Publicidad
Publicidad

Nuestras Historias

Pura pantalla

Las películas animadas apuestan a la mercadotecnia para hacer del cine mexicano un buen negocio.

Cuando Fernando de Fuentes llevó ‘Magos y gigantes’ a la pantalla grande -calculó que las ganancias en taquilla serían de 17 millones de pesos. No fue -así: alcanzaron sólo la mitad. Con ello, la casa distribuidora 20th Century -Fox recuperó su inversión en 200 copias y publicidad, pero de los costos de -producción ni hablar.

- De Fuentes no se amilana. Sabe que la película que estrenó en noviembre de -2003 tenía que pagar el precio de ser su ópera prima y la primera producción -animada después de casi 20 años de inactividad en una industria cuyo último -estreno fue ‘Katy, la oruga’, en 1984. Los planes de su empresa, Anima -Estudios, de hacer una película tras otra no cejan y persiste su idea y la de -sus socios de no morir en un solo esfuerzo. “Nuestro objetivo es seguir -haciendo películas animadas hasta tener una masa crítica que nos permita ser -rentables”, dice. Si de varias cintas una es exitosa, ésta saca la inversión -de las demás. De ahí que se haya estrenado ‘Imaginum’ en agosto y que se -esté produciendo una tercera: ‘Guacamayo bajo cero’. De Fuentes espera -además que ‘Magos y gigantes’ genere todavía recursos, ya que se recupera -85% de la inversión en los primeros cuatro años, con la exhibición en otros -países, en televisión y con la venta de DVD. La apuesta al cine animado ha -trascendido las paredes de Anima Estudios. Una cuarta cinta está en ciernes. Se -trata de ‘Una película de huevos’, de Rodolfo Riva Palacio, que nace de los -personajes que creó con su hermano Gabriel en 2000, huevos animados que son los -protagonistas de la página de internet Huevocartoon.com.

- Con una inversión de 15 millones de pesos, está previsto que se estrene el -próximo verano, al igual que la tercera producción de Anima Estudios. Si así -ocurre, entre 2003 y 2006 habrán llegado a pantalla cuatro cintas de -animación, hecho insólito, pues las producciones que les anteceden se lanzaron -en un lapso de 10 años: antes de ‘Katy, la oruga’ aparecieron ‘Los tres -Reyes Magos’ (1974) y ‘Los supersabios’ (1978). Existen además otros tres -proyectos de productores distintos que están en fase de preproducción.

- El escenario no es halagüeño, pero sí conocido para los realizadores. -Producir cine en México ha probado no ser rentable, sin importar el género. De -otro modo no se explica que la industria nacional estrene en promedio 18 -películas anualmente. Mientras en el espectro internacional 66% de las cintas -que se llevan a la pantalla grande son exitosas, en México una o dos de cada 10 -producciones recuperan su inversión con una pequeña ganancia para los -productores. El cine mexicano es buen negocio, pero no para ellos. “En México -la distribución es muy desproporcionada a favor del exhibidor. No hemos -encontrado un punto de equilibrio que beneficie a la producción nacional”, -señala Víctor Ugalde, secretario general de Fondo de Inversión y Estímulos -al Cine (Fidecine). La exhibición se concentra en cuatro empresas que controlan -3,490 salas y se quedan con cerca de 65% de lo que una cinta hace en taquilla. -El resto se va a la distribuidora, que entre su comisión y la recuperación de -su inversión en copias y publicidad, se lleva 30 ó 35%. “La regla es que -como distribuidor no reparto al productor hasta que no termino de ver mi costo. -La distribuidora no pone en riesgo su dinero, es como un banco que le presta al -productor para lanzar su película”, explica Abraham Haneine, director de -Administración de Filiales de Televisa, que a través de Videocine es -distribuidora de ‘Imaginum’ y coproductora de ‘Una película de huevos’.

- De lo que sobra se recupera el costo de producción y si es posible el -productor obtiene sus regalías. Y eso si la taquilla fue buena. “Para los -parámetros actuales del cine mexicano, el que una película pueda recuperar -sólo su inversión ya es positivo”, menciona Mauricio Durán, director -adjunto de Buenavista Columbia, con 19 años de experiencia en el lanzamiento de -películas.

- El secreto es... para toda la familia
-
En este contexto, ¿qué resortes impulsan a las nuevas cintas de -animación? No hay garantía de nada, dice Durán, pero sí ciertos indicadores -que si se siguen pueden dar buenos resultados. “Sabemos quién es el público -que va al cine, cuáles son sus géneros favoritos. Es mejor apostarle a un -rango más amplio de audiencia, de ahí que las películas familiares sean las -que más gente meten al cine”. Si son siete millones de personas las que -asisten regularmente a las salas, la apuesta es al género que atrae a la mayor -parte de ellas.

Publicidad

- Con ‘Imaginum’, Anima Estudios se ha cuidado de no cometer el mismo error -que con ‘Magos y gigantes’, la cual quedó en un público de hasta seis -años. La nueva producción pretende captar la atención de niños de cinco y -hasta 15 años, así como entretener a los adultos. “Por eso incluimos como -una de las voces a Eugenio Derbez”, refiere De Fuentes.

- Riva Palacio calcula que ‘Una película de huevos’ podrá atraer a cuatro -millones de personas por tratarse de un concepto conocido y gracias a la doble -lectura que tiene el guión: interesará a los adolescentes que consumen los -chistes de la página electrónica, hará reír a los adultos con el doble -sentido y los niños de nueve años en adelante se entretendrán con las -aventuras de los personajes.

