Publicidad
Revista Digital

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

'Winnie: La ópera', un reconocimiento a la ex esposa de Mandela

La obra explora un pasaje de la vida de la ex esposa de Mandela, quien adoptó una la lucha por la libertad de su país
vie 10 junio 2011 01:40 PM
mandela
winnie mandela mandela

La historia de su vida puede leerse como una película de Hollywood. Llenas de altibajos, no se puede negar que las experiencias de vida de Winnie Madikizela-Mandela, se prestan al drama.

Su vida tumultuosa divide a la opinión en Sudáfrica y este año es el centro de atención tanto en el escenario y como en la pantalla.

Una película biográfica de Hollywood, protagonizada por la actriz ganadora del Oscar Jennifer Hudson, está en las etapas finales de producción, y una ópera se estrenó en Pretoria, Sudáfrica, que cuenta la historia de una mujer que a menudo llega a los titulares de las noticias.

Ex esposa del ex presidente sudafricano Nelson Mandela , Madikizela-Mandela adoptó su lucha por la libertad como propia cuando fue él condenado a cadena perpetua en 1964, así se ganó el apodo de Madre de la Nación.

Una veterana miembro del partido político ANC también es una ex miembro del parlamento de Sudáfrica.

A ella la condenaron por secuestro en 1991 y por fraude en 2004, y la Comisión de Verdad y Reconciliación de Sudáfrica la acusó de abusos contra los derechos humanos durante los años del Apartheid.

Publicidad

Para el equipo detrás de Winnie: La ópera, era una historia que necesitaba ser contada. El programa escrito reza: “Ámala u ódiala... pero ven y escúchala”.

“Creo que comprensión de la mayoría de la gente de la historia de Winnie se ha basado en las citas de sus declaraciones en los medios de comunicación”, dijo el productor de la serie, Warren Wilensky. “Esta fue una persona que había personificado la lucha por la liberación en Sudáfrica y muy poca gente conoce su historia”.

Hace cuatro años, Madikizela-Mandela tenía la esperanza de viajar a Canadá para asistir a otra ópera sobre su vida, mostrada en Toronto, pero se le negó una visa debido a sus antecedentes penales.

El mismo equipo detrás de esa producción, el cineasta Wilensky y el compositor y músico nacido en Sudáfrica Bongani Ndodana Breen, recompusieron completamente el espectáculo y lo llevaron hasta ella.

“Ella es un personaje perfecto para un drama”, dijo la periodista Anne Marie du Preez Bezdrob. La película Winnie, protagonizada por Hudson y que se estrenará en septiembre, se basa en su libro Winnie Mandela. A Life

“A la edad de 76 años, después de una vida que puede ser leída como una obra de Shakespeare , después de dificultades y sufrimientos que habrían destruido a la mayoría de la gente, y muchos intentos de destruirla, ella está resurgiendo como una fuerza política viable”, agregó.

No obstante, Mandela aseguró que no apoya la película, aunque aclaró que no tiene que ver con la protagonista Jessica Hudson. Winnie ha causado controversia no sólo porque una estadounidense hará el papel principal y no una sudafricana, sino porque Mandela ha impedido a toda costa su filmación.

“No fui consultada”, dijo a CNN. “Aún estoy viva, y creo que es un falta de respeto venir a Sudáfrica, hacer una película sobre mi lucha y llamarla con una cierta traducción a una romántica vida de Winnie Mandela”.

Aunque el director Darrell Roodt ha descrito al film como la "última película de mujeres" y "una impresionante historia de amor", Mandela dijo que el film es un "insulto". "No sé qué podría ser romántico en nuestra amarga lucha”.

Mientras, la ópera, interpretada en una mezcla de inglés y xhosa, acaba de terminar su recorrido en Pretoria, y hay planes para llevar la gira a nivel mundial.

“Quería contar una historia global”, dijo Wilensky. “A la vez, Winnie era un gran icono heroico, pero también una madre soltera y veinteañera atrapada en extraordinarios tiempos y circunstancias.

“Esencialmente no estamos contando la historia de una gran heroína, sino más bien la historia de nuestra condición humana. Es una historia universal acerca de nuestra propia humanidad”, continuó.

Madikizela-Mandela estaba en la audiencia la noche del estreno del espectáculo en el Teatro del Estado de Sudáfrica, en Pretoria. La esposa de Mandela preguntó a Wilensky si podía dirigirse a la audiencia y al reparto al final de la actuación.

“Ella dijo que había recibido reconocimientos y elogios de todo el mundo, pero este era el mayor elogio que había recibido nunca”, dijo. "Lo llamó un retrato exacto de los tiempos muy oscuros en la historia de nuestro país”.

Madikizela-Mandela también hizo referencia a la historia del teatro como un establecimiento sólo para blancos.

Acercar la ópera a un público principalmente negro es algo que Wilensky espera lograr con la producción.

“Nunca antes una ópera local había tenido una mayoría de un público negro sudafricano en la audiencia”, expuso. “Espero que esta tendencia continúe; al hacerlo, estamos introduciendo una forma no tradicional de una forma de arte tradicional a un nuevo público”.

Es también una historia que los organizadores de la ópera sentían que debía ser compartida con los jóvenes en el Sudáfrica.

Esta historia es parte de nuestra historia de Sudáfrica ”, mencionó Tsakane Maswanganyi, la soprano nacida en Soweto, que asumió el papel de Madikizela-Mandela.

“Es parte de mi historia; mucho de ella es con la que crecí, pero también tuve que aprender mucho”, añadió.

La historia se centra en un solo día en la vida Madikizela-Mandela cuando es llamada como testigo a la Comisión de Verdad y Reconciliación de Sudáfrica post-apartheid . Durante la audiencia se le pidió disculparse por los abusos a los derechos humanos.

La ópera examina cómo llegó a ese lugar y el momento de la historia. A pesar de su reputación feroz, los productores dicen que ella no hizo ningún intento de cambiar el contenido de la interpretación.

A medida que Wilensky y su equipo trabajan en llevar el espectáculo a un mercado internacional, él dice que no son las buenas críticas lo que lo motiva.

"Las personas que han vivido la historia han venido a nosotros y nos han dicho que es fiel a su propia experiencia en aquellos tiempos. Algunos incluso lo han llamado una sanación personal", dijo.

“¡Qué honor ser parte de una forma de arte que ha ayudado a la gente a sanar el dolor emocional”.

No te pierdas de nada
Te enviamos un correo a la semana con el resumen de lo más importante.

¡Falta un paso! Ve a tu email y confirma tu suscripción (recuerda revisar también en spam)

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad