 26.45%, de acuerdo con el Índice de Precios al Consumidor del Inegi.

Gruma, la empresa mexicana productora de maíz y masa, mira de reojo a la inflación. La compañía, que desde hace meses hace frente al alza en las materias primas tras el inicio del conflicto en Rusia y Ucrania, dijo en una conferencia con inversionistas que en la segunda mitad del año mantendrá el foco en contener el impacto de los precios altos del maíz.

Adolfo Fritz, director de relación con inversionistas de la compañía, no dio pistas sobre las coberturas e inventarios de la empresa, no obstante, aseguró que hasta ahora las estrategias de la empresa le han permitido amortiguar el impacto. “En este momento hemos sido capaces de manejar la inflación en curso (...) teniendo un gran año en términos de demanda del consumidor que sigue siendo excelente”, añadió el directivo.

Pero la empresa no descarta futuros incremento de precios. Gruma ha dicho en el pasado que recurrirá a esta medida para hacer frente a la inflación. Entre enero de 2021 y junio de 2022, el precio de las tortillas se ha disparado 26.45%, de acuerdo con el Índice de Precios al Consumidor del Inegi.

El precio varia por estados. En Hermosillo, Sonora, por ejemplo, el kilo de tortilla costó 27 pesos el 6 de julio, mientras que el mismo día en Tlaxcala se pudo encontrar 14 pesos, de acuerdo con el Sistema Nacional de Información e Integración de Mercados (SNIIM).

Publicidad

La empresa se mantiene a la expectativa de la evolución del conflicto geopolítico en Europa del Este para poder reanudar las exportaciones de granos desde esa región. En febrero pasado Gruma paró las operaciones de la planta productora de tortillas y harina de trigo y maíz que tiene en Odesa, Ucrania, en la que trabajan cerca de 500 empleados.

Desde el estallido del conflicto, el mercado de los granos se ha mantenido altamente inestable. El último mes y medio fue particularmente volátil. En el mercado de granos de Chicago, referencia de precios a nivel mundial, los commodities saltan más de 10 dólares entre jornadas, para luego bajar con la misma facilidad que subieron.

Esta volatilidad ha impactado el desempeño financiero de las empresas. Gruma reportó un incremento de 21% en el costo de ventas, a 872.1 millones de dólares, como resultado del impacto inflacionario en las materias primas, un aumento en los costos de mano de obra, principalmente en los Estados Unidos, y un mayor volumen de ventas. Como porcentaje de ventas netas, el costo de ventas pasó de 64% a 65.2% , precisó la empresa.

Gruma reportó en el segundo trimestre una baja en su utilidad neta de 11% hasta los 68.3 millones de dólares, respecto al mismo periodo de 2021, de acuerdo con los datos de su estado financiero.

El flujo operativo de la compañía decreció 0.1% al ubicarse en 186.6 millones de dólares durante el segundo trimestre del año, frente a los 186.7 millones de dólares del mismo periodo del año anterior.

Las ventas de la productora aumentaron 19% a 1,337.4 millones de dólares, desde los 1,128 millones de dólares del mismo lapso de 2021. El volumen de ventas aumentó 2% a 1,078 mil toneladas métricas, impulsado por la división en los Estados Unidos. Esta tendencia impulsó a la empresa mexicana a destinar 67 mdd para ampliar su capacidad instalada en ese mercado.

 
Newsletter
Únete a nuestra comunidad. Te mandaremos una selección de nuestras historias.

Ve a tu email y consulta tu suscripción

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad
Publicidad