- El costo promedio de películas mexicanas es de 15 a 20 millones de pesos, -mientras que las producciones taquilleras de EU están arriba de los 400. “Se -toma en cuenta que una película de mucho menor presupuesto tiene que hacer -menos en taquilla. Los recursos son tamaño México”, aclara Haneine, de -Filiales de Televisa.

- Taquilla vs. publicidad
-
Por lo general, las películas dependen 85% de su exhibición en cine y 15% -de ventas de DVD, televisión abierta y de paga. En Estados Unidos la situación -es distinta. Según datos de la industria, la venta de DVD llega a representar -49%, la taquilla 20% y la televisión 29%. Además 50% de esa recuperación se -logra en otros países.

- La estrategia de Anima Estudios aún no prueba ser exitosa, pero es clara: no -apostar sus ingresos a la taquilla y buscar su internacionalización, mantener -presupuestos conservadores tanto en la producción como en el lanzamiento, y -buscar alianzas estratégicas en promoción y publicidad para apalancar su -inversión.

- Esta firma planea recuperar sólo 40% del costo de ‘Imaginum’ con la -venta de boletos, otro 30% de su exhibición en otros países a través de -festivales y en mercados como el estadounidense. “El mercado hispano es casi -del tamaño del mexicano en espectadores y con un poder adquisitivo tres veces -mayor”, refiere el productor. Además, la mitad de la inversión en el -lanzamiento, 2.5 millones de pesos, se dirige a publicidad y mercadotecnia. Un -monto también conservador, señala Carlos Jiménez, director de Mercadotecnia -en Videocine. Es posible hacerlo así gracias a los descuentos en publicidad de -radio y televisión que tiene por ser una filial de Televisa.

Publicidad

- Mercadotecnia a cuadro
-Un factor de éxito en las películas de animación estadounidenses es la -expectativa que generan a través de la publicidad y los productos que permean -casi de forma natural al mercado mexicano. Disponer de recursos limitados llevó -a Anima Estudios a buscar alianzas comerciales con alrededor de 15 marcas -distintas que han hecho productos y promociones con los protagonistas de su -segunda cinta. Elaboración de tarjetas telefónicas con sus personajes, la -venta de combos en las dulcerías de los cines, camisetas de la película en la -compra de otros productos. Pero quizá la más vistosa sea una paleta helada de -Nestlé llamada Dedo Imaginum. “Las promociones sirven como recordación y los -materiales alrededor de la promoción nos dan imagen”, dice Rossana Estrada, -vicepresidente de Mercadotecnia de Anima Estudios. Los acuerdos son una cesión -de derechos para usar los personajes, más que una venta de licencias. A cambio, -la marca invierte en la promoción. “Hay mucho interés en que marcas como -Nestlé se identifiquen con personajes locales”, afirma Alfonso Díaz, gerente -de la línea infantil de la compañía de helados. A diferencia de los -extranjeros, los estudios nacionales son más flexibles en cuanto al uso de sus -personajes. “La productora me dio la oportunidad de sacar un comercial donde -los personajes tocan mi producto y se lo comen”, señala Díaz.

- Incluir marcas dentro de la cinta, estrategia conocida como product -placement, es una alternativa para amortizar costos. En ‘Imaginum’, este -recurso se usó con marcas como Bimbo e Intel y llegó a pagar 9% de la -producción, pero “puede llegar a representar hasta 20%”, refiere De -Fuentes. La productora les ofreció cinco millones de impactos visuales en cine, -video y televisión.

- Cuando se trata de personajes ya posicionados, el merchandising y la -venta de licencias, cuyo mercado es de cerca de 2,500 millones de dólares, son -otros de los medios a los que pueden recurrir los productores para generar -recursos. Es el caso de los personajes de Huevocartoon. En 2002 la -comercializadora de licencias Tycoon Enterprises compró los derechos de sus -personajes para venderlos a licenciatarios que hicieron cuadernos, plumas, -peluches y hasta pantallas para celulares. Hoy 18 licenciatarios crean con los -huevos más de 40 productos distintos. Para Riva Palacio está claro que el -negocio como productor no está en la cinta, sino en lo que se generará -alrededor de ella. “Las ganancias vendrán de posicionar el concepto en otros -países y vender licencias”, advierte.

- Sabritas, por ejemplo, elabora con los personajes estampas que incluye en sus -bolsas. En una primera etapa, de dos meses, se incluyeron en 100 millones de -bolsas de frituras. La cantidad se duplicó en las dos temporadas siguientes. -“Por Doritos nos llegaron a conocer no sólo en internet, sino en la sierra -más lejana”, refiere Riva Palacio. Además, Doritos incrementó 40% sus -ventas con los Huevocartoon, en momentos que competía con productos de -películas como ‘Harry Potter’, ‘Shrek’ y ‘El Hombre Araña’.

- La imaginación está puesta a volar no sólo para hacer animaciones de -calidad y atractivas para un público acostumbrado a producciones de EU o -niponas, sino para hacer rentables las inversiones en producción y publicidad -en una industria de por sí riesgosa.

- “Es prematuro medir los resultados como negocio”, señala De Fuentes. -Éstos, dice, se evalúan en los primeros cinco años de vida de una empresa. -Van tres, desde la fundación de Anima Estudios. En cuanto al proyecto de -huevos, Riva Palacio resume: “No somos ejemplo de éxito en el sentido -financiero, pero es posible que lo seamos si entramos al mercado internacional”.

Publicidad

¿Tienes poco tiempo?
Infórmate en menos de cinco minutos de lo más importante del día.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad
Publicidad