Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Estados Unidos pone la mira sobre México por abrir la puerta a los autos chinos

El interés creciente de las automotrices chinas en México preocupa al país vecino al norte debido a las posibles implicaciones para la industria automotriz regional y sus exportaciones.
mar 09 julio 2024 03:46 PM
Exportacion autos tren
Estados Unidos es el principal mercado para los vehículos ensamblados en México.

México ha quedado en medio de la guerra comercial entre Estados Unidos y China. Por un lado, el gigante asiático ha puesto su mirada en el territorio nacional, atraído por el acuerdo comercial de América del Norte, el T-MEC, lo que ha provocado el descontento del vecino del norte, especialmente en el sector automotriz.

El 1 de julio, la Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos (USTR) expresó preocupaciones sobre la inversión automotriz china en México, especialmente debido al liderazgo de China en la fabricación mundial de autos eléctricos y su interés en expandirse a otros mercados.

Marcas como BYD, MG y Great Wall Motors han mostrado interés en establecer plantas de fabricación en México, lo que les permitiría exportar libremente a los países del T-MEC sin aranceles.

Publicidad

Aunque aún no se ha confirmado ninguna inversión, sindicatos en Estados Unidos han manifestado preocupaciones para proteger su producción nacional. Según Odracir Barquera, director de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), hasta ahora, estas preocupaciones carecen de fundamento, ya que no hay producción de autos chinos en México destinada a exportar a otros mercados.

"Como hemos dicho públicamente, no existe tal situación; es simplemente un discurso influido por el periodo electoral en Estados Unidos y promovido por sindicatos. No hay datos que respalden estos temores expresados en Estados Unidos", detalló el directivo en una conferencia de prensa.

Barquera destaca que, con la revisión del T-MEC prevista para 2026, es crucial impulsar la integración regional de México, Estados Unidos y Canadá, un bloque económico que ha operado conjuntamente durante más de tres décadas.

"Debemos pensar como el bloque regional que somos frente al resto del mundo, recordando que China no forma parte del T-MEC. Los miembros del tratado somos México, Estados Unidos y Canadá, y nuestra prioridad debe ser cómo podemos aumentar juntos la competitividad de América del Norte y proporcionarnos más herramientas para competir con otras regiones globales", añadió.

La disputa por el contenido regional

Además de las preocupaciones sobre China, la AMIA resalta el contexto del fallo del Panel de Solución de Controversias, favorable a las perspectivas de México y Canadá sobre la interpretación de las Reglas de Origen del Valor de Contenido Regional (VCR), en contraposición a la postura más estricta mantenida por Estados Unidos.

La resolución del panel bajo el T-MEC se emitió en diciembre de 2022, pero la postura de Estados Unidos parece no haber cambiado desde entonces. El Valor de Contenido Regional (VCR) es crucial, ya que los vehículos ensamblados deben cumplir con un porcentaje específico de componentes regionales para beneficiarse de la exención de aranceles.

De cara a las elecciones estadounidenses, Barquera destaca la postura conservadora típica de las autoridades del país vecino, que, aunque no sorprendente, ofrece un panorama desalentador para el comercio bilateral.

"Están básicamente confirmando abiertamente en su reporte que esta administración no considera conveniente cumplir con la resolución del panel sobre las reglas de origen automotriz emitida desde diciembre de 2022. Esto es desalentador en términos de cumplimiento de los mecanismos de solución de controversias del T-MEC", explicó.

Publicidad

Newsletter

Únete a nuestra comunidad. Te mandaremos una selección de nuestras historias.

Publicidad

Publicidad