Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Las novias se deshacen de la tradición y de los vestidos blancos

Aunque algunas novias no están listas para caminar al altar en ningún color más atrevido que el marfil, los nuevos tonos se hacen presentes
mar 09 noviembre 2010 07:06 AM
COLOR
NOVIA-VESTIDO-COLOR COLOR

En vez de intentar caber en cierto molde, Ariel Meadow Stallings cortó un vestido de graduación color verde limón que encontró en eBay, y lo combinó con un corsé azul tornasol.

Después de todo, era su boda. Quería verse y sentirse de lo mejor. “Eso significa poder usar los colores que mejor le vayan a tu piel y a tu cabello”, dijo.

Aunque la mayoría de las novias no están listas para caminar al altar en ningún color más atrevido que el marfil, la consultora nupcial Susan Rogers dijo que la industria de las bodas está cambiando el tono lentamente.

“En los últimos 10 a 15 años, todo pasó de blanco a marfil. Creo que se dieron cuenta de que no todas se veían bien de blanco. Ya nadie pide blanco; es una mala decisión”, dijo Rogers.

Aunque los vestidos verde limón -como el de Stallings- no llegarán a las tiendas de novia esta temporada, los diseñadores ya comienzan a jugar con tonos de rojo, azul hielo, grises y latte (parte de la paleta del beige).

“La gente comienza a abrirse más. Suele ser un cierto tipo de novia, normalmente en una segunda boda. Ya se casaron de blanco con el vestido tradicional y no quieren sentirse como una novia primeriza”, dijo Rogers.

Publicidad

Susie Collins usó un vestido azul rey en su segunda boda. La primera vez que se casó tenía 21 años y fue su madre quien planeó el evento; ella sólo seguía la tradición. “Mucha gente se queda con eso y no tienen un día feliz”.

En la primera mitad de 2010, el costo promedio de una boda aumentó 21.9%, a 23,867 dólares, según un informe de WE TV.

Rogers dice que ve cómo la gente intenta convencer a las novias para que elijan vestidos convencionales en Impressions, la boutique en la que trabaja en Atlanta, Georgia.

“La gente en el sur sigue siendo muy tradicional, y hay mucha presión por escuchar la opinión de mamá, pero muchas novias jóvenes buscan algo menos tradicional”, dijo.

Una novia que no se vio usando el mismo vestido fue Carolyn Gerin. De hecho, se veía a ella misma como la anti-novia, que también es el nombre de su serie de libros y sitio web para casarse de forma poco convencional

“El blanco es un color difícil para muchos cuerpos y tonos de piel, y la novia estadounidense promedio es mayor. La idea de casarse virgen y de blanco ya es un poco absurda”.

Gerin, quien combinó seda y chiffon en un vestido azul marino con un saco negro, dice que ser la anti-novia no es cuestión de ser diferente, sino de canalizar el estilo de vida, y si realmente quieres una boda súper tradicional, depende de ti.

Pero no hay reglas para que una boda entre a una u otra categoría. Natalie Bradley, de brideattraction.com dice que mucha gente da un ajuste a lo tradicional. A mucha gente le gusta la tradición porque se sienten cómodas con ella, pero quieren hacerla suya.

Bradley dice que una novia llegó a este punto usando un vestido blanco durante la ceremonia y uno rojo para la fiesta.

Para las novias que no pueden comprar más de un vestido, BreeAnn Gale de Pink Blossom Events, dice que algunas clientas han dado color a sus vestidos con fajas o listones, sobre todo novias audaces que quieren sobresalir.

Pero para Stallings, quien se inspiró para escribir el libro Offbeat Bride y lanzar un sitio web después de dar el sí bajo sus condiciones, todo es cuestión de ser fiel con uno mismo, incluso si esto significa usar un vestido verde limón, dice.

“No es rechazar la tradición, sino querer que tu boda refleje quién eres. Esto puede implicar usar colores”, dijo.

Stallings dijo que ha visto gente vestida de blanco en su propia boda sin saber realmente de quién es la boda.

“Una boda fuera de lo común no se trata de ser rebelde o de rechazar algo, sino de darse cuenta de que las imágenes en las revistas para novias no son lo tuyo”, dijo Stallings.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad